Los siete alcaldes de la Cuenca se oponen a la planta de tecnosuelos

Aseguran que trabajarán para que estas dependencias no acaben instalándose en la comarca

La planta de tecnosuelos que la empresa Green Soil Solutions quiere instalar en Minas de Riotinto cuenta ya con el rechazo expreso de los siete alcaldes y alcaldesas de la Cuenca Minera, quienes este jueves han mostrado su oposición unánime al proyecto que ya fue sometido a información pública por la Junta de Andalucía para la posterior aprobación de su Autorización Ambiental Integrad (AAI).

Tras el rechazo mostrado ya por la alcaldesa de Riotinto, Rocío Díaz Cano (PSOE), que incluso anunció que paralizará los trámites aunque se exponga a una denuncia, ahora los otros seis regidores de la comarca, todos del Partido Socialista, se han alineado con el posicionamiento de la primera edil riotinteña, hasta el punto de que han anunciado, según un comunicado emitido por el Ayuntamiento de Riotinto, que «los socialistas trabajarán para que estas dependencias no acaben materializándose en suelo minero».

Frente al posicionamiento de la empresa, que sostiene que la planta será de reciclaje y garantiza la calidad del aire y el agua del entorno, los munícipes entienden que el proyecto podría «poner en jaque el bienestar de sus vecinos y vecinas», algo que, aseguran, no va a ocurrir «mientras de ellos dependa», dicen.

Asimismo, los alcaldes y alcaldesas de la Cuenca Minera critican que han sido obviados tanto por Atalaya Mining, propietaria de los terrenos donde pretende instalarse la planta, como por la empresa que pretende instalarla en la comarca, ya que, según aseguran, no han contado con su opinión y tampoco con la de los vecinos y vecinas de la zona.

Por último, los ediles también han recalcado que el organismo que autoriza medioambientalmente que esta planta se ubique en esta zona es la Junta de Andalucía, por lo que es esta «la única y mayor responsable de su instalación», agregan.

Esto sucede unos días después de que la alcaldesa de Minas de Riotinto comunicase que la institución que preside estará en contra de la construcción de la planta de Tecnosuelos al considerar que es «perjudicial» para sus vecinos, al tiempo que manifestó su desacuerdo ante cualquier actividad que provoque un perjuicio para la ciudadanía.