Featured Video Play Icon

Un tamborilero por las calles vacías de Puebla de Guzmán marca la suspensión de la romería

Piden ayuda a toda la población para evitar concentraciones de caballos

Atendiendo a las recomendaciones de las autoridades gubernativas y sanitarias, los integrantes del Plan Romero de Puebla de Guzmán han decidido la suspensión de la romería de este año, así como la prohibición de caballos durante esos días. La incidencia del Covid-19 en la provincia de Huelva y en el resto de Andalucía, así como la posibilidad de que exista un aumento exponencial de los casos tras las fiestas en el municipio, ha obligado a adoptar esta decisión.

Tanto el Ayuntamiento, como la Hermandad de la Virgen de la Peña y la Asociación Cultural del Andévalo de Puebla de Guzmán se han unido “en estos difíciles momentos” y piden la colaboración de toda la población para evitar concentraciones de caballos.

La pandemia ofrece “un patrón común que se repite en todas partes y es que, tras las celebraciones que concitan concentración de público (Navidad, Semana Santa, etc.) se produce invariablemente un aumento de los contagios. Esta circunstancia ha obligado a adoptar todas las medidas posibles, incluidas la suspensión de la romería, para evitar volver a situaciones ya pasadas”, han afirmado.

Entre las medidas adoptadas dentro del plan romero, la más significativa es la prohibición de caballos en el casco urbano, en el camino de la Peña y en el entorno de la ermita durante los días de la romería desde el sábado 24 al martes 27, ambos incluidos. La misa del domingo 25 de abril a las 12:00 también tendrá aforo limitado tanto dentro de la iglesia como en el exterior. Las fuerzas y cuerpos de seguridad vigilarán por el cumplimiento del aforo e impedirán el acceso al recinto para evitar concentraciones.

Las reuniones familiares tienen que respetar las normas actualmente en vigor. Asimismo, el control del aforo de los establecimientos de hostelería, tanto en el interior como en las terrazas, será controlado escrupulosamente por la policía local y la guardia civil con el objetivo de preservar la salud pública.

El alcalde de Puebla de Guzmán, Antonio Beltrán, ha pedido comprensión y colaboración a todos los puebleños: “son momentos en los que el nivel emocional está más alto que el resto del año, pero tenemos que renunciar por un bien superior, que es la salud pública de todos los vecinos de Puebla. La aglomeración provocaría, sin duda, un aumento de contagios de virus y volveríamos a situaciones pasadas que han sido muy dolorosas”.

Para que el año que viene podamos disfrutar de una romería plenamente normalizada tenemos que estar todos. Por tanto, apelo a vuestra actitud cívica, de la que habéis hecho gala siempre, y cuento con vuestra complicidad y la comprensión de que las medidas excepcionales que se han tomado han sido por el bien común de la ciudadanía.”, ha subrayado.

Por su parte, la presidenta de la junta gestora de la Hermandad de la Virgen de la Peña, Ilde Gómez Palacios, ha lanzado un mensaje de responsabilidad porque “el año que viene tenemos que volver todos con más fuerzas, más ganas y con todas nuestras tradiciones. Si no lo hacemos así, no saldremos de donde estamos”.

En la misma línea se han pronunciado José Domingo Gómez y Javier Palma en nombre de la Asociación Hípico Cultural del Andévalo de Puebla de Guzmán, quienes han pedido “responsabilidad a todos los aficionados al mundo del caballo. En estos días tan significativos, tenemos que ser consecuentes con la situación actual y evitar males mayores”.