El título de villa de Campofrío saldrá a la luz en formato facsímil

El Ayuntamiento cede el libro de privilegio a la Diputación para que esta lleve a cabo el proyecto de reproducción

En los últimos meses, el patrimonio documental de Campofrío está poniéndose en valor, gracias al impulso de iniciativas por parte del Ayuntamiento, que cuenta con la colaboración del historiador Omar Romero de la Osa.

La última idea ha sido la reproducción en formato facsímil de este privilegio que será realizada por la Diputación Provincial de Huelva. Este proyecto ha quedado iniciado recientemente mediante el acta de cesión del libro de privilegio de villazgo de Campofrío al Archivo de la Diputación para llevar a cabo esta edición.

En el acto de la firma han participado Inmaculada López Carrión, como teniente de alcalde del Consistorio, María Dolores Rubia, archivera de Diputación, y Concha Rodríguez Jiménez, directora del Archivo de Diputación; así como Omar Romero de la Osa, quien se encargará del estudio introductorio, del análisis paleográfico, diplomático y de la transcripción.

El Privilegio de Villazgo fue concedido a Campofrío por Fernando VI en 1753 a partir del permios del Conde de Altamira que detentaba el señorío de Aracena. Supone unade las joyas del patrimonio documental que conserva el pueblo, junto con el libro de cuentas de la Cofradía de Santiago de 1634 o la solicitud para la construcción de una plaza de toros al concejo de Aracena en 1716.

El libro ha sido expuesto dos veces, la primera en 2003, en una exposición sobre el 450 aniversario de la independencia de Galaroza, junto con otros privilegios serranos; y la segunda en el Ayuntamiento de Campofrío,entre febrero y marzo de 2021, dentro del programa de difusión del archivo municipal denominado ‘Documento destacado’.

Se trata de un tipo documental de mayor solemnidad, una simplificación del privilegio rodado medieval. Posee la firma de Fernando VI de altos funcionarios de la hacienda y sello de placa.

Contiene datos de gran valor histórico para el municipio, como la conformación del primer ayuntamiento local, quequedó compuesto por Francisco García Velasco y Francisco Pérez como Alcaldes Ordinarios; Alonso Miguel Guapo como Alguacil Mayor; Joseph Alonso y Joseph Robledo como Regidores; y finalmente Joseph Delgado como Síndico Procurador.

En la actualidad se custodia en el archivo municipal, en el legajo 7, pero, junto con otros valiosos documentos, permaneció custodiado en la caja fuerte del Ayuntamiento hasta que los servicios de archivo de la Diputación organizaron el archivo local.

Un documental reunirá los vínculos comunes de la Sierra y el Alentejo

Comienza la recta final del proyecto ‘Lo que nos une’

El mes de octubre será el definitivo para la conclusión del proyecto ‘Lo que nos une’, que pretende reflejar algunos de los rasgos comunes a la Sierra onubense y al Alentejo portugués. Estos identificadores se resumirán en un documental que recogerá temáticas que han compartido históricamente los dos territorios hermanos. La iniciativa corre a cargo de la Asociación Cultural Lieva, con el apoyo de la Secretaría General de Acción Exterior de la Junta de Andalucía.

La pandemia ha limitado enormemente las posibilidades de investigación y de intercambio, pero en los últimos meses se han intensificado los trabajos para perfeccionar el guión, cerrar los contactos en ambos países y definir el producto final.

Las labores previas han sido realizadas por miembros de la Asociación Lieva, así como de otros colectivos, como la Federación de Asociaciones de la Sierra. A pesar de las dificultades por el Covid y de que la materia es muy amplia, se ha conseguido finalizar un diseño de reportaje que recogerá algunos de los rasgos definitorios de la zona.

Ya se han grabado entrevistas con representantes institucionales, como el presidente de la Cámara Municipal de Serpa, Tomé Martins Pires, o el alcalde de Rosal de la Frontera, Antonio Carlos. También se ha recogido ya el contenido que recordará el paso de Miguel Hernández por la zona, de la mano del mejor especialista en la materia, el escritor Augusto Thassio.

Otros colaboradores serranos y alentejanos ya confirmados serán Antonio Rodríguez Guillén, José Francisco González, Nieves Medina, Manuel Ángel Barroso, Lidia Segao, Fermín Adame, Tomás López, Susana Gómez, Carlos Valencia, Enrique Vázquez, Vitor Vaz y otros muchos participantes.

En cuanto a los contenidos que integrarán el video, se encuentra, entre otros, las relaciones familiares a ambos lados de la frontera, los castillos, actividades económicas como el descorche, el patrimonio arqueológico, el folklore popular, las explotaciones mineras, el contrabando, los paisajes o la creatividad artística.

Las entrevistas y exteriores se están grabando en lugares idílicos como Galaroza, Aroche, Minas de Teuler, Cortegana, Almonaster, Rosal, Mértola, Barrancos, Encinasola, Serpa, Minas de Sao Domingos, Vila Verde de Ficalho o lugares míticos como La Contienda.

La intención es presentarlo a finales del mes de octubre en diversas localidades y entregar a la Consejería de Presidencia, Administración Pública e Interior un documental que resuma los elementos que unen a dos territorios, La Sierra y el Alentejo, que tienen vínculos históricos, culturales, patrimoniales y familiares.

El Privilegio de Villazgo de Campofrío data de 1753

El historiador serrano Omar Romero de la Osa ha dado a conocer detalles de este texto fundacional

Uno de los documentos que con mayor celo guardan muchos ayuntamientos es el de su Privilegio de Villazgo. No son todos los Consistorios los que conservan la huella de su independencia como pueblo o las de su nacimiento. Uno de los que cuentan con esa fortuna es Campofrío, que muestra con orgullo su documento matriz, el que habla de sus primeros pasos como entidad local autónoma.

Gracias al trabajo del historiador serrano Omar Romero de la Osa y el impulso del equipo de gobierno municipal, los vecinos pueden conocer aún mejor este texto fundacional que lleva como título ‘Libro Privilegio de Villa para Campofrío y Ventas y excepción de Aracena’, fue expedido el 5 de abril de 1753 por parte de Fernando VI en el Palacio del Buen Retiro de Madrid y se conserva en el legajo 7 del Archivo Municipal de Campofrío.

El Privilegio de Villazgo de Campofrío data de 1753

Fueron varios los condicionantes que contribuyeron a crear las condiciones apropiadas para la independencia de Campofrío del término de Aracena, municipio del cual dependía. En el siglo XVIII, las necesidades financieras de la Corona, por causa de los conflictos bélicos que había de afrontar, propiciaron que se viesen con buenos ojos cualquier operación que aportase recursos económicos. Además, la población campurriana sufría discriminaciones respecto a la aracenense, según el documento de villa. En efecto, se veían mermados sus derechos en cuanto a los repartos de las contribuciones, tanto económicas como de reclutación de soldados, y sentía un malestar generalizado respecto del Concejo de Aracena porque les obligaba a comprar el vino en esta localidad en lugar de Cazalla de la Sierra, donde era más barato, imponiéndoles asimismo el alquiler de la Dehesa de los Bueyes en perjuicio de sus intereses.

Por ello se planteó la independencia del Concejo de Aracena, obteniéndose numerosas ventajas. Según el historiador, 104 vecinos suscribieron la cuota correspondiente para hacer efectivo el privilegio real concedido por Fernando VI que ascendía a 19.687 maravedíes de vellón a pagar en treinta años en dos pagos, como manifiesta Joaquín Fernández Apodaca, Contador General.

El principal derecho obtenido fue el de “poder juzgar como villa de por sí y sobre sí, con jurisdicción civil y criminal, alta y baja, mero mixto imperio en primera instancia en conformidad del consentimiento que para ello ha dado el Conde de Altamira, cuia es la dicha villa, lo que quiere decir que podían administrar justicia en todo tipo de delitos que se produjesen dentro de su término municipal”, según Romero de la Osa.

Se le concedió también la capacidad para nombrar autoridades, como se indica en el párrafo “y os doy y concedo licencia y facultad, poder y autoridad para que desde el día de la data de esta mi carta, juntos en buestro Ayuntamiento podáis nombrar dos alcaldes ordinarios, dos regidores, un alguacil mayor, un procurador síndico general, un alcalde de la hermandad y los demás oficiales de justicia que fueren necesarios para buestro gobierno, guardando en la dicha sección lo que se refiere en el expresado consentimiento arriba incorporado”.

El primer ayuntamiento quedó compuesto por Francisco García Velasco y Francisco Pérez como Alcaldes OrdinariosAlonso Miguel Guapo como Alguacil Mayor; Joseph Alonso y Joseph Robledo como Regidores; y finalmente Joseph Delgado como Síndico Procurador.

La conclusión de Romero de la Osa tras el estudio de este importante documento, es que “pese al desembolso del dinero como forma recaudatoria de la monarquía para el sostenimiento de la política exterior, la concesión del privilegio de villazgo comportó la posibilidad de nombrar a sus representantes los propios vecinos”, entre otros derechos que supusieron la independencia para Campofrío.

Un cocinero de la Sierra, nombrado representante de Acción contra el hambre en Andalucía

El chef serrano es distinguido por su trayectoria solidaria en favor de los más necesitados

A pesar de las dificultades que está creando la crisis económica provocada por la Covid-19, los trabajadores autónomos onubenses aún tienen un hueco para mostrar su carácter más solidario. Con negocios limitados en su funcionamiento y una preocupante incertidumbre sobre su futuro, los hosteleros de la provincia demuestran a diario que quieren ayudar a los demás. Un ejemplo claro de esta predisposición es Javier Fuster, el cocinero de Aracena, que ha dado un paso más en su perfil humanitario y ha sido nombrado ‘Representante de Andalucía’ por parte de la organización Acción contra el Hambre.

La iniciativa de esta entidad se enmarca en el programa ‘Restaurantes contra el hambre’, que lleva ya meses recabando la colaboración de chefs y establecimientos de hostelería para que donen para los más necesitados un porcentaje del importe de algunos platos.

Entre los cocineros presentes en la web de Acción contra el Hambre se encuentran algunos de los más reconocidos en España, como Pedro Subijana, Joan Roca, Enrique Sánchez, Pepe Rodríguez o Ángel León. A ellos se suma ahora Javier Fuster, quien ha sido nombrado por la organización solidaria como embajador o representante en Andalucía, debido a su implicación en causas en favor de los más desfavorecidos.

El conocido como ‘Chef de la Sierra’ ha participado en la campaña ‘Restaurantes contra el hambre’ e incluso ha grabado videos de recetas para la iniciativa. Tras este vínculo, la organización se ha interesado por la prestigiosa trayectoria del cocinero onubense y le ha propuesto continuar con la colaboración, distinguiéndole con su nombramiento como primer representante en la Comunidad Autónoma andaluza.

Esta distinción conlleva el compromiso de Fuster de defender los valores de esta ONG, y supone un respaldo a nivel estatal de su dilatado camino repleto de iniciativas solidarias. Además, ‘El Chef de la Sierra’ se ha comprometido a donar a Acción contra el Hambre 1 euro del importe de uno de sus platos más conocidos, el canelón carrillera ibérica al chocolate belga con bechamel de patata y trufa, sal de jamón y flor seca de maíz. Por otra parte, su establecimiento, ‘Experience by Fuster’, ubicado en la Gran Vía de Aracena, se convertirá una vez a la semana en un acogedor comedor social, lo cual resultará “un esfuerzo organizativo y económico, en estos tiempos tan negros para la hostelería, pero al menos estaremos ayudando a los que más lo necesitan”, opina Fuster.

Javier Fuster continúa mostrando la versión más humanitaria de los autónomos de la hostelería onubense, sumando este reconocimiento y este compromiso a otras iniciativas ya lanzadas con éxito, como el I Concurso Gastronómico On line que organizó en pleno confinamiento,  la elaboración de recetas solidarias difundidas a través de su canal en Youtube o entidades como ‘Arte Culinario Andaluz’, las invitaciones gratuitas al personal sanitario del Área de Gestión Sanitaria Norte de Huelva o su papel como voluntario de la Cruz Roja, con la que reparte comida a personas en situación de vulnerabilidad.

Entre los patrocinadores más destacados de este programa de ‘Restaurantes contra el hambre’ se encuentran firmas como ‘Master Chef’, ‘El Pozo’, ‘Makro’, ‘Grupo Pascual’, ‘Ticket Restaurant Edenred’, ‘El Tenedor’, ‘Fundación SEUR’ o la asociación de Hostelería de España.

 

El archivo de Zalamea recibe una importante donación documental

Una de las localidades que con más empeño está rescatando su patrimonio documental es Zalamea la Real. El Ayuntamiento está empeñado en proteger estos bienes como referente de la identidad del pueblo, y el área de Cultura, dirigida por Antonio Conejo, pone especial empeño en atender cualquier aspecto relacionado con este ámbito cultural. Quizá por ello se producen noticias de calado que ayudan a esta labor colectiva.

El Consistorio ha recibido una donación particular compuesta por numerosos documentos de inestimable valor histórico, que se van a incorporar al fondo de su archivo municipal. En una primera clasificación inicial, el encargado del archivo, José Manuel Vázquez Lazo, indica que está formada por más de un centenar de pliegos relativos a las escribanías públicas de Zalamea la Real. La datación estimada se inicia en el primer tercio del siglo XIX y abarca hasta la finalización del mismo siglo.

La documentación está formada por una variedad de temáticas de gran interés, entre las que destacan expedientes posesorios, escrituras públicas, cartas de compraventa, inventarios de bienes y testamentos e hijuelas. Pero quizá lo más destacado es que entre los papeles se han encontrado gran parte de los documentos acreditativos de la partición de los Bienes de Propios realizada por el Consistorio en el año 1838. La fecha y el motivo no son baladí, ya que remiten al hito histórico de la venta de estos bienes a los vecinos, motivada por la situación de crisis económica del Consistorio.

Las expectativas son que los escritos aportarán datos esenciales para conocer la evolución de la propiedad de la tierra en el municipio.

El donante de esta colección prefiere mantenerse en el anonimato, aunque el Ayuntamiento le expresa “su más profundo agradecimiento”.

La intención del Consistorio es estudiar los contenidos de los pliegos e incorporar los datos a la Historia del municipio, pero también crear conciencia entre los muchos vecinos que aún conservan en sus casas documentación pública. Existe una lógica necesidad de recuperar todo este material histórico, que debe ser custodiado en los archivos municipales, por lo que serán bienvenidas otras donaciones que enriquezcan el extenso patrimonio zalameño.

La riotinteña Rosario Santana publica su cuarto libro, ‘Huellas de Cobre’

La obra se presenta el próximo viernes en el Ayuntamiento de Riotinto

La trayectoria literaria de Rosario Santana se amplía con un nuevo libro que presentará el viernes 29 en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Minas de Riotinto, a partir de las 18.00 horas. Tras ‘El susurro del río’ y ‘La sombra de la morera’, Santana ha publicado ‘Huellas de Cobre’ (Pábilo Editorial), que cierra una trilogía con constantes alusiones al territorio que la vio nacer.

La obra, en palabras de su autora, “viene a representar el final de un camino que comenzó en el río y culmina en la Corta, esa elipse que guarda en su seno las huellas de todos esos mineros que dejaron allí parte de su vida”.

La relación con estos dos libros anteriores es palpable, “conformando un triángulo dedicada a mi tierra, a pesar de que es el cuarto libro publicado”, indica.

Este nuevo trabajo, insiste Santana, “es un compendio de huellas, desde las más externas, referentes ineludibles de nuestro paisaje e identidad hasta las huellas casi imperceptibles, de las que no somos conscientes pero que dejan una impronta en nuestra vida”.

Finalmente, todo ello incide en su personalidad, “en mi yo interno, en mi andadura existencial y poética”.

En consecuencia, el lector encontrará en ‘Huellas de cobre’ la tierra, el paisaje, la esencia y las huellas de la autora y de sus recuerdos. Es un libro-territorio, que incluye sentimientos mineros y una irrenunciable vinculación con la naturaleza de la comarca.

Rosario Santana nació en Minas de Riotinto, donde desde muy pequeña sintió una atracción especial por las letras y el mundo clásico. Licenciada en Filología Clásica e Hispánica, ha residido en Sevilla donde ejerció como profesora de Latín, Lengua Española y Filosofía, principalmente, y también como traductora.

Ganadora de diversos premios, entre los que destaca las tres ediciones consecutivas de la Asociación Al Alba para la Igualdad, del municipio malagueño de Pizarra, el segundo premio ‘Rafael Montesinos’ de Cartas de Amor en Dos Hermanas (Sevilla), el segundo premio de Poesía convocado por el Ayuntamiento de Zahara de los Atunes (Cádiz) o el tercer premio en el Certamen ‘Versos descubiertos’ convocado por la Editorial Círculo Rojo.

Sus publicaciones se inician en 2012 con ‘El susurro del río’, continúa en 2015 con ‘La sombra de la morera’, y finaliza, hasta ahora, en 2018 con ‘Lágrimas de amapola’ poemario que fue presentado en su pueblo y también en la Biblioteca Infanta Elena de Sevilla, Feria del Libro de Málaga, Feria del Libro de Sevilla, Zalamea la Real, Feria del Libro de Aracena, Alcalá de Guadaíra (Sevilla), Huelva, Montilla (Córdoba) y Pizarra (Málaga). Este último trabajo fue seleccionado para los premios de la Asociación de Escritores y Críticos de Andalucía.

Ha participado en numerosas Antologías y Encuentros tales como ‘Versos para la Vergüenza’, ‘Conciencia en llamas’, ‘Se abre el telón’, ‘Poetas de Huelva por la Paz’, ‘Huelva es verso’, Antología Grito de mujer 2018 y 2019 (España y Portugal), Grito de mujer en Montilla (2019), o Antología ‘La inopia’ (Sevilla).

Ha leído sus poemas en diversos encuentros de poesía como el de ‘Poetas andaluces de ahora’, en Moguer (2015), el III Encuentro Internacional de Poesía Ciudad de Cabra y Antología Poética (2019), el I Encuentro Poético organizado por la Fundación ONCE en Sevilla (2019) y otras citas en Sevilla, El Puerto de Santa María o Chiclana.

Forma parte de colectivos como Poetas de la Unión Nacional de Escritores, Poetas de Huelva por la Paz y Noches del Baratillo (Sevilla).

Una muestra fotográfica rendirá homenaje al Mercado de El Valle

La Asociación Matilde retrata a los placeros de Minas de Riotinto

El Mercado de Abastos de El Valle, en Minas de Riotinto, cuenta con una historia destacada y forma parte del patrimonio de la localidad. A diario pasan por sus instalaciones cientos de personas en busca de calidad y atención personalizada. Además de este servicio que presta a vecinos y visitantes, el mercado está siendo objeto en los últimos meses de una dinamización que lo está revitalizando.

Corre a cargo de la Asociación Matilde para la Protección e Interpretación del Patrimonio Glocal, que está aportando actividades que dan vida a la plaza de abastos. La próxima será una exposición fotográfica que han denominado ‘Proyecto Dispuest@s: Dando vida al Mercado El Valle’, que se presenta el martes día 13 en el propio mercado.

La muestra hace un recorrido por los distintos puestos abiertos en la actualidad y supone la culminación de un proyecto para el mercado de abastos y su puesta en valor. Se trata del fruto de un trabajo en equipo que ha querido profundizar en la vida diaria de los placeros que se esfuerzan por ganarse el pan y en ofrecer un buen servicio. Según la asociación, van a ofrecer “las palabras más sinceras de los tenderos y tenderas que nos venden la carne más campera criada en los campos de nuestros pueblos, el pescado más fresco traído de madrugada de la misma lonja, el desavío que te hace los bocadillos con más cariño, las flores más alegres y optimistas, las frutas y verduras más sanas y frescas, ecológicas y de nuestros huertos”.

A estas reflexiones emanadas de diversas entrevistas mantenidas con cada uno de ellos, se suman diez fotografías que han sido realizadas por Leonor Fernández Cañuelo. La idea es “dar continuidad a la interpretación del patrimonio etnológico desde el presente y la ambigua realidad que viven sus bienes”.

Con esta exposición etnográfica de la vida en el Mercado, se podrá comprobar cómo es en realidad, “un espacio de cercanía, de productos de calidad, de encuentros y de amistades entre tender@s y clientes hechas en el día a día. Estas son ellas y ellos. Esta es su historia y estas sus reflexiones. Y os esperan todos los días en sus puestos con alegría y buenos precios”.

Tras la presentación a las 11:00 horas, que irá acompañada de una degustación de tomates del terreno, la muestra pasará al hall del Cine de Minas de Riotinto, donde se podrá ver del 14 al 18 de agosto, en horario de 21:00 a 00:00 horas. La iniciativa está promovida por Encuentros del Sur, y cuenta con el patrocinio de la Fundación Atalaya y la colaboración del Ayuntamiento de Minas de Riotinto.

La actividad llega tras varios meses de presencia de la Asociación Matilde en el mercado de abastos de El Valle, en donde, cada martes y viernes ponen en marcha el proyecto ‘De la mata a El Alto de la Mesa’. Consiste en llevar a la mesa las hortalizas de los huertos del entorno minero de Riotinto.

La iniciativa trata de “alzar la voz sobre un modelo de consumo que nos conecte como comunidad, que genere conciencia y arraigo frente las dinámicas desplazamiento y abandono a las que la lógica del Mercado somete estos espacios”. Este espíritu de cambio engloba una repoblación y trabajo de los huertos con intención agroecológica que suponga mejores hábitos y una alimentación saludable. Además, se complementa con otras acciones de concienciación como ‘Hoy compramos, ayer jugamos’ o ‘El huerto en verano suena a música’.

Visita a huertos, gastronomía y música en Minas de Riotinto

La Asociación Matilde retoma su programa ‘El huerto en verano suena a música’

La Asociación Matilde para la Protección e Interpretación del Patrimonio Local es uno de los agentes sociales más activos en la Cuenca Minera. Desde la barriada del Alto de la Mesa de Minas de Riotinto, lleva años proponiendo proyectos muy diversos en materia de etnografía, de medio ambiente y de convivencia que incluso han sido premiados con varias distinciones y con el favor de los vecinos y participantes.

Una de sus iniciativas veteranas es el ciclo denominado ‘El huerto en verano suena a música’, que lleva un quinquenio ofreciendo una vinculación entre turismo agroambiental, conocimiento del medio, puesta en valor de la agricultura tradicional y disfrute musical.

El ciclo continúa este miércoles 7 de agosto con un programa muy completo que se iniciará a las 20.00 horas con una visita al Centro de Interpretación Etnológico Matilde Gallardo de Minas de Riotinto, desde donde se iniciará una ruta hacia la zona de los huertos mineros con paseo hasta el Huerto de Librada, tras lo que la propuesta finalizará con un concierto de Bosco Valero, que incluirá una degustación de productos de temporada. Todo ello por un precio de ocho euros.

Bosco Valero es un artista multidisciplinar que está contribuyendo también a otras iniciativas sociales y culturales desde la entidad Amuti. Músico y compositor sevillano, este guitarrista en bandas como ‘Los Farsantes’ (premio a la mejor versión de “The Clash” 2011 para RADIO3) y ‘Nadiuska’ (mejor maqueta nacional Jack Daniels Backstage 2011) ha emprendido carrera también como solista, editando dos trabajos, “Re” (Taliban Music, 2011) y “Bienestar” (Taliban Music, 2013), ambos en formato digital y licencia Creative Commons.

En ellos se puede escuchar música electrónica y programaciones low-fi, guitarras efectadas y ruidosas y un cierto mensaje a menudo cargado de ironía. Bosco defendía su repertorio con programaciones, guitarra y voz, acompañado ocasionalmente por un baterista o un DJ-scratcher.

Tras pasar por diversas facetas artísticas, en 2013 deja atrás la electrónica y en 2015 inicia su andadura en formato acústico, a guitarra y voz. A partir de 2016 deja su personaje artístico y ya bajo el nombre de Bosco Valero está impulsando su nuevo trabajo, ‘Familia’, una nueva onda que «es también el estilo y la intención, más sosegado y literario, o eso intento», asegura, tras lo que añade que la producción es «deliberadamente low-fi, sin influir, simple, en plan directo, sin fuegos de artificio».

Esta es una nueva iniciativa de la Asociación Matilde, que además impulsa otros proyectos, como la revitalización del Mercado de Abastos El Valle de la localidad como espacio de convivencia con actividades como ‘Hoy compramos, ayer jugamos’, o ‘De la mata a El Alto de la Mesa’, que lleva productos agrícolas de los huertos del entorno minero de Riotinto al mercado.

La represión en Zalamea llegó al asesinato del alcalde Manuel Molina

La investigación de José Manuel Vázquez Lazo reconstruye la trayectoria de un gran demócrata

Mucho se ha escrito sobre la represión franquista en la provincia de Huelva tras el golpe de Estado de 1936. Sin embargo, investigaciones locales y nuevos datos afloran cada vez más la necesidad de continuar trabajando por la restauración de la dignidad de los represaliados.

Uno de estos trabajos es el de José Manuel Vázquez Lazo, historiador y escritor zalameño que ya tiene una amplia trayectoria divulgativa, tanto en el archivo de Zalamea la Real como en diversas publicaciones.

Los últimos datos que ha aportado se refieren a Manuel Molina Lancha, médico que llegó a ser alcalde de la villa y que fue asesinado por las tropas franquistas poco después de iniciada la rebelión militar.

Manuel Molina había nacido en 1877 en la villa de Aroche, desde donde llegó a Zalamea para ejercer su profesión de médico. Allí se casó con Adelaida Pérez de León Romero, una hacendada zalameña, y pronto se codeó con los grandes terratenientes del lugar, convirtiéndose incluso en uno de los socios fundadores de la Asociación Agropecuaria de Zalamea la Real, a inicios de los años 30 del siglo pasado.

De ideas conservadoras, consiguió el acta de concejal como integrante de la Agrupación Monárquica en las elecciones de abril de 1931, siendo nombrado poco después Primer Teniente de Alcalde del socialista David Vázquez. De su labor municipal se puede destacar su empeño en dotar al municipio de seis escuelas, cuatro para Zalamea y dos para El Campillo, siendo vocal de la Junta Local de Instrucción Pública.

Tras la dimisión del alcalde Manuel Domínguez de la Banda, fue elegido alcalde de Zalamea en enero de 1934, cuando ya militaba en el Partido Republicano Radical de Alejandro Lerroux, donde ostentó el cargo de vocal a nivel provincial.

Vázquez Lazo incorpora a su narración recuerdos de infancia, como los que le contaba su abuela, respecto a que Molina “había sido un hombre bueno, que dejaba dinero bajo la almohada a aquellos enfermos cuya situación económica era calamitosa”. Otros testigos del momento indican que era protector de mucha gente pobre y que repartía limosnas entre las casas más necesitadas cada quince días, gestos caritativos que nunca fueron aceptados por otros miembros de la clase acomodada zalameña, en opinión del investigador.

El caso es que, aun siendo de ideas conservadoras, habiendo defendido la causa monárquica a inicios de la II República, y pertenecer a la élite terrateniente de la localidad, el día 28 de agosto de 1936, dos días después de ser ocupada Zalamea por las tropas nacionales, Manuel Molina Lancha fue asesinado. Según Vázquez Lazo, a pesar de que se encontraba enfermo en su cama, fue sacado de ella por la fuerza, llevado en un camión al cementerio y fusilado tras serle aplicado el Bando de Guerra por parte de las tropas franquistas.

Estas investigaciones sirven para aflorar las aportaciones de cientos de onubenses cuyas vidas fueron segadas tan sólo por su compromiso con la Democracia y las libertades.

«Debería estar prohibido hacer prensa sensacionalista en casos como el de Laura Luelmo»

Rober da Graça, el voluntario que descubrió las ropas de Laura Luelmo, rompe su silencio y cuenta su dura experiencia en El Campillo

El asesinato de Laura Luelmo ha conllevado numerosas reacciones a diversos niveles. Son muchas las manifestaciones realizadas, personal y colectivamente, muchas las lágrimas derramadas y muchos los testimonios escuchados en torno a este trágico suceso.

Uno de los que aún no se ha escuchado en toda su extensión es el de la persona que localizó los primeros restos de ropa de Laura. Rober da Graça García es un voluntario de Cruz Roja que participaba activamente en las labores de búsqueda y protagonizó uno de los momentos de mayor importancia desde el inicio de las investigaciones.

Rober fue la persona que descubrió las ropas de la víctima, lo cual desencadenó el posterior hallazgo del cadáver. Hasta ahora no había querido ofrecer su visión y sus recuerdos de forma amplia, pero ahora descubre para Tinto Noticias y Diario de Huelva las impresiones y emociones de aquel fatídico momento.

Coincide su decisión con otro suceso que ha conmocionado a la sociedad, el rescate fallido del pequeño Julen, y que ha vuelto a poner de manifiesto la importancia de los voluntarios y las colaboraciones altruistas en este tipo de acontecimientos.

-¿Cómo describiría el impacto que supuso para usted el descubrimiento de las prendas que vestía Laura Luelmo en el momento de su muerte?

Al principio no le di importancia por tratarse de ropa, pero me alarmé cuando me acerqué por segunda vez, ya acompañado por la Guardia Civil y lo vi todo con más detalle. Tardé horas en asimilar la mala noticia que había tras mi hallazgo.

-Después ese primer momento, ¿cómo se desarrollaron los acontecimientos?

Me ayudaba de un palo para abrirme camino entre la maleza, y lo utilicé para señalizar el lugar, clavándolo en el suelo, a las 11.55 horas, exactamente. Me aproximé a la carretera y llame al 062 para dar aviso. En el móvil aún tengo registrada esa llamada que marcó los hechos. Mientras esperaba, le dije al operario de la obra de la carretera, que se encontraba en el fatídico punto kilométrico 166, que parase a cualquier vehículo de la Guardia Civil que viera. Y así hizo pasados unos minutos, paró a una patrulla del SEPRONA, entraron en el camino y les indiqué lo ocurrido, con la señalización del lugar donde estaba la ropa de Laura.

-Más allá de ese instante, que quedará para siempre en su memoria, ¿qué experiencias ha vivido en El Campillo, con sus compañeros, con las fuerzas del orden?

El fin de semana lo pasé en Málaga, estuve muy pendiente de cómo trascurría la búsqueda y sentía mucha impotencia por no poder estar allí ayudando.

Desde que tengo uso de razón siempre he sido una persona con mucha empatía, me pongo en el lugar de la familia y de tantas personas ayudando a buscarla, sin apenas descanso un día tras otro.

El lunes siguiente, en cuanto dejé a mi hija en el colegio y tras avisar al técnico de Cruz Roja en Cortegana, decidí volver a El Campillo. Llegué al centro de coordinación y en el exterior sólo había medios de comunicación. Enseguida pude hablar con el coordinador de Protección civil, que había sido compañero mío en la Cruz Roja de Nerva. Él fue el único miembro de este cuerpo con el que hablé ese día, ya que al resto, por culpa de las obras de la carretera, me fue imposible encontrarlos.

La Guardia Civil, tanto antes como después del hallazgo, se mostró muy cercana, con muchas ganas al igual que yo de terminar con este sufrimiento. Tras la mala noticia que nadie deseaba, y mientras esperábamos a la Guardia Civil, yo seguía negando lo ocurrido y los temblores y el frío me invadían. Ellos no tardaron en ofrecerme sus abrigos que tenían en el todo-terreno y cuando me lo puse sentí como el abrazo que necesitas en esos momentos, para calmarme. Fue muy gratificante.

-A nivel personal, ¿piensa que los voluntarios precisan algún tipo de formación o preparación para hacer frente a situaciones tan complejas como la que ha enfrentado?

Más que formación, en este caso los voluntarios cercanos a la zona y experimentados con el terreno deberían ir más despacio adentrándose entre los arbustos y la arboleda. Creo que deben observar cualquier alteración de la flora, de los caminos, pararse y escuchar. De ellos depende buena parte del éxito de una operación de este tipo, tal y como se ha demostrado con el caso de Laura y recientemente también con el de Julen.

-Hasta ahora no ha decidido romper su silencio de forma amplia y relatar los acontecimientos a un medio de comunicación. ¿Cuál ha sido la razón por la que se ha mantenido en silencio?

Por respeto a la familia siempre. No fui capaz de levantar cabeza en unos pocos días y además decidí que no hablaría de este tema con los medios de manera amplia, como estoy haciendo ahora, hasta que su familia no le diera sepultura, no me parecía ético.

La familia ha estado siempre en mi pensamiento. Han mostrado una actitud impresionante, no como otros padres que intentan sacar partido de una desgracia tan grande. Por eso, no se merecían tanto linchamiento por parte de algunos medios de comunicación que trataron el tema con morbo y una forma de detallar lo ocurrido, con imágenes y supuestos, que en mi opinión ha sido repulsivo. Pienso que debería estar prohibido hacer ese tipo de prensa sensacionalista en casos como el de Laura.

Luego vino mi citación en el juzgado como testigo y volví a hundirme, no quería rememorar aquellos tristes momentos. Sin embargo, esta declaración me devolvió confianza ya que todos me apoyaron y tanto la jueza como el fiscal me felicitaron por la labor realizada y por tantos años de voluntariado. Las muestras de cariño de la Guardia Civil, de la UCO, de familiares, amistades e incluso desconocidos, me han hecho plantearme hablar con un medio de comunicación para que todos conozcan cómo me he sentido en este trance y sepan lo importante que es el voluntariado

-Su labor como voluntario deviene de un compromiso de servicio que lleva años demostrando en la Cruz Roja de diversas localidades, como San Sebastián de los Reyes, Alcobendas o Jabugo. ¿Qué le llevó a participar en la búsqueda de la profesora zamorana?

Mi vinculación al movimiento del voluntariado viene de muy lejos. He estado vinculado al área social de la Cruz Roja en Madrid, Moguer, Huelva, Nerva o Cortegana y seguiré ayudando allí donde me necesiten para aportar mi granito de arena como voluntario. También desarrollo esta labor solidaria en otros ámbitos, como ayudas a domicilio de personas con movilidad reducida para ayudarles a salir a la calle, charlas para aconsejarles sobre los riesgos más comunes que hay en el hogar, apoyo emocional tras los atentados del 11M, hacer compañía a nuestros mayores que están solos y otras muchas acciones en las que he colaborado.

En el caso de Laura, ella vino desde muy lejos para ejercer su profesión con nuestros hijos, y yo no podía quedarme de brazos cruzados. Por eso, decidí hacer lo que mejor sé hacer. Como ya ocurriera en otro caso de una persona desparecida en Moguer, me pongo en el lugar de la familia.

¿Está decidido a continuar con esta labor altruista al servicio de la sociedad, a pesar de los sacrificios o malos momentos que comporte?

Sí, por supuesto, ya no sólo como miembro de una ONG, seguiré siendo un ciudadano comprometido con la ayuda al que lo necesite, no debemos quedarnos de brazos cruzados. Y esto a pesar de las dificultades, porque yo me he lesionado subiendo a una persona mayor a un cuarto piso sin ascensor, tan sólo para que pudiera ver las fiestas de su pueblo, a las que no iba desde hacía treinta años.

Pero las satisfacciones son muy grandes. Me acuerdo de aquel pequeño con autismo de quien conseguí que dejara de autolesionarse en sus salidas al parque, me costó mucho tiempo y papeleo que le volvieran a admitir en una piscina pública. Otros momentos son difíciles, como aquella tarde en que llegué tarde a mi cumpleaños el verano de 2008 por intervenir en una agresión de un hombre hacia su mujer e hijo, muchos miraban desde sus balcones y nadie hacia nada. En estas y en otras muchas ocasiones siempre reconforta ver la cara de los que reciben la ayuda y de sus familiares.

Aún paso noches de insomnio recordando lo sucedido. De hecho, la noche antes de esta entrevista, sólo he podido dormir una hora. Además, ha habido momentos duros después del hallazgo, hubo gente que no ha tomado en serio esta labor, que me dijeron que me traería problemas lo ocurrido por el papeleo y los juicios, e incluso ha habido quien ha hecho bromas de la situación. Lo voy superando, pero lo que tengo muy claro es que lo volvería hacer.