Convocan movilizaciones contra el sistema de contrataciones de la Junta

El CSIF denuncia que vulnera principios constitucionales

El sindicato CSIF ha convocado concentraciones en todas las provincias andaluzas para exigir a la Junta de Andalucía que paralice las contrataciones de personal funcionario interino y de personal laboral temporal que está realizando al amparo de la Instrucción 1/2021 del Servicio Andaluz de Empleo, que regula los criterios de ordenación de las candidaturas, por entender que «vulnera los principios constitucionales de igualdad, mérito y capacidad».

El sindicato entiende que tanto las contrataciones llamadas “exprés” realizadas el pasado verano y bajo el paraguas de la emergencia sanitaria por la Covid-19 como las que actualmente se continúan realizando en virtud de la citada instrucción del SAE contravienen tanto la Constitución (en sus artículos 14 y 23) como el texto refundido del Estatuto Básico del Empleado Público (en su artículo 55).

La central sindical ha decidido iniciar estas movilizaciones el próximo 18 de mayo frente a las delegaciones del Gobierno de la Junta en las distintas provincias, después de que la Junta continúe empleando este sistema de selección «a pesar de que la Fiscalía Superior de Andalucía se ha pronunciado a favor de la nulidad de la instrucción del SAE que regula los criterios de ordenación de las candidaturas en estos procesos, y pese a una reciente sentencia judicial que ha desestimado el primero de los recursos de apelación interpuesto por la Administración autonómica contra sentencias dictadas que fallaban en contra del procedimiento para la selección de personal», explican desde el sindicato.

En concreto, desde el inicio de las contrataciones por la vía de emergencia derivada de la Covid-19, CSIF ha recurrido un total de 56 convocatorias para la selección de personal funcionario interino y de personal laboral temporal por «vulnerar los principios de igualdad, mérito y capacidad que deben regir la selección de personal en las administraciones».

Asimismo, la central sindical presentó un recurso por la vía de los Derechos Fundamentales ante el TSJA contra la Instrucción 1/2021 del SAE por la que se establecen los criterios de ordenación general para la gestión de candidaturas en ofertas registradas en el sistema de intermediación laboral del SAE y se modifica la Instrucción 3/2020 del mismo organismo que establecía el procedimiento para la gestión de Ofertas Públicas de Empleo.

«A este respecto, la Fiscalía Superior de Andalucía se ha pronunciado a favor de la nulidad de la citada instrucción, tal y como demanda CSIF, por vulnerar los principios de igualdad, mérito y capacidad, y también por obviar la negociación colectiva», añade la central sindical.

CSIF considera que tanto el sistema de contrataciones exprés para afrontar las contingencias derivadas de la crisis sanitaria como el sistema que emplea actualmente la Junta para la selección de personal en ofertas de empleo, ya sean ordinarias o no, en virtud de la Instrucción 1/2021 del SAE, se basan en unos criterios comunes que han sido declarados inconstitucionales en sentencias previas.

Además, la central sindical lamenta que “la Junta haga oídos sordos a las sentencias judiciales que se han dictado por distintos tribunales, así como al sentido del informe emitido por la Fiscalía Superior de Andalucía sobre la nulidad de la Instrucción 1/2021 del SAE”.

El sindicato hace hincapié en “el perjuicio a terceros que la actitud de la Junta está ocasionando, las costas procesales de la judicialización de este tipo de procesos selectivos realizados por esta vía y las consecuencias jurídicas y administrativas en cascada que pueden derivarse de la nulidad inicial de estas contrataciones” y argumenta que, por todo ello, comenzará una ronda de movilizaciones que se iniciará el próximo 18 de mayo en las delegaciones del Gobierno de la Junta de Andalucía, para que la Administración autonómica cese en su postura de continuar empleando «este sistema que vulnera los principios de igualdad, mérito y capacidad», concluyen.

Sindicatos se concentran en Riotinto para exigir mejoras al SAS

El CSIF denuncia la “discriminación” a 4.000 trabajadores en la provincia de Huelva excluidos de la carrera profesional

Los sindicatos CSIF, CCOO y UGT se han concentrado este martes en el acceso principal del Hospital de Minas de Riotinto para pedir al Servicio Andaluz de Salud (SAS) que aplique la carrera profesional a todo su personal y lleve a cabo mejoras laborales que vayan más allá de la compensación por la labor realizada durante la pandemia.

Durante la que ha sido la tercera protesta del calendario de movilizaciones, desde el CSIF se ha insistido en la “defensa de la sanidad pública, a la que hay que reforzar y a cuyos profesionales hay que cuidar de verdad, dándoles lo que les corresponde en cuanto a mejoras laborales y retributivas”, han subrayado.

En este sentido, CSIF ha lamentado cómo la Administración siempre “va al margen de mínimos con los trabajadores de la sanidad pública mientras defiende recurrir a la sanidad privada para minorar las listas de espera, agravadas por la pandemia”.

Para CSIF es fundamental la defensa de la sanidad pública porque “entendemos que es la que garantiza igualdad, equidad y calidad de la asistencia sanitaria”, por lo que ha instado al SAS a utilizar sus propios recursos para poder reducir las listas de espera.

Por otra parte, la central sindical ha reiterado en la concentración de este martes la importancia de conseguir la carrera profesional para todo el personal del Servicio Andaluz de Salud, independientemente de su categoría. Tal y como está planteada en la actualidad, CSIF cifra en más de 4.000 los trabajadores y las trabajadoras de la provincia de Huelva a los que la Administración “discrimina al dejarlos fuera de la carrera profesional, haciendo distinciones entre sus profesionales cuando todos ellos cumplen igualmente con su labor”.

Además, entre las reivindicaciones históricas de CSIF -que ahora están llevando también a la calle en forma de protestas- está la promoción de la función administrativa y la equiparación salarial con otras comunidades, «aún lejos», según el sindicato, con la propuesta realizada por el SAS, que «una vez más discrimina a todas las categorías que no tienen posibilidad de hacer guardias, noches o festivos, donde únicamente se centra la subida del SAS a sus trabajadores y trabajadoras», apostillan.

“Reclamamos una equiparación real y justa que llegue a todos los profesionales de todas las categorías, y no la que plantea la Administración”, señalan, tras lo que indican que «fundamentalmente personal de gestión y servicios, interinos, etc. aún no tienen acceso a la carrera profesional en el Servicio Andaluz de Salud, que es irrenunciable para el sindicato».

La próxima movilización será este jueves 23 de julio culminar con una gran movilización frente a los servicios centrales del SAS el día 28 de este mes.