La Junta achaca la muerte de cientos de peces en Palos a las toxinas de dos algas

El informe señala que «son letales» y que están relacionadas directamente con las lesiones observadas en las necropsias

El informe realizado por los laboratorios de la Junta de Andalucía sobre la necropsia y análisis de las cientos de peces -lisas- muertos que aparecieron flotando en las aguas del estero Domingo Rubio, en Palos de la Frontera, el pasado 16 de octubre, en la zona comprendida entre las carreteras A-5026 y A-494, señala que la causa de la mortandad podría asociarse a las «muy elevadas concentraciones» de dos tipos de algas -Prymnesium y Pseudonabaena catenate-.

Según han indicado a Europa Press desde la Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, el informe detalla que esta algas han sido detectadas en las aguas de este humedal protegido y que sus toxinas «son letales» para peces, así como que se relacionan directamente «con las lesiones observadas en las necropsias».

Asimismo, el informe apunta que «su desproporcionada y excepcional proliferación parece obedecer a causas naturales concurrentes en la fecha, marea inusitadamente alta, grado de salinidad y temperatura», toda vez que descarta la contaminación por un vertido tóxico «como causa de la mortandad».

En este punto, desde la Consejería se ha recordado que «desde el mismo instante en el que se tuvo conocimiento del hecho se activó el Protocolo de Mortandades del Programa de emergencias» y se tomaron muestras, de peces y agua, para necropsia y análisis.

Antes de estos resultados, la Junta apuntaba como principal hipótesis, al haberse visto afectado solo una especie, es que las lisas se hubieran quedado atrapadas en agua dulce debido a «mareas muy altas» y son una especie que «necesita salinidad», toda vez que remarcado que el informe sería el que concluyese las causas de su mortandad.

Por su parte, Ecologistas en Acción solicitó la actuación de la Fiscalía de Huelva, al considerar de «gravedad y magnitud» el episodio de peces muertos en el Espacio Protegido Paraje Natural Estero Domingo Rubio, con el objetivo de que «participe en las investigaciones ya abiertas por distintas administraciones públicas para comprobar y determinar los hechos y las responsabilidades que puedan existir, ante la existencia de indicios de posible infracción penal».

Investigan el hallazgo de cientos de peces muertos en el estero Domingo Rubio de Palos

Técnicos de Medio Ambiente acuden a la zona para tomar muestras

Técnicos de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía se han desplazado este lunes al estero Domingo Rubio, en el término municipal de Palos de la Frontera (Huelva), para estudiar la aparición de cientos de peces muertos -lisas- flotando en las aguas del humedal protegido, en la zona comprendida entre las carreteras A-5026 y A-494.

Así lo han indicado a Europa Press desde la Delegación de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul, apuntando que los técnicos han estado desde primera hora tomando muestras, tanto de agua como de los peces, para llevarlos al laboratorio y estudiar los motivos por lo que han muertos esta cantidad, toda vez que han explicado que los mismos van a ser retirados.

De la misma manera, han señalado que la principal hipótesis, al haberse visto afectado solo una especie, es que «mareas muy altas han dejado atrapadas a las lisas en agua dulce» y es una especie que «necesita salinidad», pero «se está pendiente de los resultados».

La voz de alarma la dieron este domingo activistas de Ecologistas en Acción que habían acudido al Paraje Natural en tareas de observación de avifauna y que detectaron «un grandísimo número de peces muertos flotando», algo que consideraron que podría «producir un gravísimo efecto ambiental en todo el entorno», por lo que solicitaron «una actuación rápida y preventiva de la Junta de Andalucía, para evitar que los efectos de esta mortandad» se extendiera «a toda la cadena trófica y a la avifauna y vegetación del Espacio Natural».

Ecologistas en Acción consideró también «necesario» que la Junta de Andalucía, «haciendo uso de sus competencias», determinara «cuanto antes» el origen de «tan importante mortandad en un espacio natural protegido como el Estero Domingo Rubio, Zona de Especial Protección de Aves (ZEPA) y Lugar de Interés Comunitario (LIC) de la Red Natura 2000 de la Unión Europea», así como solicitaron que se interviniera en el espacio.