María Antonia Peña ingresa en el Comité Permanente de la CRUE

La Universidad de Huelva forma parte por primera vez del órgano de dirección de los rectores y rectoras de las universidades españolas

La Universidad de Huelva (UHU) forma parte por primera vez en su historia del Comité Permanente de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE), que este martes celebró su proceso electoral para renovar la Presidencia y su equipo directivo principal, del que ahora forma parte la rectora de la Onubense, María Antonia Peña.

Se trata de una “buena noticia para Huelva”, ha remarcado Peña, que hasta ahora ocupaba un cargo de delegación del presidente para los temas relacionados con la igualdad, “pero era importante estar en ese Comité Permanente representando al grupo de las universidades andaluzas, que es muy fuerte dentro de la CRUE por nuestro número de estudiantes y nuestra importancia para la investigación”, ha subrayado.

María Antonia Peña se siente “muy honrada” por su elección como vocal del equipo directivo principal de la CRUE, “no ya personalmente, que también, sino porque, por primera vez en su historia, Huelva forma parte de este Comité Permanente”, ha resaltado la rectora de la UHU.

La máxima responsable de la Onubense se ha mostrado convencida de que esta designación no solo “nos va a permitir opinar y conocer de forma directa toda la información que concierne al sistema universitario”, sino también “aportar todo mi trabajo para que consigamos que el sistema universitario español sea cada vez más fuerte, esté más reconocido y pueda tener una voz propia importante dentro de las decisiones que se toman respecto a él”, ha concluido.

El nuevo presidente de la CRUE es el rector de la Universidad Carlos III de Madrid, Juan Romo, que encabeza un equipo formado por Eva Ferreira y Josep María Carrell como vicepresidentes; María Antonia Peña, Eva Alcón, Jaume Puy y Rosa Visiedo como vocales; y Amaya Mendikoetxea como delegada de Igualdad.

Un estudio revela la brecha salarial entre hombres y mujeres en la Universidad

María Antonia Peña presenta el informe de la CRUE y aboga por acometer medidas que erradiquen las diferencias en las retribuciones

La rectora de la Universidad de Huelva (UHU) y delegada de Igualdad de la Conferencia de Rectores de Universidades Españolas (CRUE), María Antonia Peña, ha presentado el estudio ‘Brecha Salarial en el Sistema Universitario Público Español’, elaborado por Pilar Carrasquer, de la UAB, y Montserrat Golías y Matilde Massó, de la UDC, en el marco de un convenio de colaboración firmado entre la CRUE, el Ministerio de Universidades y la Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y Acreditación (Aneca).

Peña ha destacado que este estudio permite ver con “contundencia” una realidad que antes solo se intuía: la diferencia de retribuciones entre hombres y mujeres en las universidades, con lo que “la brecha salarial no era solo una intuición, sino una realidad que estaba ahí y que había que diagnosticar”, ha explicado la delegada de Igualdad de la CRUE.

Ese es precisamente, a su juicio, el “gran valor” de este estudio, que “nos permite tener un instrumento nos aclara cómo funcionamos las universidades y qué desviaciones tenemos en el tema del género y en las cuestiones salariales”, con lo que a su vez también “nos permite reflexionar sobre las mejores medidas que hay que adoptar” para acabar con la brecha salarial, ha agregado.

La rectora de la Universidad de Huelva es consciente de que, “ante un problema tan complejo, probablemente no bastará una única solución, sino que tendremos que acometer una batería de intervenciones, algunas de las cuales escaparán al control de la Universidad y tendrán que nacer de la propia sociedad, pero en cualquier caso este es el reto, un reto enorme e ilusionante porque somos conscientes de los problemas y tenemos que asumir la necesidad de cambiar”, ha añadido.

Peña ha puesto el acento en las causas de la brecha salarial, que son las que chocan con la idea que “en alguna ocasión he oído” de que “en la Universidad no había brecha salarial porque tenemos un sueldo tasado legalmente”, lo que “ha podido confundir a más de uno y probablemente ha convencido a más de una”, ha proseguido la rectora de la UHU, tras lo que concreta que el informe revela que “la retribución de una mujer en la Universidad no solamente está fijada por el salario base, sino que es un conjunto de complementos que se van sumando y que son los que precisamente dignifican el sueldo del profesor y la profesora universitaria”.

Esos complementos, ha continuado Peña, “nacen de una compleja situación en la Universidad, de las dificultades múltiples que las mujeres tienen para desarrollar una carrera plena en el ámbito de la docencia y de la investigación, de las muchas dificultades que tenemos además para acceder a la promoción y estabilización y de las dificultades que todavía existen para la conciliación laboral y familiar de ambos sexos, pues si planteamos la conciliación solamente como una cuestión dirigida a las mujeres creo que flaco favor estaríamos haciendo a la causa”, ha agregado.

Son por tanto “múltiples factores los que determinan qué es lo que finalmente entra en la nómina de una profesora y este estudio nos permite, con una precisión quirúrgica, identificar dónde nace el problema cronológicamente y cuándo se produce incluso una valoración cualitativa, sobre la que yo creo que tenemos que seguir profundizando”, ha indicado la delegada de Igualdad de la CRUE durante la presentación del informe.

En base a ello, María Antonia Peña apuesta “firmemente”, en nombre de la CRUE, por que “mantengamos esta línea triple de colaboración y, si hay que ampliarla, la ampliamos”, pues “creo que es una base de trabajo muy sólida sobre la que podremos seguir avanzando en este tema. Sin duda quedarían todavía muchas cosas por decir, habría que ampliarlo al resto de universidades y habría que mantener una línea de actualización y de monitorización para saber cómo las medidas están haciendo efecto y para evaluar estrategias”, ha proseguido.

Por ello, la rectora de la UHU también anima a “que trabajemos en otros planos que son tremendamente preocupantes”, de los que ha citado dos que a su juicio no serían más que el comienzo de una “lista bastante larga”. Uno de ellos es el de “construir unos planes de conciliación que realmente vayan dirigidos no a maquillar el problema, sino a solucionarlo y a identificar las acciones que se pueden acometer para que los roles domésticos, los roles de los cuidados que están muy asociados todavía al mundo de la mujer, no sean un lastre para su desarrollo profesional, en especial para su desarrollo investigador, porque la investigación se nutre muchas veces de los tiempos que son del espacio personal y del espacio familiar”, ha explicado.

“La segunda línea de trabajo que me parece que también es muy preocupante en todas las universidades es la tendencia creciente a la masculinización y feminización de determinados ámbitos de conocimiento, algo que parece impropio de un tiempo en el que la igualdad de género ya es un valor que está sobre la mesa y generalmente asumido y que sin embargo sigue pesando en la forma en la que nuestras jóvenes eligen sus titulaciones, la forma en las que son cultural y sociológicamente encauzadas hacia determinados ámbitos de desarrollo profesional y no hacía otros”, ha proseguido la rectora de la UHU.

María Antonia Peña está convencida de que “en esto tenemos mucho que hacer y la CRUE siempre va a estar ahí, pues, como como servicio público que somos, tenemos que hacer mucho por arreglar nuestra propia casa, por solucionar nuestros propios problemas internos, pero también por hacer una labor importante de sensibilización en nuestras propias comunidades universitarias y en el exterior, sobre todo porque corresponde a las universidades ser referentes sociales en valores, en comportamiento, en criterios éticos y en especial en este tema tan importante de la erradicación de la desigualdad entre hombres y mujeres”.

Por último, Peña, “desde mi posición, en este caso representando a la CRUE, representando a las universidades”, ha animado a todos y todas “a que continuemos trabajando y a que sigamos ampliando nuestro estudio en una problemática tan compleja y tan de urgente resolución”, ha concluido.

La Universidad de Huelva asume su papel «fundamental» en la lucha contra la violencia de género

La rectora llama a unir “nuestras fuerzas” para erradicar esta lacra durante un acto en el que se ha recordado o todas las víctimas de 2021

La Universidad de Huelva (UHU) ha conmemorado este 25 de noviembre, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, con un acto de recuerdo a todas las mujeres asesinadas en 2021 en el que, además, ha asumido su papel “fundamental” en la lucha contra esta lacra social.

Durante el acto, que ha tenido lugar en el Jardín de las Ausentes, ubicado en el Campus del Carmen, la rectora de la institución académica onubense, María Antonia Peña, no solo ha mostrado el “compromiso de las universidades con la igualdad y con aportar para tratar de evitar esta lacra”, sino que además ha asumido que en estas instituciones “tenemos un papel fundamental”.

De hecho, “tenemos en nuestras manos la formación de miles de personas, de jóvenes, que son quienes tienen que cambiar el mundo”, por lo que “tenemos una enorme responsabilidad. Desde cada una de nuestras funciones tenemos que contribuir a formar, sensibilizar, denunciar, proteger a las víctimas y poner todos nuestros recursos al servicio de las personas que se sienten acosadas o violentadas”, ha explicado Peña.

No obstante, “el problema es tan grande que tenemos que sumar todos para conseguir que esto se erradique”, ha proseguido la rectora, tras lo que ha hecho un llamamiento a la unidad de acción: “Unamos nuestras fuerzas contra la violencia”, ha proclamado Peña durante el acto, en el que también han participado el delegado territorial de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Manuel Antonio Conde del Río, la coordinadora provincial del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM), María Martín, la concejala de Políticas Sociales e Igualdad del Ayuntamiento de Huelva, María José Pulido, la diputada provincial Leonor Romero y la secretaria del Consejo Social de la UHU, Teresa Herrera.

Pero la Universidad de Huelva no solo asume este papel “fundamental”, sino que también está trabajando en ello, ha explicado la rectora, tras lo que ha mostrado su agradecimiento al “enorme trabajo de nuestra Unidad de Igualdad”, dirigida por Cinta Martos, que es “la persona que genera toda nuestra actividad por la igualdad y contra la violencia de género, con el acompañamiento de nuestra Comisión de Igualdad y todas las personas de la Universidad implicadas en este tema, que son muchas”.

A continuación se ha procedido a la lectura de un manifiesto consensuado por la Comisión Permanente de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE) y la Red de Unidades de Igualdad de Género para la Excelencia Universitaria (Ruigeu), un documento que “resume muy bien el espíritu de la Universidad de Huelva un día como hoy, en el que queremos que se conviertan todos los días del año”, ha remarcado la rectora de la Onubense.

Antes, la encargada de dar la bienvenida al acto ha sido la referida directora de la Unidad de Igualdad de la UHU, Cinta Martos, que ha agradecido la presencia de todos y todas en “un lugar que se ha convertido en símbolo para la lucha contra la violencia de género en la Universidad de Huelva: el jardín de las ausentes”.

“Hace un año se sembraron 42 rosales que representaban a las 42 mujeres asesinadas por una lacra que sigue silenciando y asesinando a mujeres. En lo que va de año han sido asesinadas 37 mujeres y cinco niños y niñas que queremos recordar en este acto simbólico. Hoy están ausentes, pero nunca serán olvidadas y todos los 25 de noviembre saldremos a la calle a alzar nuestras voces, porque no queremos más asesinatos”, ha comenzado Martos.

A continuación, la directora de la Unidad de Igualdad de la UHU ha manifestado que “la mitad de la población de este mundo queremos sentirnos seguras”, pero “para ello la otra mitad de la población mundial tiene que luchar a nuestro lado”, ha proseguido Martos, tras lo que ha destacado que “la Universidad de Huelva pues pone todos sus medios y esfuerzos para seguir avanzando a través de la prevención, la formación y la sensibilización”.

Manifiesto

El manifiesto comienza diciendo que la violencia de género es “la máxima expresión de la desigualdad de género en el mundo”, tal y como fue reconocido en la IV Conferencia Mundial sobre la Mujer en Pekín en 1995, a lo que hay que sumar que su erradicación es una de las metas de los Objetivos de Desarrollo sostenible.

En base a ello, las universidades “reiteramos nuestro compromiso con la lucha contra todo tipo de violencia sobre las mujeres”, al tiempo que “manifestamos que uno de nuestros objetivos prioritarios es colaborar con los poderes públicos y la sociedad en su conjunto para contribuir a eliminar cualquier forma de violencia hacia las mujeres”, prosigue el manifiesto, que este año advierte además sobre la llamada violencia vicaria, la ejercida por los maltratadores contra los seres queridos de la víctima “como medio para causar el máximo dolor y sufrimiento”.

“Nuestro esfuerzo conjunto se centra en eliminar el acoso sexual o por razón de sexo en la esfera laboral y académica, los abusos y agresiones sexuales en entornos festivos, la violencia psicológica, punto de partida de otras violencias materiales, y todo tipo de discriminaciones directas o indirectas”, continúa el manifiesto, tras lo que destaca “la política y cultura universitaria de tolerancia cero” y el compromiso de las universidades con “que todos los días del año sean 25 de noviembre”.

María Antonia Peña recoge el Premio Menina por su lucha contra la violencia de género

La rectora de la UHU ve un “honor personal” recibir este galardón del Ministerio de Igualdad que para ella es “un reconocimiento a toda la Universidad de Huelva”

La rectora de la Universidad de Huelva (UHU), María Antonia Peña, ha recogido este miércoles el Premio Menina que le concedió el Ministerio de Igualdad por su lucha contra la violencia de género y su labor en defensa de la igualdad y los derechos de las mujeres.

Durante el acto, que ha tenido lugar en los Museos de la Atalaya de Jerez de la Frontera, Peña ha mostrado su satisfacción para este reconocimiento que “nos llena de emoción”, ha remarcado.

“Para mí es un honor porque además es un premio muy simbólico”, ha proseguido la rectora, tras lo que ha manifestado que, desde su punto de vista, no se trata de “un premio a mí, sino a toda la Universidad de Huelva”, por lo que “lo voy a compartir con toda nuestra comunidad”, ha añadido.

De hecho, para María Antonia Peña, el premio “reconoce los esfuerzos que se hacen desde el ámbito universitario por atajar esta lacra de la violencia de género con los recursos que tenemos, sobre todo haciendo algo que para mí es muy importante como es formar, formar a nuestros jóvenes, sensibilizar a nuestra comunidad universitaria para que luego sean también agentes que luchen contra la violencia de género”, ha recalcado.

En definitiva, “para mí es un honor personal pero sobre todo es un reconocimiento para la Universidad de Huelva y también para el resto de universidades, que están también trabajando en esta misma línea”, ha concluido la rectora de la Onubense.

En esta novena edición de los Premios Menina, concedidos por el Ministerio de Igualdad a propuesta de la Delegación del Gobierno en Andalucía y las subdelegaciones del Gobierno, se han entregado estos reconocimientos a nueve personas y entidades andaluzas, concretamente, además de a la referida María Antonia Peña, a Carmen Calvo, a los ayuntamientos de Jerez de la Frontera y Montilla, a la Asociación de Mujeres Amefa de Albolote, al equipo técnico del Servicio Integral de Atención y Acogida a Mujeres Víctimas de Violencia en Jaén; a la presidenta de la Audiencia Provincial de Málaga, Lourdes García Ortiz, y a la abogada laboralista Aurora León.

Los galardones, que reconocen y apoyan la labor de entidades, asociaciones, instituciones y particulares andaluces en la erradicación de cualquier forma de violencia sobre la mujer, son estatuillas que reproducen la imagen de una Menina de Velázquez y han sido elaboradas por internas en centros penitenciarios.

El jurado de los premios está presidido por el delegado del Gobierno en Andalucía e integrado por los ocho subdelegados y subdelegadas provinciales, la Unidad de Violencia de Género de la Delegación del Gobierno en Andalucía, sus unidades provinciales de coordinación y la Fundación Cajasol.

Peña espera convertir la UHU en una institución de excelencia prestigiosa por su impacto

La rectora de la Universidad de Huelva toma posesión del cargo en el Palacio de San Telmo

La rectora de la Universidad de Huelva (UHU), María Antonia Peña, ha tomado posesión del cargo este jueves en un acto que ha tenido lugar en el Palacio de San Telmo de Sevilla y en el que ha mostrado su agradecimiento a la comunidad universitaria de la Onubense por renovar su confianza en ella como rectora, al tiempo que ha destacado, ante las autoridades presentes, que mantiene “el mismo compromiso y la misma ilusión con la que llegué hasta aquí hace ahora cuatro años”.

Peña ha hecho un balance sobre su anterior mandato, un periodo en el que se produjeron “situaciones y desafíos” que al principio “estábamos lejos de prever”, ha señalado, pero “en este camino, trabajando mucho y afrontando las dificultades, hemos ganado en experiencia, hemos profundizado en nuestra voluntad de servicio público y hemos visto la cara más solidaria de muchas de las personas que están a nuestro lado”, ha remarcado.

Por ello, la rectora ha mostrado su “gratitud a cuantos han participado de este camino con esfuerzo continuo y buen talante, haciendo posible la generación y transmisión del conocimiento y también la construcción de valores para hacer un mundo mejor. Quiero agradecer su apoyo a quienes desde la Junta de Andalucía, especialmente, y desde otras entidades públicas o privadas, nos han prestado su valiosa colaboración a lo largo de estos años, comprendiendo la insustituible labor de la universidad en el bienestar y progreso de la sociedad”, ha proseguido.

A continuación, Peña ha hecho extensivo su agradecimiento, por un lado, “a los miembros de mi equipo, a los que hoy están y a los que estuvieron, por el extraordinario trabajo que han desempeñado y por haber sabido llevar, con buen ánimo, las numerosas renuncias que la gestión comporta”, y por otro lado, “a todas las personas que forman la Universidad de Huelva”, a las que “quiero agradecerles su implicación permanente y haber dado lo mejor de sí mismas en los peores momentos que hemos atravesado”, tras lo que la rectora no se ha olvidado de su familia, “a la que he robado tanto tiempo y tal vez serenidad, pero a la que debo, en fin, todo lo que soy y lo mejor que pueda haber en mí”.

Realizados los agradecimientos, María Antonia Peña ha resaltado su “compromiso de futuro”, para lo que ofrece “muchas horas de trabajo” y “una parte importante de nuestras vidas y sueños, sobre todo porque la Universidad de Huelva, como las demás de nuestro entorno, se asoma a un tiempo en el que va a asistir, de acuerdo al contexto nacional e internacional en que se inserta, a una serie de profundas transformaciones que se sumarán a las que ya ha desencadenado la pandemia”, ha explicado.

Sobre el nuevo Modelo de Financiación para el Sistema Universitario Público Andaluz en el que trabaja la Consejería, la rectora ha destacado que el consenso existente sobre su necesidad “urgente” no impide que el documento genere “sentimientos encontrados” en la Universidad de Huelva, pues, “por un lado, nos alegra que se objetive el reparto financiero en Andalucía, pero, por otro, nos inquieta pensar que la Universidad de Huelva pueda continuar arrastrando una financiación insuficiente que lastre su deseo de crecer, consolidarse y converger con otras universidades del sistema que cuentan con mayores recursos en términos relativos”, ha remarcado.

Peña ha puesto a continuación el acento en la falta de financiación que ha sufrido la Onubense durante sus 28 años de trayectoria, motivo por el que “se han arrastrado hasta el presente grandes amenazas: deudas históricas que durante estos cuatro años hemos tratado de aliviar con una política presupuestaria de contención y eficiencia, que ha mejorado sin duda nuestra situación, pero que no ha podido borrar del todo sus huellas”, ha advertido.

Por esto mismo, la rectora ha querido agradecer a la Junta de Andalucía “el apoyo que recientemente, con el consenso de las demás universidades andaluzas, hemos recibido para solventar una de las situaciones heredadas más críticas de los últimos años”, hasta el punto de que ahora “nuestra inquietud, y también nuestra esperanza, están depositadas en este nuevo Modelo de Financiación y no menos en la nueva EIDIA y en un nuevo Mapa de Titulaciones que nos permita dar adecuada cobertura a nuestras actividades investigadoras y formativas, actualizando nuestro perfil sin caer en las modas efímeras del mercado”, ha remarcado.

Y todo ello después de lo mucho que “hemos avanzado” en investigación, internacionalización, digitalización y la transparencia, que son para María Antonia Peña los ejes fundamentales sobre los que gira “nuestro modelo de universidad y de gobernanza”. De hecho, en esas cuatro áreas “hemos alcanzado ya algunos avances relevantes: por primera vez en nuestra corta historia hemos entrado en el prestigioso Ranking de Shanghai en un ámbito tan estratégico como el del turismo y nos hemos colocado en el primer puesto en el ranking de transparencia de las universidades españolas. Asimismo, la importante transformación digital que hemos impulsado será un legado para tiempos futuros y la favorable acogida de la propuesta que formulamos en la convocatoria de ‘Universidades Europeas’, dentro del consorcio Sustainable Horizons, nos marcará el camino de la definitiva inserción de la Universidad de Huelva en el ámbito internacional”, ha agregado.

La rectora ha destacado que “esta apertura de espacios repercutirá positivamente en los sectores productivos de nuestra provincia. Debemos tener presente que, si en todos los sitios las universidades se constituyen como agentes de progreso social, este papel es mucho más acusado en provincias periféricas como la de Huelva, aquejada de problemas específicos y estructurales, y donde la universidad es el centro insustituible de muchos de sus procesos de desarrollo y modernización”, ha proseguido, tras lo que se ha mostrado “convencida de que, apoyándonos, también se apoyará a una provincia que reclama mejoras imprescindibles en la articulación de su territorio, el desarrollo tecnológico de su sector industrial, la transformación de su riqueza agroalimentaria, la resolución de problemas medioambientales como el de las balsas de fosfoyesos, la conservación adecuada de su patrimonio histórico y su biodiversidad o soluciones eficaces para el desempleo y el vaciamiento demográfico de amplias comarcas aisladas o faltas de estímulos”.

“Recibo hoy el encargo de trabajar por la Universidad de Huelva en los próximos cuatro años con legítimo orgullo y firme compromiso, porque no hay tarea más noble que esforzarse para que el espíritu universitario pueda hacer de nuestra sociedad una realidad más equitativa, más culta, más inclusiva y más solidaria, donde quepan todas y todos y donde cada uno encuentre sentido y sensibilidad, como decía Jane Austen”, ha continuado la rectora, tras lo que ha agradecido “emocionada el apoyo de todos”.

“A cambio, prometo honradez, trabajo y algunos sueños”, ha continuado, tras lo que ha mostrado sus deseos de que “dentro de cuatro años, cuando culminemos nuestra labor, podamos mirar hacia atrás con alegría y sentir que hemos contribuido a hacer de la Universidad de Huelva esa institución de excelencia en la que estamos empeñados, prestigiosa por sus resultados de impacto, atractiva por su docencia moderna y eficiente por la transparencia y rigor de su gestión cotidiana. Eso es mucho. Eso es tanto como conseguir hacer, desde el ámbito singular de nuestra responsabilidad compartida, un mundo un poco más justo, un planeta algo más habitable”, ha concluido.

La CR Palos plantea nuevas líneas de investigación para el sector de los frutos rojos a la UHU

La rectora de la institución académica, María Antonio Peña, visita la entidad de riego para abrir nuevas vías de colaboración

La Comunidad de Regantes Palos de la Frontera ha recibido la visita de una delegación de la Universidad de Huelva, encabezada por la rectora de la institución académica, María Antonia Peña, junto a Isabel Rodríguez, vicerrectora de Innovación y Empleabilidad y Juan Antonio Márquez, vicerrector de Planificación Estratégica, Calidad e Igualdad, en una reunión en la que se han abierto nuevas líneas de colaboración y en la que se han planteado nuevas vías de investigación para el sector de los frutos rojos.

Dentro del interés de la UHU por imbricarse en el territorio onubense y hacer de la institución una herramienta útil para la sociedad y el entorno ofreciendo los servicios que demande la población y sus sectores productivos, desde la Universidad ven posibles futuras sinergias para “no dar la espalda a un sector de vital importancia como es el de los frutos rojos”.

El secretario gerente de la Comunidad de Regantes Palos de la Frontera, Fernando Sánchez, ha planteado varías líneas de investigación que podrían ir en beneficio del sector. Así, se ha planteado la posibilidad de que los grupos de investigación de la Onubense puedan iniciar trabajos en áreas como la erradicación de las especies invasoras propias del regadío y que amenazan el futuro de las canalizaciones, siguiendo la senda de las que ya se han iniciado en el ámbito andaluz.

Del mismo modo, se ha planteado la posibilidad de impulsar el Campus de La Rábida como centro de estudios agrícolas y de desarrollo de variedades o experimentación. Otra de las líneas a seguir sería la de la robótica, en aras de desarrollar maquinaria capaz de recolectar los frutos rojos sin dañar la planta y por último, en el ámbito comunicativo, desarrollar estudios que reflejen la realidad del sector en cuanto a la relación laboral con los trabajadores en origen y dejar en evidencia a las campañas de “acoso que sufre actualmente este sector”, ha señalado Sánchez.

Desde la Universidad de Huelva se han mostrado muy interesados en desarrollar estas líneas por lo que próximamente podrían encauzarse reuniones con los grupos de investigación para poner en marcha acciones más concretas, dejando la puerta abierta a que algunos de estos estudios puedan desarrollarse dentro de una cátedra propia.  

Por último, la comunidad de regantes y la Universidad de Huelva han llegado a un principio de acuerdo para firmar un convenio mediante el cual alumnos de la Universidad de Huelva puedan desarrollar prácticas (tanto curriculares como extracurriculares) en el entorno, en diferentes ámbitos de estudio. La firma de este convenio podrá desarrollarse próximamente e irá en beneficio tanto de la Universidad de Huelva como de la comunidad de regantes.

Fernando Sánchez se ha mostrado agradecido por la visita de la rectora y por la sensibilidad demostrada hacia los problemas del sector y espera que en el futuro se canalicen en un verdadero desarrollo de las acciones que vayan en beneficio de la sociedad onubense.

María Antonia Peña, reelegida rectora de la Universidad de Huelva con un notable aumento de apoyos

Logra revalidar la confianza de la comunidad universitaria con 18 puntos más que hace cuatro años

La catedrática de Historia Contemporánea no solo ha revalidado la confianza de la comunidad universitaria, sino que ha obtenido 18 puntos más respecto a su resultado de hace cuatro años, cuando se convirtió en la primera rectora de la Universidad de Huelva.

María Antonia Peña se ha mostrado doblemente satisfecha, “porque hemos ganado en todos los sectores, y en algunos con un apoyo abrumador, como es el caso del PDI. Aunque también cabe destacar la subida registrada en el PAS, donde casi se han duplicado los votos respecto a 2017”.

Asimismo, la recién reelegida rectora ha destacado la buena participación que ha tenido esta inédita jornada electoral, donde han participado 2.446 personas, que han podido votar 100% de forma telemática por primera vez en unas elecciones rectorales de la UHU.

Peña ha aprovechado la ocasión para agradecer a la comunidad todo el apoyo recibido durante el pasado mandato, y la confianza reforzada que ahora recoge “con ilusión y responsabilidad”, para defender los intereses de la UHU en este nuevo tiempo que se abre en la universidad pública.

Además, la rectora ha valorado muy positivamente que esta gran movilización se ha dado, “contra todo pronóstico, en un contexto claramente marcado por la COVID-19, donde la actividad universitaria se encuentra desgraciadamente muy limitada, con muy pocas clases presenciales en este tramo del curso académico”.

En este sentido, Peña ha explicado que “los datos de participación son doblemente buenos, porque además se mantienen en un nivel tan alto como los de las elecciones de 2017, que ya fueron históricos en la Universidad, aun cuando solo ha habido una candidatura, lo que habitualmente ha conllevado una drástica caída de la participación”.

Este viernes 7 de mayo se efectúa la proclamación provisional de los resultados electorales, que será definitiva tras el período de reclamaciones previsto al efecto, debiendo publicarse el acuerdo de la Junta Electoral el 17 de mayo de 2021.

El voto para la elección del rector o rectora es ponderado por sectores de la Comunidad Universitaria de acuerdo con los siguientes porcentajes de valor del voto: profesorado doctor con vinculación permanente: 55%; profesorado no doctor con vinculación permanente: 6%; otro personal docente e investigador: 4%; estudiantes: 25% y personal de administración y servicios: 10%.

Universidad de Huelva: fuertes ante los nuevos desafíos

Por María Antonia Peña, candidata a rectora de la Universidad de Huelva

Tal como hemos tenido ocasión de tratar y debatir en los últimos días ante los distintos colectivos que forman la comunidad universitaria, el período que se abre a partir de las elecciones rectorales del próximo 6 de mayo es de una extraordinaria importancia para la Universidad de Huelva. No en vano, la encrucijada que pronto van a encontrar ante sí los sistemas universitarios español y andaluz es de enorme calado y resulta necesario afrontar los cambios que se nos avecinan con las ideas claras y el paso firme. Ante la trascendencia de estos desafíos, que son para todas y todos, no es indiferente el tipo de apoyo que llevemos a los espacios de negociación donde se dilucidarán estas cuestiones, pues una voz única y sólida es señal inequívoca de seguridad y fortaleza. Los desafíos, naturalmente, conciernen en primer lugar a las Universidades, pero no debe olvidarse que, más allá de su funcionamiento como instituciones educativas y de investigación, estas se proyectan sobre la sociedad como faros de innovación y motores de desarrollo. De ahí su relevancia añadida.

Los dos elementos principales que van a marcar este momento de redefinición para las Universidades son el nuevo marco legal que se halla en vías de ser aprobado por el Gobierno de España, especialmente la Ley Orgánica del Sistema Universitario (LOSU), y el nuevo Modelo de Financiación que está en fase de negociación con el Gobierno andaluz y que, a la vuelta de unos meses, va a condicionar de manera profunda el día a día de nuestra institución. Para una Universidad como la nuestra, que tiene que conseguir recursos para la dignificación de su plantilla y para impulsar procesos de gran envergadura como el de su modernización digital, lo que salga de esta encrucijada va a ser determinante para los próximos quince o veinte años.

Con toda seguridad, la Ley Orgánica del Sistema Universitario va a transformar algunas de las figuras actuales que dan soporte a nuestro personal y, acompañada por dos reales decretos en preparación, va a establecer los criterios básicos de cuyo cumplimiento dependerá la garantía de continuidad de las actuales Universidades. La reforma de la Ley de la Ciencia, además, va a afectar a nuestra labor como agentes de generación y transferencia de conocimiento y va a obligarnos a adaptarnos con rapidez a los exigentes requerimientos de una estrategia científica competitiva. En esto el reto es doble: aumentar nuestra producción de excelencia y situarla en publicaciones bien posicionadas en los indicadores de impacto, en lo que nos va ayudar la creación de nuestra Editorial Universitaria, que parte de un Servicio de Publicaciones acreditado al máximo nivel.

Tan importante como el ordenamiento legal que se nos avecina es, sin duda, el nuevo Modelo de Financiación que en este momento están debatiendo las Universidades públicas andaluzas con la Junta de Andalucía. Tradicionalmente financiada por debajo de sus necesidades, de lo que han surgido muchos de los problemas de estabilización y promoción que nos han aquejado en las últimas décadas, la Universidad de Huelva está a tiempo de requerir de la administración autonómica un crecimiento razonable de los recursos puestos en el sistema y un reequilibrio de estos a fin de que las Universidades pequeñas sean capaces de converger con las más grandes en la naturaleza y alcances del servicio público que ofrecen, en beneficio del estudiantado y de la sociedad.

De igual modo, por tanto, que en plena pandemia hemos asumido como axioma que “nadie debe quedarse atrás”, desde la Universidad de Huelva pedimos que la misma filosofía impere en el nuevo Modelo de Financiación: que ninguna Universidad de Andalucía se quede por detrás y que, por el contrario, avancemos en un camino nítido de convergencia. Eso aseguraría la igualdad de oportunidades entre individuos y territorios y nos daría la ocasión de profundizar en nuestra oferta formativa y de investigación y de reparar los efectos que los últimos períodos de crisis han tenido sobre nuestra plantilla.

No puede olvidarse que la última crisis económica pasó por las Universidades acentuando la precariedad del empleo y provocando una pérdida de derechos que estamos esforzándonos en revertir. Por ello el Modelo de Financiación que se acuerde debe garantizar en todo momento la suficiencia económica de las Universidades, cubriendo en su integridad los gastos de su personal (el denominado capítulo 1) y los relativos a su funcionamiento básico, sin renunciar a un horizonte que ha de ser de crecimiento y mejora. Es evidente que ha de ser un modelo realista, pero no puede dejar de ser a la vez una apuesta ambiciosa. En el fondo, el esfuerzo que se dedique a las Universidades en formación, investigación y transferencia constituye una fuente dinámica de multiplicación y distribución de la riqueza, situada estratégicamente en los sectores más innovadores. Lo afirmaba en 2019 el informe realizado sobre la “Evaluación del impacto social, cultural y económico de la Universidad de Huelva en su provincia”: cada empleo de nuestra Universidad crea de media en la provincia 2,5 empleos nuevos y cada euro asignado a nuestro presupuesto genera 4 euros de beneficio a la sociedad onubense.

Sin embargo, no basta únicamente con un Modelo de Financiación ordinaria. Se hace precisa una estrategia científica (EIDIA) que pueda avalar y sostener la excelencia de nuestros grupos de investigación. Necesitamos, además, un Plan de Infraestructuras que sirva para proveernos de los equipamientos que aún nos faltan y para hacer de nuestros campus espacios más modernos y habitables. Es ya insostenible, por ejemplo, la carencia de un Centro de Recursos para el Aprendizaje y la Investigación (CRAI) a la altura de nuestro tiempo, dotación imprescindible para el profesorado y el estudiantado. Incluso sin contar con ese Plan de Infraestructuras, hemos conseguido poner en marcha (sin que le cueste nada a nuestra Universidad) la realización de una ambiciosa Residencia Universitaria en el propio Campus del Carmen. Pero ese Plan es indispensable para poder programar sobre bases sólidas el desenvolvimiento de nuestra Universidad en los años que vienen.

El período que ahora se abre, lleno de desafíos, compone una oportunidad extraordinaria de afirmarnos como Universidad y exigir, en los ámbitos donde va a jugarse nuestro futuro, los medios que nos permitan hacer las políticas que nuestra Universidad necesita: dignificación de la plantilla, ayuda a la investigación y modernización de la docencia para la formación de las nuevas generaciones. Es imposible llegar a eso sin la obtención de recursos y sin una visión clara y global de medio plazo. Para conseguirlo es preciso tener de puertas adentro convicción y fuerza interior y, de cara al exterior, una voz cohesionada, rotunda y legítima. Con la legitimidad democrática y el empuje de la inmensa mayoría, a partir del 6 de mayo nada se nos podrá negar. El ejemplo del 3 de marzo, cuyo clamor colectivo hizo posible la creación de la Universidad de Huelva, nos seguirá marcando el camino allí donde estemos.

La UHU vivirá sus elecciones para el rectorado el próximo 6 de mayo

María Antonia Peña aún no ha confirmado si se presentará a la reelección

El Consejo de Gobierno de la Universidad de Huelva, en sesión extraordinaria, ha aprobado la convocatoria de elecciones a Rector o Rectora de la UHU. El calendario electoral fija la fecha de los comicios para el día 6 de mayo de 2021, en unos comicios que aún no cuentan con candidatos ya que la actual rectora, María Antonia Peña, aún no ha confirmado si se presentará a la reelección pese a que se le ha preguntado directamente en varias entrevistas.

Además, el Consejo de Gobierno, constituido en Junta Electoral, ha aprobado el ejercicio del voto por medios electrónicos, como novedad de esta convocatoria.

La sesión extraordinaria del Consejo de Gobierno se ha celebrado vía telemática, y Manuela Mora, secretaria general de la Universidad, ha informado de la convocatoria de las elecciones por medio de Resolución Rectoral, a la que se anexa el Calendario aprobado al efecto. 

Un calendario que marca fechas como del 8 al 12 de abril para la presentación y proclamación de las candidaturas, el inicio de la campaña electoral para el 21 de abril, y finalmente la jornada electoral el día 6 de mayo. De este modo, la Universidad de Huelva ha calendarizado todas las fases y ámbitos del proceso electoral, desde el censo a la organización de mesas. Todo ello bajo el marco del Reglamento de las Elecciones al Rectorado, aprobado en Consejo de 11 de diciembre de 2020.

La opción del voto por medios electrónicos es una vía de participación plenamente adaptada al actual escenario Covid-19, a fin de facilitar el voto, por un lado, y evitar la presencialidad en un escenario de incertidumbre donde aún no se conoce si las clases seguirán siendo online o la UHU volverá a un escenario de semipresencialidad. Durante la sesión, se ha señalado que la realización del voto por medios electrónicos ‘estará gestionada y auditada por una empresa externa especialista en elecciones telemáticas, que además expondrá de manera independiente a la Comunidad Universitaria cómo funciona el proceso telemático y las garantías de limpieza y secreto’. Asimismo, se aclaró que la opción por el voto por medios electrónicos ‘ya se puso en funcionamiento el pasado curso para la elección de los Decanatos y Direcciones de los Departamentos de la UHU’. 

La rectora de la Universidad de Huelva, María Antonia Peña, quiso dedicar unas palabras a la finalización del último Consejo de Gobierno de su mandato para “agradecer la confianza depositada en mí de toda la Comunidad Universitaria que me dio su voto, y también a aquellas que en su momento no lo hicieron, pero de las que también he encontrado en todo momento su colaboración y apoyo. A todo el Equipo de Gobierno de la Universidad, tanto al que ha estado todo el tiempo como aquellos que fueron dejándolo por diversos motivos. Sin el apoyo de estas personas no hubiera sido posible desarrollar el enorme trabajo realizado estos cuatro años, en especial en este último año con todas las dificultades derivadas del Coronavirus. Durante estos años he podido comprobar que se puede discrepar, algo totalmente legítimo, pero que se puede hacer con espíritu de colaboración, y sobre todo de vocación y compromiso con la Universidad de Huelva. A todos les expreso mi agradecimiento”.

Por último, la rectora explicó que en los próximos días y antes de que comience el periodo de candidaturas, el Equipo de Gobierno presentará una Memoria de Gestión de los cuatro años en el Rectorado. 

La UHU se enfrenta al reto de realizar 40.000 exámenes ‘online’

Los exámenes de esta convocatoria, con un total de 861 asignaturas, se adaptan a las circunstancias sanitarias y solamente un 2% de las pruebas será presencial

Los estudiantes de la Universidad de Huelva han comenzado a realizar los exámenes de la convocatoria del primer cuatrimestre, cuyo calendario hubo de ser modificado en aras de adaptarse a las nuevas circunstancias sanitarias derivadas de la pandemia, implantándose el formato online para casi todos ellos. De este modo, los distintos centros de la Onubense han dado inicio a las pruebas, con más de 3.500 exámenes convocados para esta primera jornada de exámenes.

Como ha recordado la rectora de la UHU, María Antonia Peña, la práctica totalidad de los exámenes oficiales del primer cuatrimestre se desarrolla bajo formato online, de manera que de las 861 materias para los 39.861 exámenes contemplados desde el 1 al 19 de febrero, solamente 19 asignaturas tendrán prueba presencial (2,21% del total), respetando por supuesto todas las medidas de seguridad. La presencialidad en estos exámenes se debe a que son materias que se han impartido presencialmente, exigiendo sus exámenes este formato.

María Antonia Peña ha visitado los diferentes centros junto con el vicerrector de Informática, Comunicaciones e Infraestructuras de la UHU, Manuel Maña, y con la vicerrectora de Estudiantes, Ángela Sierra, una visita en la que la rectora ha destacado la “enorme proporción” de exámenes en formato online que se van a desarrollar, motivo por el que “se ha trabajado tanto en la parte organizativa, para que no haya una coincidencia excesiva de gente entrando en la plataforma al mismo tiempo, como en el seguimiento de la respuesta de nuestros servidores”, ha proseguido Peña, tras lo que ha remarcado que el sistema está “preparado para prever cualquier incidencia que pueda ocurrir y actuar con la mayor rapidez posible para solucionarlo”.

Asimismo, la rectora de la Universidad de Huelva ha destacado que esperamos que los exámenes se desarrollen “con la mayor normalidad posible”, así como que “los estudiantes puedan demostrar todo lo aprendido y sacar las mejores notas posibles”.

En la misma línea se ha manifestado el vicerrector de Informática, Comunicaciones e Infraestructuras de la UHU, Manuel Maña: quien ha recalcado que “está todo preparado” para el desarrollo de este proceso, en el que habrá 15 días de exámenes a los que están convocados más de 40.000 estudiantes, de los que hasta 4.500 podrán coincidir en un mismo día, ha explicado.

Manuel Maña ha confiado en que “todo va a ir bien”, para lo que se ha llevado a cabo un “trabajo importante” de reorganización de los exámenes con el objetivo de “evitar el colapso de la plataforma de nuestro campus virtual”, de modo que “exámenes que estaban convocados a la misma hora se han cambiado de hora para evitar sobrecargas de trabajo que no pudieran soportar la plataforma”, ha detallado.

La visita ha contado con la presencia de los directores de los dos servicios de la Onubense sobre los que ha recaído el mayor peso a la hora de preparar el sistema, el director del Servicio de Informática y Comunicaciones, Manuel de la Villa, y la directora del Servicio de Enseñanza Virtual, Ana Duarte, quienes han detallado el trabajo lleva a cabo para tener todo a punto.  

“Nos hemos aprovechado de la experiencia del curso pasado”, ya que “en mayo y junio hicimos pruebas de carga y análisis del rendimiento que era capaz de soportar la infraestructura tecnológica que tenemos y gracias a ello ha sido más fácil preparar los sistemas”, ha subrayado Manuel de la Villa, tras lo que ha remarcado que “tenemos la garantía de que le sistema es capaz de dar respuesta sin ningún tipo de problema”.

Por último, Ana Duarte ha explicado que “cuando nos dijeron que íbamos a este nuevo escenario ya llevábamos dos semanas trabajando sobre ello”, un periodo en el que “habíamos estado revisando cuántos alumnos podían entrar a la vez”, tras lo que “trabajamos con organización de campus para reorganizar los exámenes en colaboración con los decanos y directores de centro”, ha detallado la directora del Servicio de Enseñanza Virtual.

En un ingente trabajo de organización y previsión para celebrar las pruebas con las mayores garantías y normalidad posibles, en especial desde el Vicerrectorado de Informática, Comunicaciones e Infraestructura, la Universidad de Huelva convoca a una media de 2.600 estudiantes en cada jornada de exámenes.  El grueso de las 861 asignaturas contempladas pertenece a la Escuela Técnica Superior de Ingeniería (332), Educación (141), Humanidades (104) y Ciencias Experimentales (75). La lista se completa con Ciencias del Trabajo (66), Ciencias Empresariales (69), Trabajo Social (27), Enfermería (18) y Derecho (29).

Cabe recordar que, según la modificación del calendario aprobada por el Consejo de Gobierno de la Universidad de Huelva, el segundo cuatrimestre se desarrollará del 22 de febrero al 11 de junio, tras lo que la Semana Blanca tendrá lugar del 14 al 18 de ese mismo mes y, los exámenes tendrán lugar del 21 de junio al 9 de julio. Por su parte, las fechas de los exámenes de septiembre no sufren variación (del 1 al 15).

El vídeo de la visita puede verse a través del siguiente enlace: https://youtu.be/stAIItPL6Y4