Unos 800 inmigrantes tratan de reubicarse tras el devastador incendio en un asentamiento de Palos

No ha habido que lamentar heridos pero el incendio ha dejado imágenes grotescas

Los servicios de emergencia han podido extinguir un incendio declarado esta madrugada en un asentamiento chabolista de Palos de la Frontera, según ha informado el servicio Emergencias 112 Andalucía y que afortunadamente no ha dejado a ninguna persona herida, aunque ha obligado a evacuar a unos 800 personas. En torno a 200 chabolas se han visto directamente afectadas por el incendio en el que han trabajado los bomberos durante gran parte de la madrugada, se está a la espera de la valoración de los daños materiales.

Por su parte, el alcalde de Palos de la Frontera, Carmelo Romero (PP), activó, a las 8,38 horas, el Plan de Emergencia Municipal (PEM) del municipio. A las 6,00 horas se atendió en el Teléfono de Emergencias 112 la primera de numerosas llamadas que alertaban de un incendio en un asentamiento chabolista en Palos, cerca del polígono San Jorge.

Rápidamente se activó a efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos de Huelva (que desplazaron unidades de hasta tres parques), Guardia Civil, Policía Local y Cruz Roja, para la atención básica de los desalojados. También se solicitó la colaboración de Infoca para evitar la afección sobre la zona forestal cercana.

Asimismo, hasta el lugar se desplazaron el coordinador provincial y el asesor técnico de Emergencias 112 Huelva, la Unidad del Cuerpo Nacional de Policía Adscrita a la Comunidad Autónoma de Andalucía y la Agrupación Local de Voluntariado de Protección Civil de Palos. Por su parte, el jefe de servicio de Protección Civil ha estado coordinando las actuaciones desde la sala del 112.

Un equipo de Cruz Roja, formado por unas doce personas, se ha desplazado este viernes a primera hora a la zona del incendio en el asentamiento en Palos de la Frontera para conocer de primera mano la situación y poder atender y asesorar a los afectados. La coordinadora provincial de Cruz Roja en Huelva, Rosario Miranda, ha destacado que en estos momentos es necesario dar «una primera atención humanitaria» a los afectados y evaluar las necesidades.

Miranda ha explicado que el equipo de Cruz Roja atiende a estas personas desde planos muy distintos puesto que «pierden todo, lo poco que tienen y sobre todo documentación». Por ello, además de las gestiones que necesiten para retomar la normalidad, también requieren apoyo emocional ya que se han enfrentado a una situación «complicada» como es un fuego.

De este modo, desde Cruz Roja facilita un kit con enseres de primera necesidad, como ropa, mantas, mascarillas, e intentan darles todo el apoyo emocional posible. De hecho, ha precisado que un segundo equipo ha salido ya desde Huelva con ropa para las personas afectadas por este incendio.

Por tanto, Cruz Roja, junto a otras asociaciones como Accem y Cepaim, se encuentran en la zona para intentar evaluar con los afectados las necesidades más urgentes y comenzar las gestiones de todo aquello que fuera necesario.

Según ha continuado, dan asistencia en estos primeros momentos del incendio, pero ha remarcado que el trabajo de Cruz Roja en los asentamientos es habitual y continuo. De hecho, los servicios se intentan individualizar lo máximo posible en función de las atenciones que cada afectado requiere.