TINTO NOTICIAS

TINTO NOTICIAS

El periódico de la Cuenca Minera

El Ayuntamiento de Nerva invierte 100.000 euros con la ayuda de la Fundación Atalaya

Comparte nuestras noticias

El Consistorio ha puesto en marcha actividades y mejoras en el municipio a través del convenio con la mina de Riotinto

El presidente de Honor de la Fundación Atalaya Riotinto, Ramón César Martínez Buschek, y el alcalde de Nerva, José Antonio Ayala, acompañados por miembros de la corporación municipal nervense, han realizado un repaso por las intervenciones y actividades que se han realizado en el municipio minero a lo largo de 2018 gracias al convenio que ambas instituciones tienen vigente, actuaciones financiadas por la Fundación y ejecutadas por el Ayuntamiento que suponen “mejoras en infraestructuras y dotación de nuevos servicios para el disfrute de los ciudadanos” y que han supuesto “una inversión de casi 100.000 euros”, según han destacado desde la Fundación.

El recorrido ha comenzado en la Escuela de Adultos de Nerva, el SEPER Adela Frigolet, donde el alcalde y el representante de la Fundación, guiados por el director del centro, Juan Carlos Domínguez Cerrato, han conocido el nuevo sistema de climatización de las aulas del centro, que, basado en estufas de pellet, provee un confort que hoy disfrutan los 150 alumnos del centro, quienes recibieron la visita compartiendo una fantástica merienda con la comitiva.

En la misma línea de “mejora de infraestructuras y eficiencia”, las entidades han puesto en marcha la renovación del alumbrado del municipio con la instalación de cinco farolas autónomas con tecnología led, en sustitución de las existentes. Instaladas en la carretera entre la calle Cañadillas y el campo de fútbol Marismilla, representan un ahorro energético del 100%, según han subrayado desde la Fundación.

Otro de los ítems de esta colaboración ha sido la creación de una “bolsa social” con fondos destinados a ayudas sociales para familias y personas en riesgo de exclusión o que atraviesan dificultades extremas, canalizados a través de los servicios sociales del municipio, añaden desde la entidad, que ha explicado que, en esta línea de apoyo social, la Fundación Atalaya ha financiado la adquisición de un vehículo para los servicios de traslado al centro de Salud de Nerva para todos los ciudadanos que lo necesiten.

La formación ha sido otro de los puntos abordados en 2018. Así se ha puesto en marcha una escuela municipal de idiomas que ofrece cursos de inglés a los nervenses en condiciones económicas “muy ventajosas”. El objetivo es “ofrecer oportunidades para el desarrollo mediante la potenciación de competencias lingüísticas, mejorando la empleabilidad de los participantes, así como sus habilidades comunicativas, culturales y personales, también de cara a cubrir las necesidades del turismo, sector de gran potencial en la comarca”.

Como municipio con una vocación histórica por el mundo del arte y de la cultura, estas áreas han sido un “fuerte” componente en la colaboración con la Fundación Atalaya, añaden. En concreto, señalan que, gracias al convenio, se han patrocinado múltiples actividades, incluyendo los Carnavales de Nerva y las propias del programa cultural de agosto, que se despliega alrededor de las fiestas de La Villa, como las Fiestas Patronales de San Bartolomé, el Festival de Cantes de Huelva, la Noche Blanca de la Cultura, el Certamen de Pintura al Aire Libre, el Festival Noches de Música a la Luz de la Mina, etc.

A ello hay que sumar, agregan, “una variedad de actividades artísticas, deportivas y lúdicas, destacando el memorial Josema Segovia, el triangular de fútbol San Bartolomé y conciertos y actos a lo largo de todo el verano, incluyendo la Exaltación del Día de la Villa, cuando se otorgan los galardones Torres de Nerva”.

También en este ámbito artístico se encuadra el Proyecto Hierro y Fuego, de la mano del escultor Alejandro Cremades, que realizó una escultura de forja en tiempo real con participación del público, ejecutando las tareas a golpe de yunque, fuego y martillo entre todos los participantes. La escultura ha quedado ubicada en la Plazuela ‘El Metal de los Muertos’ y representa la garza, emblema de Nerva, rompiendo cadenas como símbolo de libertad.

Otra de las áreas claves de acción del convenio ha sido el deporte. En esta línea, la Fundación Atalaya ha colaborado con el Ayuntamiento para la puesta en marcha de una nueva actividad deportiva, el crossfit. Así el convenio ha facilitado la instalación de todos los medios para poder ofrecer esta actividad, incluyendo un suelo especial y la maquinaria y elementos indispensables.

El alcalde ha expresado su gratitud hacia la Fundación: “2018 estuvo marcado por el compromiso de las entidades para poner en marcha actividades y servicios que la gente de Nerva demanda y aprecia. La Fundación está consiguiendo canalizar la responsabilidad de la empresa minera para que los beneficios de tener el yacimiento a la puertas del municipio no tenga solo el efecto sobre el empleo y la economía. Este convenio va más allá, y tanto Atalaya Mining y su Fundación como esta corporación seguiremos trabajando en el aprovechamiento óptimo de esta oportunidad de colaboración. En nuestro nombre y el de los miembros del gobierno local y ciudadanos de Nerva, solo podemos tener palabras de gratitud”, ha indicado.

Por su parte, el presidente de Honor de la Fundación, ha señalado que “estamos encontrando un camino de colaboración excelente con Nerva y con el resto de municipios de nuestro entorno. Queremos seguir participando de la vida de nuestros pueblos, que ya saben que se puede contar con la mina y la Fundación a la hora de alcanzar algunas de las aspiraciones que como ciudadanos activos tienen. Agradecemos al Ayuntamiento la gran disposición a la cooperación y el ayudarnos a canalizar los recursos en proyectos que de verdad quiere la gente de Nerva. Seguiremos trabajando para mantener una aportación positiva a la comunidad, más allá del negocio que es hoy un gran motor económico para la comarca”, ha continuado.

Sobre la Fundación Atalaya

Desde su creación, la Fundación Atalaya viene realizando una “intensa” labor de colaboración tanto con los ayuntamientos de la Cuenca Minera como con las numerosas entidades que trabajan por la promoción de acciones de carácter social, educativo, cultural y deportivo, al tiempo que desarrolla sus propias iniciativas para apoyar la diversificación económica de la comarca, subrayan desde la propia Fundación auspiciada por Atalaya Mining, empresa que ha puesto en marcha la histórica mina onubense de Riotinto y que “mantiene un compromiso con el desarrollo sostenible de sus operaciones desde su responsabilidad como actor productivo de relevancia en su entorno, apoya iniciativas de carácter social y cultural y colabora activamente en la diversificación económica de la zona”, agregan.