TINTO NOTICIAS

TINTO NOTICIAS

El periódico de la Cuenca Minera

Convocadas las ayudas para proyectos sociales en Alto de la Mesa y Pozo Bebé

Comparte nuestras noticias

Las entidades privadas y ONGs tienen 20 días para presentar sus solicitudes a esta convocatoria de la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación

La convocatoria de subvenciones para la puesta en marcha de proyectos de inclusión social en las barriadas del Alto de la Mesa (Minas de Riotinto), y La Garza-San Antonio-Cementerio Viejo-Pozo Bebe (Nerva) ya es una realidad tras la publicación de la Orden que la regula este pasado martes, 12 de marzo, en el Boletín Oficial del Estado (BOE), por lo que las entidades privadas y organizaciones sin ánimo de lucro, a las que va dirigida esta convocatoria, tienen 20 días hábiles, a partir de esa fecha, para presentar sus solicitudes.

La Orden forma parte de la Estrategia Regional Andaluza para la Cohesión e Inclusión Social, que actuará en nueve zonas de seis municipios de la provincia de Huelva, entre ellas las dos citadas barriadas de Riotinto y Nerva, a las que se suman el Barrio Obrero de Almonte, el barrio Erita de Cortegana, la barriada del Rocío de Isla Cristina y Marismas del Odiel, El Torrejón, Pérez Cubillas y La Orden-Príncipe Juan Carlos de Huelva.

La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, ha informado en el Consejo de Gobierno de esta semana de la citada Orden, que cuenta con un presupuesto en la provincia de Huelva de 18,6 millones de euros para los ejercicios de 2019 y 2020 y tiene como objetivo la implantación y el desarrollo de las Estrategias Locales de Intervención en zonas desfavorecidas en Andalucía.

Las zonas en las que se actuará han sido seleccionadas teniendo en cuenta indicadores como la tasa de paro, la población inmigrante, el déficit en el uso de servicios públicos educativos y sanitarios y la existencia de problemas de seguridad y convivencia, entre otros. La convocatoria tiene modalidad de concurrencia competitiva y el periodo de ejecución del proyecto comprenderá desde el 1 de enero de 2019 al 31 de diciembre de 2020

En la Estrategia se establecen cuatro grandes ejes: desarrollo económico y sostenible; políticas públicas para el bienestar y la cohesión social; mejora del hábitat y la convivencia; y trabajo en red para la intervención social comunitaria. La actuación se desarrollará bajo los criterios de participación de la ciudadanía, la integración de la perspectiva de género y el fomento de la solidaridad, la equidad, la interculturalidad y la diversidad, con un enfoque centrado en las personas y las familias.

Con esta convocatoria, se podrán subvencionar proyectos para la realización de itinerarios individualizados de inserción social y laboral, así como otras medidas en materia de empleo, educación, vivienda, salud y servicios sociales. Algunas de las actuaciones propuestas son la dinamización de la participación de la sociedad civil en la mejora del entorno y la convivencia mediante la creación de espacios de encuentro, así como la mejora de las relaciones entre personas de diferentes orígenes a partir del conocimiento de las respectivas identidades culturales.

Los fondos destinados se enmarcan en el Programa Operativo de Fondo Social Europeo de la Comunidad Autónoma de Andalucía 2014-2020 y en el proyecto Diseño y ejecución de Estrategias Locales de Empleabilidad e Inserción Social de las Personas en Situación de Exclusión Social de la ERACIS.

Con esta Estrategia, el Gobierno andaluz destinará 169,5 millones de euros hasta el año 2020 para mejorar la calidad de vida de más 914.000 personas residentes en zonas desfavorecidas de Andalucía. La ERACIS se aplicará mediante Planes Locales que se han elaborado participativamente en cada zona y que deberán desarrollar los ayuntamientos y diputaciones provinciales, para lo que está prevista la contratación de más de mil personas en toda Andalucía en los cuatro años del proyecto.

Desde la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación han destacado su apuesta, de esta forma, por poner en marcha formas innovadoras en la lucha contra la exclusión social, que incidan tanto en el diseño de las políticas públicas en este campo como en su implementación y evaluación, contando con una participación activa de los sujetos y actores implicados: ciudadanía, Tercer Sector, empresas y administraciones públicas.