El Puerto de Huelva ultima las obras de la Fuente de las Naciones en el Paseo de la Ría

Se llevan a cabo los últimos trabajos de jardinería y acometidas eléctricas

Las obras de la recreación de la centenaria Fuente de las Naciones, que el Puerto de Huelva lleva a cabo en el tramo sur del Paseo de la Ría, están a punto de finalizarse, una vez culminen también los trabajos de jardinería y la dotación de acometidas eléctricas.

La presidenta del Puerto de Huelva, Pilar Miranda, durante una visita este martes a las obras, ha puesto de manifiesto que “muy pronto podremos disfrutar de este conjunto escultórico de la Fuente de las Naciones de arquitectura regionalista en el Paseo de la Ría, con el que se ha intentado recuperar parte de la historia del Puerto de Huelva y de la ciudad, así como su vinculación con el continente americano mediante la puesta en marcha de esta escultura monumental en la que destaca la estética de los azulejos, pintados a mano de forma artesanal”.

La antigua Fuente o Banco de las Naciones, inaugurada el día 9 de julio de 1917, fue una construcción a modo de “descansadero” de carácter escultórico y situada a unos 500 metros del Muelle embarcadero de la Compañía Riotinto. En el centro del conjunto se situaba el elemento arquitectónico de mayor relevancia que albergaba la fuente de agua potable y el escudo de la Junta de Obras del Puerto, a cuya iniciativa se debía el proyecto. Asimismo, contenía bancos dedicados a diferentes países del continente americano.

En la construcción de esta réplica se ha empleado ladrillo aplantillado, cerámica vidriada y elementos de forja, que conformarán un banco corrido con respaldo de forma elíptica.

Las obras han contado con un presupuesto superior a 131.300 euros y han sido ejecutadas por la empresa Díaz Cubero.

En la visita de hoy también han estado presentes los arquitectos del proyecto, José Suárez y Antonio López, y los impulsores de esta iniciativa, Diego Lopa y Francisco José Martínez.

Por parte del Puerto de Huelva han estado presentes, el jefe del Área de Infraestructuras del Puerto de Huelva, Alfonso Peña, y la jefa del Departamento de Proyectos y Obras, Guadalupe Díaz.

Detalles del conjunto escultórico

El conjunto escultórico presenta dos caras. Por un lado, la recreación mediante la imagen fotográfica de la fuente histórica, que se conserva de la obra original, restituida lo más fidedignamente posible. En ella se han empleado los mismos materiales tradicionales originales: ladrillo cerámico, azulejos y elementos de forja. Por otro lado, se encuentra la fuente contemporánea, realizada con materiales actuales.

Para la reproducción de la fuente histórica, los materiales tradicionales se han realizado artesanalmente, tanto las piezas cerámicas especiales como los azulejos y los elementos de forja.

Los azulejos, pintados a mano por un artesano onubense, se agrupan en dos tipos: los que presentan una trama geométrica continua y los que tratan motivos específicos, como los escudos de las naciones o del Puerto de Huelva. Para los trabajos de alfarería se han fabricado las piezas especiales a través de moldes realizados por un escultor en los que se introduce el barro prensado para su cocción en horno eléctrico.

El surtidor de la fuente, en forma de concha, se ha esculpido en una sola pieza, así como la base de las dos farolas que flanquean la fuente.

Si la ubicación histórica imprimía a la fuente una visión frontal en la que primaba su cara cóncava, la nueva implantación permite un recorrido perimetral y una mirada completa. Por ello, en la zona convexa de la fuente, se ha introducido un banco corrido construido en acero que cualifique la zona que históricamente ha sido la “trasera”. Su diseño, de líneas mínimas, asume su papel secundario y no intenta competir en protagonismo con la imagen histórica. En su centro la chapa de acero se pliega perpendicularmente y se formalizan “tres velas” o “tres naves” sobre una lámina de agua, como alusión a la vocación americanista con la que se construyó la Fuente de las Naciones.

Para conectar la fuente con el pavimento de adoquines existente se ha ejecutado uno nuevo neutro, que permite el acceso y recorrido a personas con movilidad reducida, realizado en losas de granito de gran formato.

Asimismo, está prevista la integración con el resto del entorno continuando el césped actual del Paseo de la Ría y completando las jardineras de la fuente con las mismas especies incorporadas en la Avenida Francisco Montenegro.