WWF denuncia ante la Unesco el intento de recuperar «agricultores ilegales» en Doñana

Pretende solucionar el «problema caótico de la superficie regada sin permiso»

La organización no gubernamental WWF ha anunciado este martes que ha denunciado ante la Unesco «la proposición de ley que está ultimando el PP andaluz y que busca amnistiar 1.460 hectáreas de regadío irregulares en Doñana».

Según ha informado en un comunicado, esta iniciativa «incumple una de las recomendaciones centrales de la Unesco» propuestas el pasado verano de implementar de forma urgente el conocido como ‘Plan de la Fresa’, en su forma actual tal y como que se adoptó en 2014 para intentar «solucionar el problema del crecimiento caótico de la superficie regada sin permiso».

Ante ello, WWF ha solicitado a este organismo internacional que intervenga «urgentemente» para evitar la inminente modificación de este Plan.

Tras remarcar que el Parque Nacional de Doñana es uno de los espacios naturales «más importantes de Europa y del mundo y está declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco», desde WWF han señalado que la Junta de Andalucía es «responsable de la gestión de este espacio natural y tiene la obligación de garantizar el cumplimiento de los acuerdos internacionales y de las recomendaciones de este organismo, si no quiere que Doñana sea incluida en la Lista del Patrimonio mundial en peligro».

WWF ha considerado que la modificación del Plan Especial de la Corona Forestal afectará «gravemente» al estado de conservación de este espacio Patrimonio de la Humanidad y «pone en riesgo que sea propuesta en 2023 en la lista de lugares en peligro».

Finalmente, han recordado que el verano pasado la Unesco emitió 15 recomendaciones ante «el mal estado de Doñana», las cuales la Junta de Andalucía y el Estado español «se comprometieron a cumplir». De hecho, en el último informe remitido por España ante este organismo en diciembre de 2020 reconocía que una de las actuaciones «más decisivas para corregir los problemas del acuífero de Doñana era la propia implementación del Plan Especial de la Corona Forestal».

«La modificación propuesta por el Partido Popular vulnera las recomendaciones de la Unesco y los compromisos adquiridos, por lo que supondrá un grave descrédito internacional para la Junta de Andalucía y para nuestro país», han sostenido desde WWF.

Además, «lejos de terminar con el problema del uso ilegal del agua y del suelo agravará dicha amenaza y sus consecuencias sobre los valores naturales de este humedal único en Europa y generará una injusticia social al favorecer a los agricultores que llevan décadas saltándose la ley frente a los agricultores que trabajan por una agricultura sostenible y respetuosa con el medio ambiente», ha afirmado el secretario general de WWF, Juan Carlos del Olmo.

Apenas seis meses después desde que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea condenara a España por «destruir Doñana», «una nueva amenaza se cierne sobre este espacio, que vive el momento más crítico de su historia». Por ello, WWF ha pedido a la Junta de Andalucía que no permita la modificación del Plan de la Fresa y que, por el contrario, refuerce e impulse su ejecución, «cerrando de inmediato todas las fincas ilegales que no se deben consolidar en ningún caso».

Igualmente, ha pedido a la Unesco que intervenga urgentemente para que tanto la Junta de Andalucía como el Estado español «cumplan con los compromisos adquiridos con la Unesco para garantizar la conservación de Doñana y evitar la modificación inminente del Plan de la Fresa».