Galaroza tendrá su historia sobre la década de los años Treinta

El Comisionado para la Memoria Democrática publicará el trabajo de Antonio F. Tristancho

Tras numerosas investigaciones realizadas a lo largo de los últimos cuatro años, el trabajo de Antonio Fernández Tristancho sobre la historia de Galaroza durante la década de los Treinta del siglo pasado será publicado en forma de libro. La iniciativa correrá a cargo del Comisionado para la Memoria Democrática de la Diputación Provincial de Huelva, que ha programado esta edición dentro de sus colecciones bibliográficas para 2022.

Tristancho lleva muchos años sacando del olvido pasajes históricos de la vida cachonera, pero fue en 2018 cuando se dedicó plenamente a la década de los Treinta, recopilando datos del archivo de la Asociación Cultural Lieva, de la que es presidente. Estas y otras informaciones le han servido para atesorar cientos de documentos y fotografías referidos a los años que significaron esperanza, cambios, inestabilidad y también tragedia para la localidad.

Precisamente, el autor quiere que su trabajo abarque distintos ámbitos de la vida cachonera en aquel tiempo. Por ello, no será un libro exclusivamente de Memoria Histórica relacionada con los sucesos de la Guerra Civil española, sino que se extenderá a estadios como la cultura, la sociedad, la actividad institucional o la vida de los vecinos y las vecinas.

La tarea ha sido posible después de realizar un completo trabajo que incluye la búsqueda de documentos de la década de los años treinta en archivos públicos y privados, la detección, identificación, selección y escaneo de documentación, la sistematización y catalogación de documentos, la consulta en hemerotecas para conocer noticias periodísticas, las conversaciones con vecinos para detectar experiencias y otros documentos, sobre todo fotografías para que pudieran incorporarse al proyecto, o el análisis de diversos ámbitos de la vida de Galaroza durante los años 30.

Entre los contenidos que se van a incorporar destaca la labor del Ayuntamiento republicano de Galaroza desde 1931 a 1935, que ha sido descubierta, escaneada y analizada en profundidad; recortes de hemeroteca procedentes de diarios como el Odiel, ABC, La Vanguardia o El Sol; el dinamismo social de la época, cifrado en instituciones como el casino de la Unión Recreativa, la Sociedad de Socorros Mutuos ‘La Alcancía’ o el Club Deportivo Cachonero, entidades emblemáticas de las que se reconstruirá parte de su historia; la acción cultural y educativa de la época, el anticlericalismo y, en general, la reseña de unos años difíciles en muchos aspectos.

En este recorrido no podía faltar la alusión al estallido de la Guerra Civil y la  represión posterior, con referencias a los expedientes carcelarios de los procedimientos instruidos por el Consejo de Guerra Permanente de Huelva desde 1937 en adelante;  datos de diversos autores, destacando la recuperación del trabajo ‘Purgatorio ensangrentado’, de Eliecer Domínguez; la reconstrucción de historias personales y familiares que sufrieron persecución y muerte tras 1936, y un sentido alegato en favor de la recuperación de la dignidad y la reparación para las víctimas.

Algunos de estos datos ya se han dado a conocer en los últimos años, a través de diversos medios de comunicación y también de conferencias y boletines culturales como ‘La Regaera’, pero será la primera vez que aparezca todo compilado y sistematizado.  

En definitiva, el trabajo de Antonio F. Tristancho reconstruye las pequeñas historias de Galaroza durante los años Treinta del siglo XX, con especial incidencia en el contraste entre la esperanza que conllevaron los cambios políticos a la mayoría de la población y la tragedia del conflicto bélico que supuso la fractura de la  sociedad cachonera.

La exposición ‘Donde no habite el olvido’ impresiona al secretario de Estado de Memoria Democrática

Carmen Calvo destaca el «acierto» de la Diputación de Huelva

La presidenta de la Diputación de Huelva, María Eugenia Limón, ha acompañado a la diputada nacional Carmen Calvo y al Secretario Estado de Memoria Democrática, Fernando Martínez López, en su visita a la exposición ‘Donde NO habite el olvido’, organizada por el Comisionado de Memoria Democrática de la Diputación de Huelva, el mayor proyecto expositivo sobre la represión franquista en la provincia de Huelva realizado hasta la fecha, que puede visitarse en la Sala de la Provincia hasta este jueves, 12 de mayo, en horario de 10.00 a 14.00 horas y de 17.00 a 21.00 horas.

Carmen Calvo ha felicitado a la Diputación de Huelva “porque acierta totalmente poniendo en la mirada de todos los onubenses lo que significaron estos hombres y mujeres luchadores antifascistas. La llamada guerra española en realidad fue el primer zarpazo que el fascismo dio en Europa, y por eso le debemos honores, gratitud, admiración y conocimiento de lo que hicieron”. Según ha asegurado, “no vamos a parar hasta que los encontremos a todos, los identifiquemos y les demos digna sepultura. Es muy importante que la memoria esté en nuestras vidas, particularmente porque como dice Naciones Unidas para que no vuelva a ocurrir es necesario saber y porque no hay justicia sin verdad y sin reparación”.

Para la diputada nacional “la concordia de la que hablan algunos pasa antes por lo que es justo, y por descubrir toda la verdad de una parte masacrada de compatriotas que no hicieron otra cosa que defender la legalidad, la constitucionalidad y la democracia en nuestro país”. En este sentido, ha señalado que exposiciones como esta nos recuerdan “tanto como le debemos”, y ha expresado su gratitud al movimiento memorialista de Huelva, al trabajo de los expertos, a las familias “y a las políticas democráticas bien hechas, que son la que abandera esta exposición en la Diputación y la responsabilidad de su presidenta por hacerla”.

Por su parte, el Secretario Estado Memoria Democrática ha afirmado que la exposición es “impresionante, de las mejores que se han hecho sobre Memoria, empezando por el lema Donde no habite el olvido, ya que el olvido es incompatible con la democracia”. Exposiciones como esta, ha indicado “contribuyen muchísimo al conocimiento verdad, a la reparación de las familias, pero también de la sociedad onubense. Es el deber de memoria que tenemos con la familias, con la sociedad y con las víctimas, que aquí aparecen, con nombres y apellidos, aparecen sus hijos y sus familiares, y sobre todo, aparecen visibilizados”.

Fernando Martínez ha subrayado que el franquismo trató de sacar de la escena públicas a las víctimas de los vencidos, “de ahí la importancia de darles rostros y nombres porque murieron con mucha dignidad defendiendo la legalidad republicana y de ahí la importancia de esta exposición, sobre todo para que los más jóvenes puedan conocer lo que ocurrió y para que no vuelva a repetirse”.

Para la presidenta de la Diputación, María Eugenia Limón, la muestra “sirve para reflexionar y para tener esperanza, una esperanza que somos responsables de entregar en forma de legado a las generaciones venideras”. Limón ha asegurado que se trata de una exposición muy especial, “porque hasta hoy no ha asistido un acercamiento tan completo a la represión franquista en la provincia de Huelva: Sociedad, educación, género, exilio, cultura… todos los ámbitos que sufrieron las consecuencias del periodo más oscuro de nuestra historia se reúnen en esta Sala para arrojar luz y dar a conocer a conocer lo que durante tiempo estuvo condenado al silencio”.

Este proyecto expositivo, comisariado por María Clauss, muestra una amplia y minuciosa reconstrucción de la represión franquista en la provincia desde diferentes ámbitos, como el testimonio de los familiares directos de las personas represaliadas, mapa y objetos de las fosas comunes que existen en la provincia, paneles descriptivos de las consecuencias de la represión y una instalación sobre las personas represaliadas.

El proyecto expositivo consta de diferentes bloques distribuidas en el espacio de la Sala de la Provincia. Por una parte, retratos y fotografías de 16 familiares directos de personas represaliadas de la provincia de Huelva, acompañadas por textos de Juan Cobos Wilkins y Rafael Adamuz: relatan otras tantas historias personales que suman una amplia visión de la diferentes consecuencias de la represión.

Una serie de paneles describen distintos aspectos relacionados con este periodo: desde el alzamiento y la Columna minera, las consecuencias en la cultura y la educación a los juicios sumarísimos y campos de concentración. La represión a la mujer y los homosexuales, los huidos escondidos y la represión a los fugados a Portugal son otros de los contenidos que se exponen, con textos de diferentes personas investigadoras y especialistas en historia.

La muestra incluye un mapa provincial de las fosas comunes y numerosos objetos hallados en las fosas de Nerva, Zalamea, Puebla de Guzmán e Higuera de la Sierra, además de una instalación con las fotografías de cien personas represaliadas en la provincia identificadas con su nombre.

El compromiso de la Diputación de Huelva con la Memoria Democrática se plasma en la creación del Comisionado provincial, constituido el 16 de junio de 2021. Desde entonces, sus objetivos se han ido desgranando en numerosas actividades, y en estos diez meses ya se ejecutado la práctica totalidad del proyecto inicial.

El Comisionado de Memoria Democrática reedita el libro ‘Perseguidos’ de Rafael Moreno

La obra, con prólogo de Baltasar Garzón, recoge las historias reales de represaliados en la provincia de Huelva durante el periodo de la Guerra Civil y los años posteriores

El Salón de Plenos de la Diputación ha acogido la presentación de ‘Perseguidos’, libro del periodista y escritor onubense Rafael Moreno, que ha sido reeditado por el Comisionado de Memoria Democrática. El libro, que ha sido presentado por el diputado provincial de Memoria Democrática, Salvador Gómez y el autor, recoge las historias de represaliados en la provincia de Huelva, durante el periodo de la Guerra Civil y los años posteriores, recuperando la vida quienes vivieron en primera persona el drama de la represión franquista.

‘Perseguidos’ es un libro que entrelaza una serie de historias que se desarrollan en un tiempo de represión y miedo. Los hechos que se narran están basados en las vivencias personales de personajes reales. Por un lado , la intensa vida del republicano José Domínguez ‘El Sastre’ (Puebla de Guzmán) y su testimonio sobre el crimen de las Rosas de Guzmán, un asesinato colectivo de quince mujeres que sobrecoge por su cruel significado. También recoge el manuscrito del ‘topo’ Rodrigo Miguela, que sobrevivió a la guerra civil oculto en un pequeño zulo excavado en su propia casa.

El texto saca del olvido las vicisitudes, hambruna y torturas que sufrieron miles de presos en el Campo de Concentración de Isla Saltés a través del viaje de Tomás Gento y el testimonio de Emilio Fernández ‘El Platero’. Vidas al filo de lo imposible.

Asimismo relata la captura en Portugal y envío a las cárceles de Huelva del poeta Miguel Hernández Gilabert, que resume a la perfección la suerte que corrió el poeta de Vientos del Pueblo en la España de Franco. Finalmente, el libro sirve para recuperar aquellas vivencias de la España del Estraperlo a través de la figura de Juan Rosa Gómez Moreno, militante comunista e integrante de las partidas que sobrevivieron en La Raya con Portugal.

El juez Baltasar Garzón, autor del Prólogo de esta edición escribe que ‘Perseguidos’ “tiene la virtud de romper el silencio, de recoger esas vivencias tan dolorosas, de una crueldad inimaginable, y recogerlas, trenzadas en un relato que no habla solo de los protagonistas que nos presenta, sino que va más allá y consigue que nos sumerjamos en la vida rota de un pueblo, el horror de los campos de concentración; en los sentimientos de quienes se veían presos, desesperados por sus familias, sabiendo que su vida no valía nada para sus verdugos. Y, por ello, podían perderla por una denuncia interesada, por una venganza o la codicia de arrebatar algún bien ajeno. O por pura y dura brutalidad”.

Según Baltasar Garzón, el autor de ‘Perseguidos’ «ha hecho un trabajo excelente de recopilación y de investigación. Pero a mí me ha impresionado en especial la manera de ponerse en la piel del otro y recrear los sentimientos y los escenarios». Para Garzón, quien tanto arriesgó y trabajó por esclarecer estos crímenes fascistas y aportar luz a esta etapa tan oscura de la historia de España, Rafael Moreno «ha conseguido asomarse, -y dejar que nos asomemos- a esa dimensión en que las sombras vuelven para contarnos quienes son y qué les sucedió. Eso es memoria histórica”.

Featured Video Play Icon

Santiago Ponce: «Los que se quedaron en las fosas y cunetas no se van a mover de ahí»

El diputado del PP se opone a la inversión de la Diputación de Huelva en memoria democrática con un llamativo argumento contrario a las pretensiones memorialistas

Un diputado del PP en la Diputación Provincial de Huelva ha mostrado su rechazo al presupuesto que la institución supramunicipal onubense destinará el próximo año a memoria democrática con un llamativo argumento contrario a las pretensiones de los colectivos memorialistas y de quienes defienden la justicia y la reparación para las víctimas del franquismo y sus familiares.

En concreto, durante el Pleno del ente provincial de este martes, en el que se aprobó el Presupuesto de la Diputación de Huelva para 2022, el diputado ‘popular’ Santiago Ponce defendió que quienes «se quedaron en las cunetas o en las fosas no se van a mover de ahí», motivo por el que se manifestó en contra de la inversión prevista por la institución en 2022 en materia de memoria democrática.

«Lamentablemente, los que se quedaron en las cunetas, se quedaron en las fosas, de ahí no se van a mover», comentó el diputado y concejal del grupo municipal del PP en el Ayuntamiento de Bonares, tras lo que, en base a esa tesis, prosiguió: «Qué más da hacer ese ejercicio el año que viene. Es una cuestión de priorizar», zanjó, tal y como puede verse haciendo click en la imagen que ilustra esta información.

El Comisionado de Memoria Democrática rinde un emotivo homenaje a Fernando Pineda

El órgano memorialista reconoce al presidente de la Amhph por su labor de muchos años en el ámbito de la investigación, divulgación y ayuda y asesoramiento a los familiares de las víctimas

El Comisionado de Memoria Democrática de la Diputación Provincial de Huelva ha rendido este lunes un emotivo homenaje al presidente de la Asociación de Memoria Histórica de la Provincia de Huelva (Amhph), Fernando Pineda, durante la inauguración de las Jornadas ‘Educación y Memoria Democrática’, un evento que durante este lunes y martes se desarrolla en la Universidad de Huelva (UHU) y que ha contado con la participación del Secretario de Estado de Memoria Democrática, Fernando Martínez.

Durante el acto, el portavoz del equipo de gobierno del ente supramunicipal, Salvador Gómez, ha hecho entrega de un distintivo al presidente de la entidad memorialista en reconocimiento a su labor durante muchos años no solo en el ámbito de la investigación y divulgación sobre la represión franquista en la provincia de Huelva, sino también en el de la atención permanente a los familiares de las víctimas, a quienes ayuda y asesora en la búsqueda de información y en la tramitación para la recuperación de los restos.

Pineda, que fue alcalde de El Campillo durante 20 años (De 1979 a 1991 y de 1999 a 2007) y es autor del libro ‘Memorias recuperadas – El Campillo Salvochea’, ha recibido con sorpresa este homenaje que no esperaba, tal y como él mismo ha reconocido. Tras unos minutos embargado por la emoción, que no le permitió articular palabras, y tras los aplausos del público, el presidente de la Amhph, que participa en las jornadas como ponente, ha mostrado su agradecimiento por este reconocimiento «que no merezco», ha indicado, al considerar que con esa labor no hace otro cosa que «cumplir con mi obligación y mi compromiso», ha remarcado.

La memoria democrática y la educación se unen durante dos días en la Universidad de Huelva

El secretario de Estado abre unas jornadas que combinan «memoria para conocer la verdad y educación sobre lo ocurrido para que no vuelva a repetirse»

La Universidad de Huelva acoge durante hoy y mañana las Jornadas ‘Educación y Memoria Democrática’ que, organizadas por el Comisionado de Memoria Democrática de la Diputación Provincial, han sido inauguradas este lunes con la asistencia del Secretario de Estado de Memoria Democrática, Fernando Martínez.

El diputado portavoz, Salvador Gómez, quien -junto al Secretario de Estado y la rectora de la UHU, María Antonia Peña- ha inaugurado las Jornadas, ha mostrado su agradecimiento a la Universidad por acogerlas como “lugar del conocimiento que es”. Según ha subrayado, para la Diputación de Huelva la Memoria Democrática es “un compromiso asumido por nuestra presidenta con la creación del Comisionado de Memoria Democrática, que está desarrollando un intenso trabajo y un amplio marco de actuaciones, en el que se inscriben estas Jornadas; un trabajo que, además, tiene vocación de continuidad”. Porque, según ha añadido, “la memoria no puede habitar en el olvido y es necesario que exista justicia, verdad y reparación”.

Para el Secretario de Estado de Memoria Democrática, Fernando Martínez, se trata de unas Jornadas que tratan de memoria, de educación y de paz, “porque, en última instancia, lo que buscamos es el encuentro, la paz, y aquí se combinan perfectamente esos tres conceptos: el de educación sobre lo que fuimos y de las luchas que hemos librado para conquistar las libertades democráticas y los derechos fundamentales; la memoria para conocer la verdad y para no olvidarla, y la paz para que no se repitan los hechos traumáticos del pasado”

Según ha afirmado, el Gobierno de España está haciendo una apuesta muy importante en relación a los temas de memoria y educación, “que tiene como expresión fundamental la Ley de Memoria Democrática, y también la Ley de Educación, que ya lleva consigo en una de sus disposiciones adicionales que la Memoria Democrática tiene que estar en los currículos. Y también la Ley de Universidades acaba de incluirla, por lo tanto hay una apuesta importantísima porque el conocimiento de la verdad llegue a nuestra gente joven, que es lo fundamental”.

En este sentido, señala que esta apuesta del Gobierno la comparten instituciones como la Diputación de Huelva y la Onubense, “y es importante que se produzcan estas sinergias, porque nos queda mucha tarea por delante”. Fernando Martínez ha asegurado que “la democracia no puede esperar más: ya llegamos tarde, y no podemos esperar porque tenemos deudas con todos los familiares que nos están pidiendo que le demos a los cadáveres de sus antepasados para darle digna sepultura. Deudas con la verdad histórica y con miles y miles de alumnos que no han llegado a conocer este periodo a lo largo de su formación; y deudas con el encuentro y con la paz y con aquellos que entregaron hasta su propia vida por defender las libertades”.

Por su parte, para la rectora de la UHU estas Jornadas suponen una “doble satisfacción, una como rectora porque nuestra Universidad acoja esta Jornada sobre Memoria y Educación, en ningún otro sitio se podrían aunar mejor estos dos temas” porque, según afirma “tenemos como Universidad la enorme responsabilidad de formar a los educadores, a esos profesores que luego tanto en primaria como en secundaria y en resto de ámbitos de la educación tendrán que trasladar el conocimiento sobre la memoria histórica y democrática”. Y en segundo lugar, Peña ha expresado su satisfacción como historiadora: “para mí la Memoria democrática no es una opción, es una obligación moral que corresponde poner en pie a todos los historiadores y a todas la personas interesadas en conocer nuestro pasado, tener un conocimiento preciso de las cosas que han ocurrido y poner en reparación esos hechos que de otra forma quedarían en un olvido injusto e inmoral”.

En la inauguración se ha realizado un homenaje a Fernando Pineda, presidente de las Asociación de Memoria Histórica y Democrática de la provincia de Huelva. Además, las artistas Helga y Carmen Molina han interpretado poemas musicados relacionados con el contenido del acto.

Estas jornadas van dirigidas tanto a los jóvenes que conformarán el futuro profesorado como al profesorado actual, ya que en las Jornadas están inscritos una veintena de profesores de los CEPES de la provincia”. Las Jornadas, que se celebran en horario de mañana y tarde, incluyen un amplio número de ponencias de un plantel de expertos -tres de ellos profesores de la UHU-, con posteriores coloquios, encuentros con familiares de víctimas, visitas y la actuación musical ‘Canciones para después de una guerra’, a cargo de Pepe Roca.

Organizan unas jornadas para educar a la sociedad en la Memoria Democrática

Promovidas por el Comisionado Provincial, están dirigidas a la enseñanza como «parte fundamental para que se conozca la verdad y haya justicia y reparación»

Educar a la ciudadanía y la sociedad en la Memoria Democrática y reivindicar “la justicia, verdad y la reparación” de las víctimas de la Guerra Civil y el franquismo es el objetivo de las Jornadas ‘Educación y Memoria Democrática’ que se celebran los días 22 y 23 de noviembre en la Universidad de Huelva. El vicepresidente de la Diputación, Juan Antonio García, el portavoz del equipo de Gobierno, Salvador Gómez y la vicerrectora de Proyección social y universitaria, Joaquina Castillo, han presentado el programa las jornadas, que se inaugurarán el lunes en la Facultad de Ciencias Experimentales con la presencia del Secretario de Estado de Memoria Democrática, Francisco Martínez.

Organizadas por el Comisionado de Memoria Democrática, su coordinador, Antonio Rus, ha explicado que estas Jornadas forman parte de un amplio conjunto de actividades que forma parte “del compromiso y la sensibilidad de la presidenta de Diputación con esta línea de trabajo”, como las actuaciones que se están desarrollando en una treintena de institutos de la provincia de Huelva o publicaciones relacionadas, lo que demuestran que estas Jornadas “no son un hecho aislado, sino que es un compromiso que tiene continuidad en el tiempo”.

Rus ha agradecido a la Universidad de Huelva y al equipo de personas que han hecho posible estas Jornadas, que son fundamentales para trabajar, “por un lado, con los jóvenes de los Institutos, que no conocen esta parte de la historia porque no están recogidas en los curriculos, pero también con el futuro profesorado, y con el profesorado actual, ya que en las Jornadas están inscritos una veintena de profesores de los CEPES de la provincia”.

Según el coordinador del Comisionado, se consigue así cubrir el espectro de la enseñanza, “que es fundamental para que se conozca la verdad, para que haya justicia, haya reparación y un compromiso de no repetición, es decir que no vuelva a ocurrir esto nunca más”.

La vicerrectora de Proyección social y universitaria ha detallado la contribución de la Universidad de Huelva al conocimiento y difusión de la Memoria Histórica, por una parte, como colaboradora de estas Jornadas, con tres profesores de la Onubense que imparten ponencias -Cristóbal García, Manuel Reyes Santana y Encarnación Lemus- pero también con la incorporación en la asignatura España Actual de la titulación de Historia, “que abordan la República, la Guerra Civil, el Franquismo y muy específicamente la represión franquista”. Según Joaquina Castillo, la UHU también participa, junto al resto de Universidades andaluzas en cursos de formación y en proyectos de investigación de temas “como la represión de la masonería, responsabilidades políticas, el exilio, la represión hacia la mujer, el exilio de los niños -estos dos temas tratados magníficamente por la profesora Encarnación Lemus- y los desenterramientos”.

La apertura de archivos franquistas con la llegada de la democracia, contribuyó, según la vicerrectora, a que se hayan producido “muchas investigaciones de muy buena calidad, en las que la Universidad de Huelva es pionera”, destacando la dirección de trabajos a todos los niveles, dirigidas especialmente por el Departamento de Historia “como Tesis doctorales, Trabajos de Fin de Máster, Trabajos de Fin de Grado, con la publicación de libros escritos por alumnos que ponen en valor la historia de sus pueblos y localidades durante esta etapa”. Castillo ha añadido que el profesorado de la Universidad de Huelva colabora con las diferentes asociaciones memoralistas de la provincia de Huelva, citando como ejemplo al profesor Cristóbal García, que ha impartido casi medio centenar de conferencias sobre la represión franquista de la mano del Foro por la Memoria”.

Las Jornadas, que se celebran en horario de mañana y tarde, incluyen un amplio número de ponencias, con posteriores coloquios, encuentros con familiares de víctimas, visitas y la actuación musical ‘Canciones para después de una guerra’, a cargo de Pepe Roca.

Diputación divulga la Memoria Democrática entre el alumnado de secundaria de la provincia

Limón presenta un conjunto de actividades organizadas por el Comisionado para contribuir “a la educación en la justicia, la verdad y la reparación”

Con el objetivo de sensibilizar a jóvenes y adolescentes de la provincia de Huelva sobre la Memoria Democrática y divulgar una parte de la historia silenciada durante muchos años, la Diputación ha puesto un marcha un conjunto de actividades que han sido presentadas por la presidenta de la institución provincial, María Eugenia Limón.

Organizadas por el Comisionado de la Memoria Democrática, creado como “un compromiso y una de las líneas de trabajo de la Diputación”, estas actuaciones y talleres en los centros educativos suponen un acercamiento a la sociedad para que adquiera un compromiso con la causa, y “para que en la provincia de Huelva no quede un resquicio de olvido, como dije en la constitución del Comisionado”.

‘Canciones para la memoria’, ‘Que no cese la esperanza’ y ‘La rueda violeta’, son las tres bloques de actividades que se van a llevar a cabo, con un total de 30 intervenciones dirigidas al alumnado de bachillerato y 4º de E.S.O, con una edad adecuada “para contribuir a promover en su educación la justicia, la verdad y la reparación que se merecen las víctimas de la represión”, según ha explicado Limón, que ha estado acompañada por Helga Molina y Carmen Molina, Alejandro Rivera y Cinta Entenza, encargados de impartir las diferentes propuestas.

El programa se realizará en institutos repartidos por todas las comarcas onubenses y en él participarán unos 600 alumnos y alumnas, si bien se espera que el programa tenga continuidad y llegue en futuras ediciones a todos los municipios de la provincia de Huelva.

La propuesta ‘Canciones para la memoria’, está a cargo de Las Molina. Con la voz y la sensibilidad que las caracterizan, Helga Molina y Carmen Molina, acompañadas del guitarrista Francis Gómez, interpretarán poemas musicados que acercarán a los alumnos y alumnas la memoria democrática, contextualizando el momento histórico en el que vivieron los autores de los distintos temas y lo que quisieron contar.

La empresa onubense Platalea, conocida por sus recreaciones divulgativas de la historia, llevará a los centros educativos el programa ‘Que no cese la esperanza, Canciones y poemas en la Memoria’. Diego Vázquez y Alejandro Rivera son los encargados de contar la historia de un abuelo, que no conoció a su padre, represaliado tras la guerra civil, y que recibe la visita de su nieto, con quien conversa sobre el pasado y el futuro. En esta conversación, llena de recuerdos y esperanzas, se intercalan canciones, como Ay Carmela o Libertad sin ira de Jarcha, así como poemas de Antonio Machado, Rafael Alberti o Carmen Conde, entre otros.

Y el tercer bloque, enmarcado en el programa ‘La rueda violeta’, de la especialista en género Cinta Entenza, es la taller ‘La rueda de las olvidadas’, que ayudará al alumnado a comprender los relatos que constituyen nuestra historia como sociedad y por qué se quedaron fuera las mujeres. Reconstruir las historias ocultas de mujeres que destacaron en diferentes disciplinas y reflexionar para identificar estereotipos  interiorizados  en los libros de texto y comprender mejor nuestra realidad actual son algunos de los objetivos de este taller que reivindica que las mujeres siempre hicieron historia.

Con este conjunto de actividades, que comenzaron la pasada semana, el Comisionado contribuye a acercar la Memoria Democrática a las aulas con diferentes formatos y dinámicas. Se realizarán 10 intervenciones de cada propuesta a lo largo del mes de noviembre y principios de diciembre.

El pasado mes de junio, con la presencia del Secretario de Estado de Memoria Democrática y la presidencia de honor del juez Baltasar Garzón, se constituyó en el Foro Iberoamericano el Comisionado Provincial, que desde el primer momento se puso a trabajar en colaboración con los familiares de las víctimas y los investigadores.

Junto a la batería de actuaciones presentadas hoy, el Comisionado está trabajando en otros proyectos, como la edición de publicaciones y la organización de unas jornadas, “para seguir cumpliendo así el compromiso de esta Diputación con una parte de nuestra historia que nunca mas permanecerá silenciada”, ha concluido Limón.

El Comisionado de Memoria Democrática echa a andar para que «no quede un resquicio de olvido» en Huelva

En el acto de constitución del nuevo órgano de la Diputación, que cuenta con un presupuesto de 100.000 euros, ha sido nombrado presidente de honor el exjuez Baltasar Garzón

«Que en la provincia de Huelva no quede un resquicio de olvido y cada una de las partes que conforma esta compleja sociedad adquiera un compromiso sincero. Que podamos mirar atrás sin miedo a que aquella etapa tan dramática vuelva a repetirse y que la memoria de nuestras víctimas esté presente para hacernos trabajar hacia un futuro de convivencia en armonía». Con estas palabras se ha referido la presidenta de la Diputación, María Eugenia Limón, al Comisionado provincial para la Memoria Democrática que se ha constituido hoy en el Foro Iberoamericano de La Rábida.

Limón ha afirmado que la memoria de los pueblos onubenses, como la del resto de Andalucía, «está marcada por el episodio más negro de la historia de nuestro país, un episodio de guerra y de represión». Según ha señalado, «si hay un dolor que perdura en lo profundo de nuestra gente y se perpetúa a través de los años, es el de las familias de tantas personas desaparecidas, víctimas de asesinatos, de torturas, de humillaciones, privadas de la más mínima dignidad». Al acto han asistido familiares de víctimas que fueron enterradas en las fosas comunes existentes en diferentes puntos de la provincia, quienes han recibido un aplauso de apoyo y respeto.

Gracias a su lucha incesante, al trabajo de los colectivos memorialistas y los equipos de arqueólogos y antropólogos, presentes también, «hallaremos juntos la justicia, la verdad y la reparación que hoy les corresponde por ley», ha añadido la presidenta. Del Gobierno de España ha subrayado que, por primera vez en la historia, haya elevado la Memoria Democrática, al primer nivel de la política de Estado, agradeciendo al secretario de Estado de Memoria Democrática, Fernando Martínez, su presencia.

En cuanto al Comisionado Provincial, que cuenta con un presupuesto propio de 100.000 euros y entre sus actuaciones, la presidenta de la Diputación ha anunciado algunas de sus actuaciones, como la elaboración, en colaboración con los familiares de las víctimas y los investigadores, del diccionario biográfico de los represaliados del franquismo en la provincia de Huelva o la difusión cultural de nuestra memoria mediante exposiciones, conferencias, encuentros, jornadas, conmemoraciones, homenajes, etc.

También se llevará a cabo la localización, con el resto de las Administraciones Públicas, tanto locales como Estatales, y con las Asociaciones Memorialistas, de las fosas con especial atención a las de las Fosas de la Puebla de Guzmán y la de las Fosas de Zufre, así como de las exhumaciones, en dichas fosas, de las víctimas de la represión franquista, ya identificadas en la provincia de Huelva.

La creación becas para investigadores sobre la Memoria Democrática de Huelva, así como un premio de investigación sobre Memoria Democrática de la Provincia de Huelva para alumnos de la UHU será otra de las actuaciones del Comisionado, además de la creación oficinas comarcales para la atención a los familiares de las víctimas y recoger sus iniciativas y facilitar a los familiares de las víctimas la extracción de sangre, para su posterior envío a la Universidad de Granada y comprobación del ADN.

En el acto -conducido por el coordinador del Comisionado, Antonio Rus-, la presidenta de Diputación ha incidido en la aplicación de la perspectiva de género a la memoria histórica: «cada día son más las voces con autoridad que ponen de manifiesto el horrible ensañamiento que sufrieron las mujeres durante aquella etapa, vinculando incluso esta realidad con la dificultad de localizar fosas con restos de mujeres».

Por su parte, el Secretario de Estado de Memoria Democrática, Fernando Martínez, ha destacado que “desde el gobierno central se tiene la firme decisión de ir resolviendo los problemas que todavía se mantienen desde la época de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura”. Las heridas del pasado, ha añadido Martínez, “se curan con más verdad, con más justicia y más reparación. El olvido es incompatible con la democracia”. Martínez ha anunciado que «estamos en las mejores condiciones para impulsar la Ley de la Memoria Democrática que, en muy corto espacio de tiempo, va a entrar por segunda vez en el Consejo de Ministros y pasará inmediatamente al trámite parlamentario».

En el día de la constitución del Comisionado provincial, el juez Baltasar Garzón, con una amplia trayectoria en la defensa de los Derechos Humanos y un referente en la justicia internacional, ha asumido la presidencia de honor del Comisionado, simbolizada en una distinción que lleva impresa el nombre de las rosas de Zufre y de Puebla de Guzmán.

Garzón ha agradecido a la Diputación la puesta en marcha de esta iniciativa y ha asegurado que “el grave error de quienes actúan en contra de la memoria es que, además de desconocer un derecho fundamental de las víctimas, no entienden lo que realmente es el derecho a la verdad, a la justicia y a la reparación». La memoria, ha apuntado «no es el pasado ni es es solo recordar: es construir, construir hoy, construir para el mañana; es es educar, es mostrar, enseñar, trasparentar lo que ocurrió no vuelva a suceder”.

Entre los presentes en el acto ha estado la Fiscal General del Estado y ex Ministra de Justicia, María Dolores Delgado, parlamentaria andaluza María Márquez, impulsora y ponente socialista de la Ley de Memoria Histórica y Democrática andaluza de 2017. El acto ha finalizado con actuación de Helga y Carmen Molina y Juan José Oña, quienes han interpretado poemas de Miguel Hernández y Antonio Machado.

Garzón será presidente de honor del Comisionado para la Memoria Democrática de la Diputación

María Eugenia Limón recibe al exjuez antes del acto de constitución del órgano, que se celebra mañana

La presidenta de la Diputación de Huelva, María Eugenia Limón, ha recibido en su despacho al ex juez Baltasar Garzón, quien mañana en el acto de constitución del Comisionado para la Memoria Democrática de la Diputación de Huelva, asumirá la presidencia de Honor. Este Comisionado, que depende directamente de la Presidencia de la Diputación, cuenta ya en 2021 con una partida presupuestaria, poniendo de manifiesto la sensibilidad especial del organismo provincial hacia la Memoria Histórica.

María Eugenia Limón ha expresado a Baltasar Garzón la importancia de crear este Comisionado para la recuperación de la Memoria Democrática y desarrollar una línea de actuaciones que, sin ser competencia directa de la Diputación, “nos ayuden a dignificar y cerrar definitivamente las heridas de las víctimas y sus familiares y a reparar su sufrimiento y su dolor, ampliados por la falta de reconocimiento”.

El acto de constitución del Comisionado, que se celebrará mañana en el Foro Iberoamericano de La Rábida, estará conducido por la parlamentaria andaluza María Márquez, que fue quien defendió la ley andaluza en el Parlamento, y contará con la presencia del secretario de Estado para la Memoria Democrática, Fernando Martínez, así como con representantes de las asociaciones de Memoria Histórica de la provincia y víctimas de la dictadura.