El Ayuntamiento de Huelva retoma los trabajos para sacar a los fusilados y enterrados en La Soledad

Los familiares de los mineros sepultados solicitaron la exhumación de las fosas

El Ayuntamiento de Huelva y la Asociación Memoria Democrática retomarán los trabajos de exhumación de los sepultados en el cementerio de La Soledad, entre los que se encuentran los mineros Pedro Masera y Enrique Herrada, tras recibir una nueva subvención de 100.000 euros por parte del Ministerio de la Presidencia con las Cortes y Memoria Democrática.

El alcalde de Huelva, Gabriel Cruz, ha recibido en el Ayuntamiento al secretario de Estado de Memoria Democrática, Fernando Martínez, con quien ha tenido la oportunidad de poner en común y valorar los futuros trabajos que se llevarán a cabo para la localización, delimitación y exhumación de las fosas situadas en el cementerio municipal, donde se habrían inhumado una serie de víctimas de la represión franquista y cuyos familiares han solicitado al Consistorio su localización y exhumación. Igualmente se intervendrá en un área con fosas ya documentadas y situadas en el Patio segundo del Sector de San Juan.

Entre los sepultados se encuentra el minero Pedro Masera, que fue el primer minero ejecutado que se buscó en el Cementerio de la Soledad de Huelva. A pesar de que los equipos forenses hallaron restos humanos, las pruebas de ADN certificaron que finalmente no era el minero ejecutado en 1938. Por su parte, Enrique Herrada, natural de Cerro del Andévalo, era calderero en la Cuenca Minera y también fue sentenciado a muerte en 1938, según los archivos sobre la Memoria Histórica.

De esta forma, tal como ha puesto en valor el alcalde de la capital en esta reunión, se podrá dar continuidad a los trabajos enmarcados en el ‘Plan de Recuperación de Memoria Democrática’ de la FEMP, centrado en la delimitación e investigación de las fosas comunes provenientes de la Guerra Civil y la Dictadura.

Mediante este proyecto se reconoce también el compromiso del Ayuntamiento de Huelva en su empeño por llevar a cabo unas actuaciones a favor de la concordia, la unidad, el respeto y la dignidad de los ciudadanos. A su vez, se responde a la vocación de este equipo de Gobierno de dar cumplimiento a la Ley de Memoria Histórica y a la obligación moral de todas las administraciones de contribuir a pasar página desde la dignidad de aquellos que la perdieron, porque no se les reconoció y se les cerró la oportunidad de reclamar el derecho a la justicia.

En concreto, la actuación onubense se centra en la investigación histórica y documental, a través del desarrollo de catas, de las fosas comunes existentes en el cementerio de la capital, con el objetivo de delimitar su superficie y conocer la forma en que los cuerpos fueron enterrados, en cuanto a su disposición y proceder.

CGT solicita la exhumación de los mineros sepultados en la fosa de la Soledad

Pedro Masera y Enrique Herrada fueron ejecutados en 1938

El sindicato CGT ha solicitado la exhumación de los restos de los mineros Pedro Masera Polo (El Cerro del Andévalo) y Enrique Herrada Domínguez (Minas de Riotinto), víctimas represaliadas y asesinadas durante la dictadura, que se encuentran en una fosa del cementerio de Nuestra Señora de Soledad de Huelva.

Según ha informado el sindicato a Tinto Noticias, la petición se ha realizado, a través del Ministerio de Presidencia, en nombre de los descendientes de los enterrados como primer paso para el cumplimiento de lo establecido en la Ley 20/2022 de Memoria Democrática.

Las familias de estas víctimas se han puesto en contacto con el sindicato, que acusa al Ayuntamiento de Huelva de “pasividad a pesar de estar localizadas las fosas a las que fueron arrojados los cuerpo”. El sindicato ha recordado que los trabajos de exhumación se iniciaron en el pasado pero que “quedaron incompletos y paralizados, dejando a las familias sin ningún tipo de solución a pesar de que diferentes normas avalaban la continuación de las exhumaciones”.

En la recientemente aprobada Ley de Memoria Democrática se establece la obligación de la Administración de llevar a cabo las labores de exhumación como una parte más de la justicia para con las víctimas de la Dictadura, pero en este caso, añade CGT, el Ayuntamiento de Huelva, a través de la Concejalía de Hábitat urbano e infraestructuras, responsable de llevar a efecto este cometido, “han decidido desoír a las familias en las reuniones mantenidas y dilatar sin fecha el cumplimiento de la normativa legal”.

Tras petición de los familiares de los fusilados Pedro Masera y Enrique Herrada la organización sindical se ha dirigido a la Alcaldía para pedir información sobre sus exhumaciones y para recordarle “la obligación de la administración de recuperar los restos de estas personas represaliadas, pero hasta este momento, desde la alcaldía o desde ninguna otra concejalía se ha dado contestación a la petición de cita”.

En ese sentido, en sindicato ha insistido en que “por mucho que quieran ponerse impedimentos al objetivo final de resarcir a las familias de las víctimas a través del silencio a sus peticiones, las reclamaciones continuarán hasta conseguir que por fin se cumpla con la Ley”.

Pedro Masera fue el primer minero ejecutado que se buscó en el Cementerio de la Soledad de Huelva. A pesar de que los equipos forenses hallaron restos humanos, las pruebas de ADN certificaron que finalmente no era el minero ejecutado en 1938. Por ese motivo, la familia ha solicitado que se continúen con los trabajos que quedaron inconclusos.

Por su parte, Enrique Herrada, natural de Cerro del Andévalo, era calderero en la Cuenca Minera y también fue sentenciado a muerte en 1938, según los archivos sobre la Memoria Histórica.

CGT Huelva considera que la petición de exhumación es un paso más dentro de todo el trabajo que se está realizando por parte de muchas organizaciones desde hace décadas, lo cual demuestra “que no ha sido precisamente dejación de los colectivos memorialistas el hecho de que a día de hoy sigan existiendo decenas de miles de víctimas en cunetas y fosas, muchas de ellas identificadas y reclamadas por sus familiares”, han señalado.

Para CGT Huelva es inexplicable, como así se ha denunciado desde estamentos internacionales, que a día de hoy “España siga ostentando el extraño honor de estar situada entre los tres primeros estados a nivel mundial en número de desaparecidos”.

Proyectos como ‘Todos los nombres’, recalcan, dan cuenta de «miles de víctimas de la dictadura, algo que tiene que hacernos reflexionar sobre la dimensión del problema que supone no actuar, como lleva haciendo el Ayuntamiento de Huelva, durante décadas». En su página web todoslosnombres.org pueden localizarse más de cien mil represaliados y represaliadas de la dictadura, muchos de ellos en de la provincia de Huelva.

García Márquez presenta hoy su último libro sobre la represión militar judicial en Huelva

‘Las tapias judiciales’ será presentada este lunes en el Salón de Plenos de la Diputación Provincial

El historiador José María García Márquez presenta este lunes 19 de diciembre su nuevo libro de investigación en materia de Memoria Democrática en la provincia de Huelva. Se trata de ‘Las tapias judiciales: la represión militar judicial en Huelva (1936-1950)’, título de esta nueva obra de este reconocido investigador sevillano cuyo trabajo específico se ha centrado en los últimos años en la represión militar franquista en Sevilla y Huelva.

Publicada por la Editorial Aconcagua, el libro es «un magnífico estudio sobre la represión judicial militar en Huelva, lo que convierte a la provincia en una de las mejores estudiadas no ya de Andalucía sino de todo el país», tal y como destaca el también historiados Francisco Espinosa, a quien está dedicada la obra.

«La riqueza de su investigación proviene del manejo de la documentación primaria, que aún siendo de parte nos sorprende por permitir asomarnos al abismo del terror impuesto por los golpistas a través de las normas que aplicaron desde el primer momento», prosigue el propio Espinosa.

Por su parte, el reputado historiador británico Paul Preston valora que el nuevo libro de García Márquez «añade más detalle a una historia terrorífica que parece un cuento sin fin», tras lo que subraya que «entre sus aportaciones está la revelación del papel de un compinche de Queipo de Llano, el teniente coronel Fermín Hidalgo Ambrosy, en la represión en la provincia de Huelva».

La obra será presentada este lunes a las 19.00 horas en el Salón de Plenos de la Diputación Provincial de Huelva, donde el autor será presentado por el presidente de la Asociación de Memoria Histórica de la Provincia de Huelva (Amhph), Fernando Pineda.

Sobre José María García Márquez

José María García Márquez es un investigador e historiador sevillano cuyo trabajo se ha centrado en los últimos años en la represión militar franquista en Sevilla y Huelva, documentada principalmente en los archivos judiciales militares. Colaborador de numerosas asociaciones y organizaciones memorialistas, ha participado en los últimos años en más de 150 jornadas, charlas y seminarios divulgativos sobre la represión. Un importante número de artículos, ponencias y comunicaciones, así como varios libros, corroboran su activa dedicación a la historia del golpe militar, la represión y la posguerra.

Entre esos trabajos destacan libros publicados de investigación local en La Puebla de Cazalla, Albaida del Aljarafe, Castilleja de Guzmán, Villamanrique, Salteras, El Castillo de las Guardas, Tocina, Morón de la Frontera (en colaboración con Miguel Guardado) y Arahal. Otros trabajos específicos sobre la UGT de Sevilla (1936-1950) (Fudepa, 2007), Trabajadores andaluces muertos y desaparecidos del ejército republicano (1936-1939) (Fudepa, 2009) y Las víctimas de la represión militar en la provincia de Sevilla (1936-1963).

Además, es coautor en libros como La resistencia en Sevilla. Un intento de derrocar a Queipo (Aconcagua, 2013), Objetivo Ronda (Aconcagua, 2014) y Lugares de la memoria (Aconcagua, 2014), y cuenta con otras participaciones junto al historiador Francisco Espinosa, como La gran represión (Flor del viento, 2009), Violencia roja y azul (Crítica, 2010), Por la religión y la patria (Crítica, 2014), Checas: Miedo y odio en la España de la guerra civil (Ediciones Trea, 2017).

Sus últimos trabajos han sido La “Semana sangrienta” de julio de 1931 en Sevilla (Aconcagua, 2019) y, junto a Miguel Ángel Harriero, el informe sobre Las fosas comunes del Cementerio de la Soledad y la represión militar en Huelva (1936-1944) (Diputación de Huelva, 2019).

Asimismo, ha elaborado varios trabajos para la Comisaría de Memoria Histórica de la Junta de Andalucía y ha catalogado y digitalizado numerosos procedimientos de la justicia militar en el Tribunal Militar Territorial Segundo de Sevilla, entre ellos la totalidad de los procedimientos de la provincia de Huelva. Ha sido miembro de la comisión de expertos sobre Lugares de Memoria de la Junta de Andalucía y fue comisario de la exposición Huelva: La guerra civil en sus documentos (2009), que ha recorrido numerosos pueblos de la provincia.

La historia de una mujer onubense en la guerra civil se lleva el Premio Diego Díaz Hierro

Una obra de Silvia Suárez Cañavate logra el ilustre galardón convocado por el Ayuntamiento para fomentar la investigación sobre aspectos desconocidos de la historia de Huelva

Después de una ardua deliberación, el jurado del XXII Premio de Investigación Diego Díaz Hierro, galardón que impulsa el Ayuntamiento de Huelva, ha elegido como obra ganadora de esta edición de 2022 un trabajo de Silvia Suárez Cañavate que lleva por título ‘La Historia tras los ojos de mi bisabuela. El papel de las mujeres en la Guerra Civil española y la posguerra mediante la autobiografía’.

Como ha destacado el alcalde de Huelva, Gabriel Cruz, “estamos ante un trabajo de un gran valor documental y de una original temática, al profundizar de forma especial en la figura y trascendencia de una mujer onubense en esta época de nuestra historia”. De esta forma, “esta publicación permite reafirmar que Huelva dispone de grandes investigadores y profesionales que son los idóneos para rebuscar en el pasado de onubenses cuya trayectoria vital merece ser contada para perpetuar el futuro de una ciudad que es muy rica en muchos aspectos, ya sean antropológicos, patrimoniales, o en cuanto a costumbres”.

El XXII Premio de Investigación Diego Díaz Hierro, dotado con 4.000 euros y la publicación del trabajo, ha sido concedido este año a Silvia Suárez Cañavate. Una joven autora onubense de 26 años, que es grado en Educación Primaria, máster en Innovación Pedagógica y Liderazgo Educativo y máster en Estudios de Género, Identidades y Ciudadanía.

El jurado de esta XXII edición -presidido por el teniente alcalde de Cultura y compuesto por los docentes de la Universidad de Huelva Consuelo Domínguez, profesora titular del Departamento de Didáctica de las Ciencias y Filosofía, y Miriam Martín, directora de la Unidad de Cultura Científica de la Onubense, siendo secretaria del mismo Luisa Borrallo, jefa de sección del Archivo y Bibliotecas Municipales- ha valorado apartados de la obra ganadora como la actualidad de la metodología, la relevancia, la estructuración y la contextualización. Así, se trata de un estudio sobre las experiencias y aportaciones de las mujeres durante la Guerra Civil española y la posguerra, centrado en el género autobiográfico, lo que permite acercarse a la vida y al pasado no de una figura histórica, sino de una mujer anónima onubense, Blanca Gómez Santos (1902-1987), que tuvo que hacer frente a innumerables retos, desdichas y situaciones complicadas a lo largo de su existencia.

Cabe señalar que cinco trabajos han optado al XXII Premio Diego Díaz Hierro de Investigación, un certamen convocado por la Concejalía de Cultura del Consistorio onubense que tiene como objetivo llevar al gran público y rendir homenaje a la memoria de Diego Díaz Hierro, fomentando la investigación sobre aspectos desconocidos o poco estudiados, relacionados con la historia, arqueología, arte, urbanismo, sociología, antropología, costumbres populares, folclore, lingüística y literatura de la ciudad de Huelva y su entorno.

Las obras presentadas en el Archivo Municipal de Huelva han tenido que cumplir con una serie de requisitos, entre los que se encuentran el tratarse de estudios inéditos, que no hubiesen sido galardonados en otros concursos, así como que no estuvieran pendientes del fallo del jurado en cualquier otro certamen. Finalmente, hay que señalar que, tal como se recoge en las bases, la autora de la obra premiada cederá sus derechos al Ayuntamiento durante dos años a partir de la publicación del trabajo, que tendrá lugar en la próxima Feria del Libro de Huelva.

Alumnos del Pedro Gómez llevan su documental sobre la antigua cárcel a las II Jornadas de Memoria

La película analiza la represión sufrida por el colectivo lgtbiq+ con testimonios e intervenciones de varios investigadores

Los alumnos y alumnas del Instituto de Enseñanza Secundaria (IES) Pintor Pedro Gómez que elaboraron un documental sobre la antigua cárcel de Huelva han presentado su trabajo en las II Jornadas de Educación y Memoria Democrática, un evento organizado por la Diputación Provincial y la Universidad de Huelva (UHU) que durante estos días se está celebrando en las instalaciones de la Onubense.

Tal y como ya informó TINTO NOTICIAS, el objetivo del documental es destapar los horrores acontecidos en la antigua prisión durante la guerra civil y la dictadura franquista de una forma rigurosa y veraz y, con ello, arrojar luz sobre uno de los más graves episodios de represión que haya sufrido nunca el colectivo lgtbiq+.

‘Ley del silencio’ es el título de este trabajo que ya está a punto de ver la luz y que desvela la verdad sobre lo que esconden los muros de la antigua cárcel de Huelva, una verdad que “los jóvenes de hoy en día no conocen” porque “nadie nos la enseñó”, señalan los creadores del documental, quienes atribuyen este desconocimiento a que siempre ha imperado “la ley del silencio”.

La grabación y montaje de la película han supuesto un año de trabajo, concretamente desde noviembre de 2021, cuando estos alumnos y alumnas de Primero C del Bachillerato de Artes Escénicas toman la iniciativa durante una clase de la asignatura de Historia del Mundo Contemporáneo, impartida por la profesora del centro educativo onubense e historiadora del arte Bárbara Yáñez Feria, que ha ejercido de directora del documental.

La película, que también aborda el aspecto patrimonial de la antigua cárcel, cuenta con las intervenciones de cinco expertos y expertas que desvelan sus investigaciones sobre los hechos ocurridos en aquella prisión onubense: el profesor de la Universidad de Valdivia (Chile) Pedro Feria, el profesor de la Universidad Pablo de Olavide Rafael Cáceres, la profesora de la Universidad de Huelva Asunción Díaz y las investigadoras onubenses sobre Memoria Histórica Felicidad Mendoza y Luna del Rocío Mazo.

Además, el documental recoge testimonios de personas que vivían junto a la cárcel antigua durante aquellos sucesos, como Amparo, una mujer de 90 años que entonces desconocía lo que estaba ocurriendo a unos metros de su casa, tal y como explica la propia Yáñez, que ha mostrado su agradecimiento a los investigadores e investigadoras y a todas las personas que han participado y colaborado para que esta película vea la luz.

La profesora explica que los recursos con los que han trabajado los alumnos y alumnas han sido “limitados”. Las grabaciones se han realizado con un iPhone, lo que, no obstante, no impide que todos estén “muy satisfechos” con el resultado. Además, el día que grabaron en las instalaciones de la antigua cárcel tenían “muy poco tiempo” para ello, pero “salió bastante bien”, destaca.

Los artífices del documental son alrededor de 15 alumnos y alumnas del referido instituto onubense, con quienes ha contactado TINTO NOTICIAS para dar a conocer su proyecto. Entre ellos se encuentra Sara Muñoz, directora técnica de la película, para quien la experiencia ha sido “muy interesante”. “Los jóvenes de hoy no saben lo que ocurrió en las paredes de esa cárcel”, por lo que “lo hemos trabajado bastante y con muchas ganas”, subraya.

La imagen del documental es Vanessa Garrido, que asegura haber vivido una “experiencia increíble”. Le dio “mucha impresión” descubrir esta historia “que no nos habían contado” y que “debemos conocer”, motivo por el que este proyecto es “muy importante”, destaca esta estudiante que además ha vivido todo el proceso con una especial implicación personal. “Como persona que pertenece al colectivo Lgtbiq+, a mí me habría ocurrido lo mismo”, confiesa.

Luis Burtea es el narrador y el cámara del documental y coincide con sus compañeros y compañeras en que se trata de un proyecto “muy importante”. “Hemos descubierto cosas de las que no se quiere hablar y hemos querido aportar información 100 por 100 verídica”, para lo que “hemos tenido la oportunidad de entrevistar a muchos especialistas en el tema desde varios puntos de vista”, detalla.

El encargado de las funciones de community manager ha sido Miguel Valerio, para quien la experiencia ha sido “bastante interesante”. “Yo vivo al lado de la cárcel antigua y no conocía estos hechos”, por lo que “queríamos hacer saber a los jóvenes lo que ocurrió”, asegura, tras lo que aplaude el éxito de las publicaciones sobre el documental que ha ido realizando en la página de Instagram @BaeHuelva.

Por último, todos coinciden en que “sentimos miedo dentro de la cárcel al ver todo en ruinas”, lamentan estos alumnos y alumnas del IES Pedro Gómez de Huelva, para quienes “es triste ver cómo algo con tanta historia está así”. Es “una falta de respeto a las víctimas”, concluyen.

El documental será estrenado en breve y proyectado en otros centros educativos de Huelva. De momento, los lectores de TINTO NOTICIAS pueden ver el último spot de la película a través de este enlace.

Huelva se suma al primer Día de homenaje a todas las víctimas de la Guerra Civil y la Dictadura

La presidenta de la Diputación da lectura al manifiesto que declara la nueva conmemoración el 31 de octubre

La presidenta de la Diputación, María Eugenia Limón, ha dado lectura a un manifiesto con motivo del Día de recuerdo y homenaje a todas las víctimas del golpe militar, la Guerra Civil y la Dictadura, que se conmemora por primera vez el 31 de octubre tras la aprobación por las Cortes Generales el pasado 19 de octubre de la Ley 20/2022 de Memoria Democrática. La Ley también declara el día 8 de mayo de cada año como Día de recuerdo y homenaje a los hombres y mujeres que sufrieron el exilio como consecuencia de la Guerra y la Dictadura.

Limón ha subrayado que la Diputación está trabajando, desde el Comisionado de Memoria Democrática, “para sensibilizar y concienciar sobre esta barbarie que sufrió la provincia de Huelva durante la dura represión y para conseguir desde las administraciones públicas que esa verdad, esa justicia y esa reparación llegue a toda la ciudadanía, para que esa realidad no se vuelva a repetir”.

En el acto, celebrado en el patio de la institución provincial, han estado miembros del Congreso de los Diputados y del Parlamento de Andalucía, así como alcaldes, concejales y concejalas de Huelva capital y de varios ayuntamientos de la provincia, así como representantes de asociaciones memorialistas.

Según el manifiesto, la Diputación de Huelva comparte los principios del Derecho Internacional Humanitario de verdad, justicia, reparación y garantías de no repetición que deben presidir las políticas públicas relativas a la memoria democrática. La conmemoración de este día de recuerdo contribuye al deber de memoria para que las violaciones de derechos humanos que se produjeron durante el golpe de Estado de 18 de julio de 1936, la Guerra y la Dictadura, no puedan volver a repetirse. “Contribuye así a mantener vivo el recuerdo del significado y la trascendencia de los traumáticos hechos acaecidos, y preserva en la memoria colectiva los desastres de la guerra y de toda forma de totalitarismo, así como la reparación de la dignidad de las víctimas, tanto entre la ciudadanía actual como en la del futuro”.

Por ello, la Diputación Provincial de Huelva manifiesta su compromiso de adherirse a la conmemoración anual del 31 de octubre como Día de recuerdo y homenaje a todas las víctimas del golpe militar, la Guerra Civil y la Dictadura, “así como disponer anualmente, desde este 2022, todos aquellos actos, actividades o acciones de difusión que estime oportunos y sean adecuados a los fines del 31 de octubre como Día de recuerdo y homenaje a todas las víctimas del golpe militar, la Guerra Civil y la Dictadura”.

Asimismo, la Diputación de Huelva se adhiere a la conmemoración anual del día 8 de mayo de cada año como Día de recuerdo y homenaje a los hombres y mujeres que sufrieron el exilio como consecuencia de la Guerra y la Dictadura, comprometiéndose a realizar actividades o acciones de difusión que estime oportunas y sean adecuados a los fines del 8 de mayo como Día de recuerdo y homenaje a los hombres y mujeres que sufrieron el exilio como consecuencia de la Guerra y la Dictadura.

El coordinador del Comisionado de Memoria Democrática de la provincia de Huelva, Antonio Rus, ha hecho un repaso por su andadura desde su creación, en 16 junio de 2021, destacando que en un solo año ya se ejecutado la práctica totalidad del proyecto inicial.

En materia de sensibilización, se ha trabajado con numerosos de los IES de la provincia de Huelva, con actividades dirigidas a más de 7.000 alumnos y alumnas e intervenciones como “Canciones para la memoria”, “La rueda de las olvidadas” o “Que no cese la esperanza”. A través de un convenio con la Universidad de Hueva y en colaboración con los CEP de la provincia, se han celebrado las primeras Jornadas de Educación y Memoria. Y en este periodo se han editado tres publicaciones: “Del Olvido a la Reparación”, Perseguidos” y “El Universo Penitenciario Onubense en la Guerra Civil Española”.

En cuanto a exhumaciones, atención a las familias de las víctimas y su dignificación pública se está actuando con recursos económicos, por un lado, de la FEMP, por otro, propios de la Diputación de Huelva, en la Fosa de Nerva, en la de San Juan y en la de Ayamonte. También se ha presentado a los ayuntamientos asesoramiento para la solicitud de permisos de exhumación y atención jurídica para la retirada de simbología franquista. Se ha conveniado con el Ayuntamiento de Huelva la reparación del muro del cementerio y la creación de un monumento, así como los monumentos de Zufre a Las Rosas y en el cementerio de Higuera de la Sierra. Asimismo, desde el Comisionado se ha tramitado a más de 400 personas la extracción del ADN e información sobre sus familiares.

Además se han llevado a cabo otras acciones, como el trabajo de investigación en el archivo de Valverde del Camino, la creación de un espacio web específico sobre Memoria dentro de la web de la Diputación o el asesoramiento a la Diputación de Córdoba en la creación de su Comisionado.

El acto se ha cerrado con una actuación musical de Pepe Roca y Toñi García, con un tema de Antonio Machado sobre la muerte de Federico García Lorca y ‘Al Alba’, de Luis Eduardo Aute.

Sale a la luz el libro ‘El universo penitenciario onubense en la Guerra Civil española (1936-1939)’

En la presentación de esta obra, editada en la colección ‘Los Ausentes’, han participado la diputada provincial Bella Canales y el autor de la publicación, Manuel Reyes Santana

El salón de Plenos de la Diputación de Huelva ha acogido esta tarde la presentación del libro ‘El universo penitenciario onubense en la Guerra Civil española (1936-1939)’, de Manuel Reyes Santana, editado por el Comisionado de Memoria Democrática de la Diputación de Huelva dentro de la colección Los Ausentes.

En vísperas de la conmemoración del 31 de Octubre, fecha que la Ley de Memoria Democrática ha declarado como día de recuerdo y homenaje a los hombres y mujeres que sufrieron el exilio como consecuencia de la Guerra y la Dictadura, el Comisionado para la Memoria Democrática de la Diputación de Huelva ha presentado una nueva obra, editada por la institución provincial dentro de la colección Los Ausentes.

Una obra que arroja luz sobre la represión del régimen franquista en la provincia de Huelva, que, como reza el libro en su contraportada, “fue una de las provincias más torturadas por persecuciones y asesinatos, con una larga nómina de víctimas de la lucha por las libertades cívicas o por las mejoras sociales, mártires del odio más procaz. Quizá el desquite fue la batalla más cruenta. La venganza fue la guerra de quienes no fueron a librar batallas, la guerra de retaguardia”.

El libro aporta numerosas novedades informativas, datos inéditos que contribuyen a completar la visión de la guerra en nuestro entorno. Entre esas contribuciones, se pueden citar, a modo de ejemplo, detalles precisos de los distintos establecimientos penitenciarios, incluyendo el famoso vapor Ramón, tan citado como poco conocido hasta ahora; los detalles sobre las maquinaciones previas a la ocupación protagonizadas por algunos oficiales de guarnición en Huelva; los contactos ocultos de personas residentes en la ciudad con generales golpistas en las semanas previas al alzamiento militar; el papel de algunos entornos marginales en el desarrollo de los procesos represivos y en la ocultación de personas perseguidas; los antecedentes antirrepublicanos de buena parte de las plantillas locales de los cuerpos de seguridad, que los hacía proclives a la rebelión; los sucesos relacionados con el cañonero Laya, con base en el puerto onubense, incluyendo su partida precipitada, la traición de su comandante y la recuperación del buque por el personal subalterno de su dotación; las detenciones de familiares de algunos perseguidos como formas de coacción en un claro ejemplo de violencia vicaria… e incluso la forma caprichosa y arbitraria de incluir a personas en las listas diarias de quienes debían ser asesinados, ilustrada gracias a documentos inéditos.

En la investigación que ha servido de base a la obra, el autor ha contado con aportaciones procedentes de 35 archivos, un buen número de testimonios directos e indirectos, 25 fuentes hemerográficas locales, nacionales e internacionales, así como material gráfico proveniente de 40 colecciones y fondos archivísticos.

El libro distribuye su contenido en cinco partes. La primera se dedica a la contextualización histórica y revisa los acontecimientos más notables del periodo inmediato anterior a la guerra y los llamados días rojos. La segunda parte aborda los distintos procesos de reclusión del periodo estudiado. La tercera se dedica a la descripción precisa de los establecimientos penitenciarios onubenses. En la cuarta se estudian algunos de los sistemas que sirven de apoyo directo al sistema penitenciario. Y la quinta parte dedica a algunas de las formas de resolución de la problemática penitenciaria, así como a aspectos esenciales de la vida en prisión, incluyendo referencias a las muertes en los centros de reclusión onubenses.

Sobre el autor

Manuel Reyes Santana es maestro, licenciado en Psicopedagogía y doctor en Ciencias de la Educación. Ejerció como profesor de Educación Primaria y Secundaria, como coordinador de programas y publicaciones educativas de la Consejería de Educación y como profesor titular de la Universidad de Huelva en el Departamento de Pedagogía.

Es el fundador del Museo Pedagógico de la Universidad onubense y fue su director desde su creación hasta 2017.

Fue profesor colaborador en varias universidades españolas y de varios países europeos y americanos. Autor de numerosas publicaciones, es miembro del Observatorio Internacional de la Profesión Docente y ha obtenido diversos reconocimientos en su trabajo docente e investigador.

En la actualidad, está jubilado, aunque continúa con ciertas tareas de investigación y difusión, algunas de ellas en la línea de memoria democrática, en la que comenzó con un primer trabajo, de amplio alcance, sobre el Magisterio republicano onubense.

Instituciones y memorialistas se unen para buscar a los familiares de la Columna Minera

El objetivo es cotejar su ADN para identificar los cuerpos aparecidos en la fosa de Pico Reja

Tal y como ya informó TINTO NOTICIAS -El periódico de la Cuenca Minera de Riotinto-, en la fosa de Pico Reja de Sevilla, la mayor fosa del franquismo abierta de momento en España, se han localizado los restos de los integrantes de la llamada Columna Minera de Huelva, traicionados en una emboscada en La Pañoleta, en Camas, el 19 de julio de 1936. Con el objetivo de identificar a esas víctimas, la Diputación de Huelva, la Coordinadora Andaluza de la Memoria Histórica y Democrática y diversos ayuntamientos de la provincia se han comprometido a localizar a los familiares de las víctimas de la Columna Minera para proceder a la extracción del ADN y su posterior cotejo con los restos aparecidos en la fosa de Pico Reja.

Según los últimos estudios publicados por la empresa Aranzadi, adjudicataria de los trabajos de exhumación e identificación de los cuerpos de la fosa común de Pico Reja impulsados por el ayuntamiento de Sevilla, existen ya pruebas científicas, además de las históricas y documentales, que certifican que al menos una treintena de las personas de la Columna Minera de Huelva represaliadas durante el golpe de Estado de Franco se encuentran en esta fosa común

El diputado de Memoria Democrática, Salvador Gómez, junto con el responsable del Comisionado de Memoria de la Diputación, Antonio Rus, han mantenido un encuentro con el presidente de la Coordinadora Andaluza de la Memoria Histórica y Democrática, José Esteban Garrido, y en el que también han participado el presidente de la Asociación de Memoria Histórica de la Provincia de Huelva, Fernando Pineda, así como la alcaldesa de Valverde del Camino, Syra Senra; la alcaldesa de Campofrío, Mercedes López, representantes de los ayuntamientos de Nerva, San Juan del Puerto y El Campillo, y el vecino campillero Daniel Vivián, en representación de familiares de las víctimas.

Salvador Gómez ha asegurado que “se trata de trazar acciones muy inmediatas en el trabajo marcado, por la dignidad y la memoria” y ha reiterado “el compromiso y deber democrático de la Diputación de Huelva con la Memoria, mientras otros prefieren ignorar la justicia y la reparación para con las víctimas”.

Junto con la localización de los familiares de las víctimas, en el reunión también se ha acordado el compromiso de la Diputación y de los ayuntamientos presentes, además de los de Minas de Riotinto y Zalamea la Real en colaborar junto con la Diputación de Sevilla y los ayuntamientos de Sevilla y Camas en la colocación de un malacate en una rotonda de La Pañoleta, en homenaje a los asesinados de la Columna Minera que acudieron a Sevilla para defenderla de las tropas sublevadas. Igualmente, acordaron llevar a cabo una visita a la fosa de Pico Reja, acompañados por los arqueólogos.

El Comisionado de Memoria Democrática reedita el libro ‘Perseguidos’ de Rafael Moreno

La obra, con prólogo de Baltasar Garzón, recoge las historias reales de represaliados en la provincia de Huelva durante el periodo de la Guerra Civil y los años posteriores

El Salón de Plenos de la Diputación ha acogido la presentación de ‘Perseguidos’, libro del periodista y escritor onubense Rafael Moreno, que ha sido reeditado por el Comisionado de Memoria Democrática. El libro, que ha sido presentado por el diputado provincial de Memoria Democrática, Salvador Gómez y el autor, recoge las historias de represaliados en la provincia de Huelva, durante el periodo de la Guerra Civil y los años posteriores, recuperando la vida quienes vivieron en primera persona el drama de la represión franquista.

‘Perseguidos’ es un libro que entrelaza una serie de historias que se desarrollan en un tiempo de represión y miedo. Los hechos que se narran están basados en las vivencias personales de personajes reales. Por un lado , la intensa vida del republicano José Domínguez ‘El Sastre’ (Puebla de Guzmán) y su testimonio sobre el crimen de las Rosas de Guzmán, un asesinato colectivo de quince mujeres que sobrecoge por su cruel significado. También recoge el manuscrito del ‘topo’ Rodrigo Miguela, que sobrevivió a la guerra civil oculto en un pequeño zulo excavado en su propia casa.

El texto saca del olvido las vicisitudes, hambruna y torturas que sufrieron miles de presos en el Campo de Concentración de Isla Saltés a través del viaje de Tomás Gento y el testimonio de Emilio Fernández ‘El Platero’. Vidas al filo de lo imposible.

Asimismo relata la captura en Portugal y envío a las cárceles de Huelva del poeta Miguel Hernández Gilabert, que resume a la perfección la suerte que corrió el poeta de Vientos del Pueblo en la España de Franco. Finalmente, el libro sirve para recuperar aquellas vivencias de la España del Estraperlo a través de la figura de Juan Rosa Gómez Moreno, militante comunista e integrante de las partidas que sobrevivieron en La Raya con Portugal.

El juez Baltasar Garzón, autor del Prólogo de esta edición escribe que ‘Perseguidos’ “tiene la virtud de romper el silencio, de recoger esas vivencias tan dolorosas, de una crueldad inimaginable, y recogerlas, trenzadas en un relato que no habla solo de los protagonistas que nos presenta, sino que va más allá y consigue que nos sumerjamos en la vida rota de un pueblo, el horror de los campos de concentración; en los sentimientos de quienes se veían presos, desesperados por sus familias, sabiendo que su vida no valía nada para sus verdugos. Y, por ello, podían perderla por una denuncia interesada, por una venganza o la codicia de arrebatar algún bien ajeno. O por pura y dura brutalidad”.

Según Baltasar Garzón, el autor de ‘Perseguidos’ «ha hecho un trabajo excelente de recopilación y de investigación. Pero a mí me ha impresionado en especial la manera de ponerse en la piel del otro y recrear los sentimientos y los escenarios». Para Garzón, quien tanto arriesgó y trabajó por esclarecer estos crímenes fascistas y aportar luz a esta etapa tan oscura de la historia de España, Rafael Moreno «ha conseguido asomarse, -y dejar que nos asomemos- a esa dimensión en que las sombras vuelven para contarnos quienes son y qué les sucedió. Eso es memoria histórica”.

Comienzan los trabajos de exhumación en las fosas comunes de San Juan del Puerto

Las investigaciones apuntan a que cuentan con víctimas de otros municipios como Beas, Bonares, Trigueros, Almonte, Lepe, Niebla e incluso de Granada

Día de emoción el vivido este miércoles, 9 de febrero, en las fosas comunes del cementerio municipal de San Juan del Puerto por el inicio de los trabajos de exhumación de los cuerpos de víctimas de la represión franquista que llevan 86 años enterrados. «Hoy es un día que podemos señalar en la historia de un deber y hacer que teníamos pendiente desde hace muchos años, un compromiso que tiene que ver con la memoria colectiva de nuestro pueblo y un pasado tan negro y complicado como fue el de la Guerra Civil», ha declarado la alcaldesa, Rocío Cárdenas.

La primera edil ha hablado del compromiso del Consistorio con este tema. «Nuestro compromiso ha ido incrementándose y nuestra voluntad política ha ido siendo más firme, ya que teníamos que solidarizarnos con las víctimas y familiares de las personas que yacen aquí desde 1936, personas que vienen siendo buscadas por sus familiares en los municipios del entorno. Le hemos puesto mucha voluntad política con acuerdos en el Pleno y hemos tenido una subvención que viene desde el Gobierno central a través de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y la vicepresidencia del Gobierno”, ha añadido.

Para la alcaldesa, “los recursos son importantes pero mucho más importante es la voluntad política, que hoy es la que nos ha traído hasta aquí. Estos 24.100 euros nos permiten iniciar los trabajos de exhumación de las fosas comunes para su posterior identificación y posterior localización de las víctimas y poder vincularlas con sus familiares. Posiblemente no sean recursos suficientes, pero por parte del Ayuntamiento de San Juan del Puerto no van a faltar los recursos que sean necesarios para que las familias que han estado viniendo durante muchos años buscando a sus familiares puedan definitivamente trasladarlas a sus respectivos cementerios”, ha proseguido.

La alcaldesa sanjuanera ha subrayado que “este es un acto de una tremenda justicia social y de una gran humanidad. Desde nuestro Ayuntamiento tenemos que sentirnos hoy muy orgullosos del comienzo de estos trabajos, que no han sido fruto de un trabajo en solitario con el resto de ayuntamientos sino de un trabajo colectivo con todas las asociaciones memorialistas de la provincia de Huelva y de Andalucía», ha proseguido.

De hecho, «han sido muchas personas las que han dedicado muchas horas de sus vidas a la tarea que hoy arranca», ha continuado Cárdenas, tras lo que ha trasladado su «agradecimiento a la Diputación de Huelva, al Comisionado de la Memoria Histórica y a todos los arqueólogos vinculados a este gran trabajo de reparación y de justicia moral y social que le debemos a las víctimas del franquismo y de la Guerra Civil. Habéis hecho un trabajo de una gran sensibilidad y vamos a devolver a las personas que permanecen aquí a sus familias para enterrarlas dignamente, recuperando esa justicia que es lo único que nos resta por hacer, ya que no podemos evitar el pasado», ha agregado.

También la parlamentaria andaluza y sanjuanera María Márquez ha estado presente en durante inicio de los trabajos en el camposanto sanjuanero junto a otros alcaldes, como es de Bonares, Juan Antonio García, el de Beas, Diego Lorenzo, o la de Niebla, Laura Pichardo. «Llevamos muchos años trabajando para que llegara este día en el que empezamos a recuperar los restos de algunos vecinos de nuestro pueblo. El Ayuntamiento colaborará para que estos trabajos se puedan terminar”, ha declarado Márquez.

También el regidor de Beas ha hablado del día de hoy como una jornada de “sentimientos encontrados, de alegría para muchas personas y las familias de los 32 ó 34 vecinos de Beas que un 16 de agosto de 1937 fueron sacados a empujones en una fecha muy emblemática para nuestro municipio, encarcelados en la iglesia para traerlos a la fuerza a estas fosas comunes y posteriormente asesinados. Muchas personas que lucharon para que llegara este día ya no están entre nosotros, aunque hoy estén aquí sus nietos y familiares. Desde nuestro Ayuntamiento aportaremos los recursos humanos y económicos para que la tarea quede culminada”, ha asegura el regidor beasino.

También ha intervenido la alcaldesa de Niebla. «Estoy eternamente agradecida por el simple hecho de que haya una o dos personas de Niebla en esta fosa. Para mí es tan importante este acto que vamos a seguir trabajando en todo aquello relacionado con la reparación histórica, en que todas las fosas estén abiertas y se repare ese daño histórico, moral, sentimental y social y que de una vez sepamos dónde están los restos de tantas personas”, ha argumentado Pichardo.

Por su parte, el diputado provincial Salvador Gómez ha señalado que hoy es un día de emoción. «Aquí se viene con la emoción de visitar a las personas que queremos y sin embargo sigue habiendo personas que arrancaron desde sus casas para asesinarlos por sus ideas. La sensibilidad de la presidenta de la Diputación con la creación del Comisionado de la Memoria Histórica es una apuesta única, bastante valiente para encontrar lo que está documentado y que las familias descansen”, ha destacado.

Por parte del equipo técnico que llevará a cabo las tareas que hoy comienzan se encuentra Andrés Fernández, que coordinará el equipo técnico. «Es un honor formar parte de este día histórico para nuestros pueblos coordinando a un equipo de arqueólogos, antropólogos e historiadoras que vamos a buscar a las víctimas que se encuentran aquí. La memoria histórica y colectiva de estos pueblos son áreas que están marcadas y han sido respetadas durante estas décadas de sufrimiento”, ha añadido.

Como ha explicado, “a priori es un trabajo dificultoso, ya que está basado en enterramientos clandestinos con personas asesinadas de las que no se sabe el sitio exacto donde están y empezaremos con las catas a localizar restos”. Según ha especificado, se trata de enterramientos colectivos y una vez detectados los signos de violencia delimitan las distintas fosas que puedan existir con el objetivo de recuperar sus cuerpos de forma individual y darles un entierro digno. Actualmente ya se está trabajando en la última fase del proyecto con las muestras biológicas para identificar a cada uno de los cuerpos.

Finalmente, el presidente de la asociación de la Memoria Histórica de Huelva, Fernando Pineda, ha mostrado su satisfacción por el día de hoy. Hemos estado muchas veces aquí, al igual que en los archivos. San Juan siempre me ha emocionado de una manera especial, pues aquí, según los datos que tenemos, solamente hay uno asesinado del municipio y los demás son todos de fuera. Sin embargo San Juan del Puerto se ha volcado junto con los demás ayuntamientos que nos rodean y con quienes aquí hay de fuera», ha afirmado.

La concejala de Memoria Democrática, Victoria Rodríguez, ha indicado el número de asesinados del municipio. «De San Juan del Puerto hay 54 asesinados, de los que aquí solamente hay uno. Del resto, 34 están en Huelva, 12 en Sevilla, cuatro en Palos de la Frontera, dos en Niebla y uno en Cádiz. Y aquí hay 34 que no son de San Juan. Aquí hay 21 de Beas, cinco de Bonares, cuatro de Trigueros, uno de Almonte, uno de Granada, uno de Lepe y uno de Niebla», ha indicado. Como se refirió el presidente memorialista, “San Juan del Puerto va a ser un símbolo de lucha colectiva, no de un pueblo solo, y eso para los que estamos luchando por toda la provincia es de aplaudir”, ha añadido.