El Ayuntamiento de Nerva, «sorprendido» por la suspensión del Festival Nacional de Cortos

El Consistorio deja claro que sufragó el 70 por ciento del coste de las ediciones anteriores

El Ayuntamiento de Nerva ha mostrado su «sorpresa» por la decisión de la Sociedad Centro Cultural de la localidad de no celebrar este año el Festival Nacional de Cortos SCC Express, un evento que nació en 2018 y que el año pasado celebró su segunda edición.

A través de un comunicado remitido a TINTO NOTICIAS -El periódico de la Cuenca Minera de Riotinto-, el Consistorio nervense señala, en primer lugar, que se trata de una decisión tomada por la citada entidad «de forma unilateral», pues «al Ayuntamiento no se han dirigido en ningún momento» para abordar este asunto, han añadido.

Asimismo, desde el Consistorio han destacado que el Ayuntamiento sufragó más del 70 por ciento de los gastos de las ediciones anteriores, tras lo que han dejado claro que «no tenemos ninguna discrepancia institucional y menos por motivos políticos» con la entidad que organiza el certamen.

Por último, respecto a las declaraciones realizadas por la organización del festival, en las que se indicaba que el certamen necesitará “un mayor apoyo, sobre todo de empresas privadas”, para volver en un futuro, desde el Consistorio han indicado que, «en cuanto a los sponsor privados, no podemos hacer nada».

La organización del certamen Nerva anunció el pasado 10 de febrero que este año no celebrará la tercera edición del evento debido a que, “por circunstancias tanto propias como ajenas, este año no estaríamos a la altura del festival y de sus participantes”, si bien dejaron claro “esto no es un adiós”, sino “un hasta pronto”.

“Trabajaremos duro para poder volver, para seguir sumando y haciendo crecer un proyecto que es para todos”, agregaron, tras lo que concretaron que “esperamos volver en 2021 con un tema más jugable, nuevos paisajes, menos horas de sueño, más paellas y, sobre todo, con las pilas más cargadas”.

El Festival de Cortos de Nerva necesita «más apoyo» para retomarse en un futuro

El director del certamen, José Vázquez, ve «una auténtica lástima que proyectos de esta índole tengan que paralizarse»

El Festival Nacional de Cortos SCC Express de Nerva, que en este 2020 no celebrará su tercera edición, necesitará «un mayor apoyo, sobre todo de empresas privadas», para volver en un futuro.

Así lo ha manifestado el director del certamen, José Vázquez, un día después de anunciar, tal y como informó TINTO NOTICIAS -El periódico de la Cuenca Minera de Riotinto-, que este año no habrá festival, una decisión que la organización atribuyó a que, “por circunstancias tanto propias como ajenas, este año no estaríamos a la altura» del mismo.

«Es una auténtica lástima que proyectos de esta índole tengan que paralizarse», ha continuado Vázquez, «pero para que el festival siguiese creciendo, este año no se daban las mejores circunstancias», ha agregado, pues, según ha insistido, «organizar un proyecto de esta envergadura requiere de mucho tiempo, muchos recursos y, sobre todo, mucho compromiso».

La organización del evento, organizado por la Sociedad Centro Cultural de Nerva, es consciente de que la noticia ha sido una «sorpresa», ya que «se esperaba la continuidad de un festival que, pese a su juventud, empezaba a consolidarse en el panorama nacional», ha señalado. 

De hecho, «los datos de las dos primeras ediciones eran envidiables: más de 200 participantes de todo el panorama nacional, una veintena de cortometrajes rodados íntegramente en la Cuenca Minera, más de 100.000 impactos en prensa… Además, el festival ha formado parte de las mesas de trabajo organizadas en el marco del Festival de Cine de Sevilla para la creación de redes de festivales autonómicos», han recordado desde la organización.

El Festival Nacional de Cortos SCC Express de Nerva era único en todo el panorama nacional. Los participantes debían grabar sus trabajos en menos de 48 horas, teniendo como escenarios distintas localizaciones de Nerva y la Cuenca Minera de Riotinto, una comarca que por lo tanto era la auténtica protagonista de todos los trabajos presentados. Además, pese a haber otros festivales express, el nervense era «el único en el que los participantes disfrutaban de un fin de semana de cine», subrayan desde la organización.

Los Hermanos Lagares, ganadores de un Goya y miembros del jurado en la pasada edición, han mostrado su apoyo al certamen, que a juicio de estos cineastas palmerinos era este año más necesario que nunca por las recientes inundaciones sufridas en la localidad, por lo que creen que «instituciones y empresas deberían apoyar este festival más que nunca».

Por último, «el festival no ha querido despedirse sin agradecer a todos los que han hecho posible estas dos ediciones. Ojalá Nerva vuelva a convertirse en un plató de cine cuanto antes», subrayan desde la organización.

«Nuestra primera cámara fue más barata que pasarla por la aduana»

Los Hermanos Lagares, que crearon la primera Escuela de Animación en Plastilina de España y fueron los primeros en estar preseleccionados a los Oscar en tres apartados distintos, repasan su trayectoria en una entrevista concedida a Tinto Noticias durante su estancia en el II Festival de Cortos SCC Express de Nerva 

Más de 90 jóvenes de todo el territorio nacional se reunían este fin de semana en Nerva para vivir un fin de semana de cine gracias al II Festival Nacional de Cortos SCC Express, promovido y organizado por la Sociedad Centro Cultural de la localidad nervense, donde los cineastas participantes tuvieron menos de 48 horas para idear, editar y entregar su cortometraje. Un proyecto que contó con un jurado de excepción, formado por los hermanos Lagares, los palmerinos que se hicieron con el Goya por su cortometraje ‘Los girasoles’ y que fueron preseleccionados a dos categorías de los Óscars; Marisa Pérez, actriz sevillana con una amplia trayectoria en el mundo del teatro, del cine y de la televisión, y que ha formado parte del Liceo de Moguer durante varios años (actuando en el Tetaro Lope de Vega de Sevilla, o el Teatro de la Luz Philips de Madrid); el fotógrafo y profesor de cilos formativos Francisco Vázquez; y el nervense Rafael Prado, pianista, compositor y Doctor en Comunicación Audiovisual, que vuelve a participar como miembro del jurado por segundo año consecutivo.

Una actividad que ha aprovechado TINTO NOTICIAS -El Periódico de la Cuenca Minera de Riotinto- para conocer mejor a los Hermanos Lagares a través de esta entrevista, en la que pudimos comprobar cómo son miembros de la Academia de las Artes y Ciencias Cinematográficas de España y del Gremio de Directores de Cine de la Academia y cuentan con el Goya al Mejor cortometraje de animación por ‘Los girasoles’, dos nominaciones a los Premios Goya, tres preselecciones a los Premios Goya (Animación, Ficción y Documental), dos preselecciones al Oscar de Hollywood (en Largometraje y Cortometraje de Animación) y más de 300 premios nacionales e internacionales en sus más de 50 producciones. Trayectoria por la que han recibido, además, la Medalla al Arte, Cultura y Educación de La Palma del Condado.

Corría el año 2000 cuando dos cineastas onubenses, hasta ese momento desconocidos para el gran público, copaban todos los informativos nacionales al alzarse con el Goya al Mejor Cortometraje de Animación por ‘Los Girasoles’, un trabajo con el que los hermanos José Lagares y Manuel Lagares, naturales de La Palma del Condado, ponían de manifiesto su valía en materia cinematográfica. No en vano, estos onubenses se convertían así en los primeros andaluces en lograr un Goya en Cortometraje, reconocimiento que, además, recibían de manos del dibujante y humorista Forges en la gala de la 14 edición de los Premios Goya.

‘Los Girasoles’ narra la historia de Ka y Sun, una pareja que se declara su amor e intenta dar el gran salto en busca de su libertad. Un bonito trabajo de estos onubenses, al que le han seguido numerosas historias pensadas para la gran pantalla. Porque los Hermanos Lagares son incansables, unos auténticos enamorados del séptimo arte desde niños. Su interés por el cine, de hecho, comenzó desde muy pronto. Hay que recordar que José nació en 1960 en La Palma del Condado, mientras que Manuel, aunque se siente plenamente onubense, nació dos años después, en 1962, en Barcelona, debido a que sus padres emigraron a Cataluña a principios de los sesenta por motivos laborales.
Este hecho ha motivado que la mayor parte de sus vidas la hayan pasado en tierras catalanas, pero, tal y como nos confiesa Manuel Lagares, “nos consideramos totalmente de Huelva, porque la mitad del año estábamos en La Palma. Yo nací en Barcelona, pero fue por algo totalmente circunstancial, porque mis padres emigraron, pero yo me considero de La Palma del Condado, choquero. Y toda mi familia es de aquí, en Huelva y La Palma. Es cierto que tengo una parte de catalán, pero mi corazón y mi mente son choqueras. De hecho, siempre estábamos deseando que llegaran las vacaciones para venirnos a Huelva”.

Fue en la ciudad condal donde comenzaron a ver cine, mucho cine. Según recuerda Manuel, “nos encantaba ver todo tipo de películas, de diferentes géneros, en el cine de nuestro barrio, Trinidad, y en nuestra propia casa. Y fue así cómo surgió nuestra afición a este mundo. Tuvimos claro desde el principio que nos queríamos dedicar a esto. Así que, muy pronto, comenzamos a querer hacer nuestras propias películas. Recuerdo que empezamos con una Super 8, una cámara que nos regaló mi padre, después de comprarla en Ceuta. Y fue muy gracioso, porque tuvo que pasar la aduana, para lo cual tuvo que pagar 5.000 pesetas, de las de entonces, con lo que costó más la aduana que la propia cámara”.

Para sus primeros trabajos audiovisuales contaron con compañeros y amigos, pero, “como muchos eran muy informales, pensamos que lo mejor era decantarnos por la animación”, nos cuenta Manuel, que asegura que “como entonces no había ninguna formación al respecto, tuvimos que aprender nosotros mismos de forma totalmente autodidacta. Así que empezamos a trabajar con plastilina a modo de prueba. Fue increíble, aunque nos suponía mucho esfuerzo, puesto que para hacer un segundo teníamos que trabajar durante dos o tres horas. Y es que no teníamos ningún tipo de estructura, sino que comenzamos metiendo las figuras de plastilina en palillos de diente. Pero, cuando vimos la plastilina en movimiento, nos pareció magia. Luego, para ‘Los Girasoles’, utilizamos pequeños alambres”.

Un trabajo minucioso que supuso que para la realización del cortometraje premiado con el Premio Goya tuvieran que emplear dos años, en los que dedicaban doce horas diarias a prepararlo. Además, su presupuesto fue de 25 millones de pesetas, convirtiéndose entonces en el corto más caro de la historia del cine español. Pero, aseguran, aunque no tenían pensado ganar nada, el resultado mereció la pena, más aún cuando se alzaron con el Goya. Aquel Goya, de hecho, supuso un antes y un después en su carrera profesional. Según afirman, “el ganar el Goya fue increíble, porque, a partir de ese momento, los profesionales del cine te respetan y te escuchan más. Puedes tener un diálogo, al menos, con los productores. Otra cuestión diferente es que te financien, claro”. Además, al año siguiente, en 2001, ‘Los Girasoles’ fue preseleccionado al Oscar.

Pero no fue el único logro de estos cineastas onubenses, porque, además, en 2003, volvieron a ser pioneros después de que su título ‘La Jugada’, protagonizado por Paxi Disqué y Paco del Río, fuera preseleccionado de nuevo para el Oscar, esta vez en la categoría de Cortometrajes de Ficción, con lo que se convertían en los únicos que han estado en la antesala del famoso premio de la meca de Hollywood en tres apartados distintos, puesto que luego también se ha añadido el de Largometraje. De este modo, demostraron que no son sólo directores de cine de animación, sino también de cualquier género de ficción.

Desde entonces hasta ahora, los Hermanos Lagares no han parado de trabajar, llevando sus producciones a diferentes festivales, en los que han conseguido unos 300 premios, incluyendo, entre otros, el Festival de Cannes. Además, entre otras iniciativas, crearon la primera Escuela de Animación en Plastilina de España en Barcelona, un centro de estudios que estuvo en funcionamiento entre 2000 y 2014, obteniendo fama mundial por la utilización de la técnica del stopmotion.

Ahora, los Hermanos Manuel y José Lagares están viviendo en La Palma del Condado, donde se han afincado desde hace cinco años, por lo que han regresado a su localidad natal. Y, desde aquí, desde Huelva, no paran, como hemos podido comprobar en este Festival de Cortos de la Cuenca Minera.

Una comedia sobre diversidad sexual gana el II Festival Nacional de Cortos de Nerva

Nervasmus, de la productora sevillana Half Lemon Pictures. logra seis de los nueve premios, entre ellos el de Mejor Cortometraje

La productora sevillana Half Lemon Pictures ha sido la ganadora del II Festival Nacional de Cortometrajes SCC Express de Nerva con ‘Nervasmus’, un corto que, de una forma cómica, ha conseguido normalizar la bisexualidad, la homosexualidad y la libertad de amar y ser amado.

A través de un ficticio erasmus en Nerva, el film, que se ha alzado con seis de las nueve menciones (Mejor Cortometraje, Mejor Dirección de Fotografía, Mejor Montaje, Mejor Sonido, Mejor Guión y Mejor Actor), logró despertar las carcajadas de los asistentes a la gala de clausura del certamen, que celebró este domingo en el Teatro Victoria de la localidad.

Las granadinas de la productora de Azogue se hicieron con el premio al Segundo Mejor Cortometraje con su trabajo ‘Cuerpos habitados’, que aborda dos temas que siguen siendo un tabú como el poliamor o el género no binario, mientras que el equipo de Bachiqué Productions, grupo más galardonado en la primera edición, se hizo con el Premio del Público con su cortometraje DenunciApp, en el que se invita a los espectadores a vivir y dejar vivir.

También cabe destacar que el jurado fue incapaz de determinar una candidata para mejor actriz, por lo que eligieron a dos, las sevillanas Andrea Balbocín y María Alegre, de ‘Desde el principio’ y ‘Kairós’.

El director de este festival organizado por la Sociedad Centro Cultural de Nerva, el nervense José Vázquez González, ha destacado que el certamen «se envolvió en la bandera arcoíris para enseñarnos que Nerva y la Cuenca son lugares con orgullo», pues la temática del certamen, tal y como ya informó TINTO NOTICIAS -El Periódico de la Cuenca Minera de Riotinto- ha sido la diversidad sexual.

La Sociedad Centro Cultural daba con ello una muestra más de su apoyo al colectivo LGTBIQ+, algo que la segunda sociedad más antigua de España ha venido haciendo desde que la actual directiva se puso al mando de la misma con iniciativas como la primera tertulia LGTBI o acciones en las que mostró que la edad no tiene nada que ver con la defensa de la libertad y del amor.

Ahora, con este II Festival Nacional de Cortometrajes, la Sociedad Centro Cultural «ha mostrado la imagen más abierta de Nerva», ha continuado el director del certamen, al tiempo que ha indicado que uno de los retos de los participantes, que conocieron esta temática el pasado viernes, ha sido «cómo hacer un corto sobre esto y escapar de tópicos, estereotipos y tramas lacrimógenas».

Por último, desde la organización han destacado que «el nivel que los diez equipos ha demostrado no han tenido nada que envidiar a las grandes producciones», con «planos con un dron que se mecía sobre el Tinto» o «historias únicas e increíbles que mostraban otras perspectivas de sentirse orgulloso», ha enfatizado Vázquez, quien también ha puesto el acento, por último, en el «protagonismo» que han tenido los pirulitos, «una de las localizaciones del festival que aparece en la gran mayoría de cortometrajes».

Cabe destacar igualmente el gran nivel del jurado, que ha estado formado por los hermanos Lagares, ganadores de un Goya por su corto ‘Los girasoles’, la actriz sevillana Marisa Pérez, el fotógrafo y profesor Francisco Vázquez y el pianista y compositor nervense Rafael Prado.

La Cuenca se convierte en un plató de cine sobre diversidad sexual

Los participantes en el II Festibal Nacional de Cortos de Nerva tienen menos de 48 horas para rodar y entregar sus trabajos

Nerva celebra en estos momentos la segunda edición de su Festival Nacional de Cortometrajes SCC Express, un evento promovido y organizado por la Sociedad Centro Cultural de la localidad en el que los participantes tienen menos de 48 horas para idear, rodar, editar y entregar un corto.

Al igual que el año pasado, los 90 cineastas de todo el territorio nacional que participan en el evento no conocieron hasta este viernes la temática de los cortometrajes, que este año no es otra que la diversidad sexual, con lo que la organización ha querido conmemorar el 50° aniversario de los disturbios de Stonewall.

Tras la recepción de los participantes y la reunión en la que se dio a conocer la temática de los cortos, que tuvo lugar este viernes, los 11 equipos que participan en el evento han comenzado este sábado los rodajes, tras lo que tendrán que entregar los trabajos terminados a las 13.00 horas de este domingo.

Ya por la tarde, a las 18.00 horas, el Teatro Victoria de Nerva abrirá sus puertas para acoger la Gala del II Festival de Cortos SCC Express, en la que se visionarán los cortometrajes y se entregarán los premios que previamente habrá elegido un jurado de lujo, formado este año por los hermanos Lagares, ganadores de un Goya por su corto ‘Los girasoles’, la actriz sevillana Marisa Pérez, el fotógrafo y profesor Francisco Vázquez y el pianista y compositor nervense Rafael Prado.

Los hermanos Lagares formarán parte del jurado del II Festival de Cortos de Nerva

La actriz sevillana Marisa Pérez, el fotógrafo Francisco Vázquez y el compositor Rafael Prado completan el equipo que decidirá los ganadores de esta segunda edición del certamen promovido por la Sociedad Centro Cultural de la localidad

La segunda edición del Festival Nacional de Cortometrajes SCC Express de Nerva, que se celebra del 28 al 30 de junio, contará con un jurado de lujo del que formarán parte los hermanos Lagares, palmerinos que se hicieron con el Goya por su corto ‘Los girasoles’ y que fueron preseleccionados a dos categorías de los Óscars.

A ellos se unen, además, la actriz sevillana Marisa Pérez, que cuenta con una amplia trayectoria en el mundo del teatro, el cine y la televisión, el fotógrafo y profesor Francisco Vázquez y el pianista y compositor nervense Rafael Prado, doctor en comunicación audiovisual que participa en el jurado por segundo año consecutivo y tiene una estrecha vinculación con el sector.

Marisa Pérez

La composición del jurado es un ejemplo más del éxito de este certamen que puso en marcha el año pasado la Sociedad Centro Cultural de Nerva y que, para esta segunda edición, agotó todas las plazas de inscripción en menos de un mes, la mitad del plazo estipulado.

Francisco Vázquez

Más de 90 jóvenes de todo el territorio nacional se reunirán en Nerva para vivir un fin de semana de cine. Allí tendrán menos de de 48 horas para idear, editar y entregar su cortometraje. Y por si fuera pcoo, hasta el viernes desconocerán la temática del cortometraje y los lugares en los que rodar.

Rafael Prado

La gala tendrá lugar en el Teatro Victoria de Nerva el domingo 30 de junio a las 18.00 horas. Allí se visionarán por primera vez los trabajos, el jurado deliberará y se procederá a la entrega de premios. Los participantes y los asistentes a la gala podrán fotografiarse con los hermanos Lagares y su tan ansiada estatuilla.

Más de 80 cineastas de toda España se darán cita en Nerva

El Festival Nacional de Cortos SCC Express, que se celebra del 6 al 8 de julio, acogerá participantes de varias comunidades

Más de 80 cineastas de toda España participarán en el Festival Nacional de Cortos SCC Express, que se celebra del 6 al 8 de julio en Nerva.

La Sociedad Centro Cultural de la localidad, organizadora del evento, se ha visto «sorprendida» por el número de participantes y la procedencia de éstos, algo que considera «un éxito sin precedentes», pues entre los inscritos hay grupos procedentes de casi todas las provincias de Andalucía y de otras del territorio nacional como Madrid, Castilla-La Mancha o el País Vasco.

Los participantes tendrán menos de 48 horas para grabar y producir su cortometraje y no conocerán el tema principal sobre el que versarán sus cortos hasta el viernes 6 de julio, día en que da comienzo el festival, lo que «supone todo un reto en sí mismo», señalan desde el Centro Cultural.

Junto al tema principal, se les dará una lista de monumentos y enclaves de Nerva, de los que al menos dos deberán aparecer en sus trabajos, ya que uno de los objetivos del certamen es promover el turismo en la localidad onubense y en la Cuenca Minera de Riotinto, de modo que «turismo, cultura y juventud se darán la mano para convertir Nerva en un auténtico plató de cine», subrayan desde la sociedad organizadora.

El Centro Cultural cree que el «éxito» de participación se debe «en gran medida» a las condiciones y facilidades que tienen los participantes, pues los premios ascienden a 1.000 euros y el alojamiento corre a cargo del Ayuntamiento de Nerva, que colabora con el evento.

Nerva acogerá en julio un festival nacional de cortometrajes

Nerva acogerá del 6 al 8 de julio un festival nacional de cortometrajes. Será gracias a una iniciativa de la Sociedad Centro Cultural de Nerva, que organiza esta primera edición de lo que ha bautizado con el nombre de Festival Nacional de Cortometrajes SCC Express, «un evento novedoso que pretende convertir la localidad onubense en un plató durante todo un fin de semana», aseguran desde la entidad. El festival cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Nerva, que proporcionará alojamiento gratuito a todos los participantes en el mismo.

Tal y como destacan desde la citada sociedad, «este proyecto nace con la ilusión de poner en valor el talento y la creatividad de los jóvenes españoles, para lo que el festival «pretende ser un espacio creativo y de interacción entre los distintos participantes» en una época en la que, añaden, «sigue aumentando» el número de estudiantes que se interesan por el sector en los siete centros públicos de Andalucía en los que actualmente se imparten estudios audiovisuales.

Al hilo de las recientes reivindicaciones en el sector, «uno de los criterios que se tendrá en cuenta para la selección de los participantes será la equidad de los equipos», tal y como ha explicado la entidad organizadora, que pretende con ello «dar visibilidad al trabajo de las mujeres en el sector audiovisual».

El festival consta de dos fases. En la primera se seleccionarán los participantes de entre todos los grupos que se hayan inscrito. La inscripción es gratuita y el plazo está abierto desde el 9 de abril hasta el 17 de mayo, tras lo que, el 29 de ese mismo mes, se anunciarán los participantes. 

La organización elegirá un jurado compuesto por profesionales del sector audiovisual y del arte dramático, así como por docentes de materias relacionadas con el audiovisual y la creatividad. Actualmente hay confirmadas tres categorías de premios, que suman un total de 1.000 euros, y cuatro menciones al mejor actor, actriz, guión y dirección de fotografía.

La Sociedad Centro Cultural de Nerva destaca que «los participantes contarán con un entorno único como es la Cuenca Minera de Riotinto, en el que lo exótico se mezcla con la historia, un lugar que parece de otro planeta y en el que seguro podrán llevar su creatividad hasta sus límites».